Kathy Sáenz, mujer de armas tomar

Kathy Sáenz, mujer de armas tomar

Con la fuerza y el poder que la caracterizan, la talentosa actriz comenzó una nueva vida en México.

Kathy Saenz

Está más linda y sensual que nunca. Así nos lo demostró en esta sesión de fotos, en la que los pantalones y los abrigos se convierten en protagonistas de su look.

Foto:

Il Retallack

Por: Ángela Landínez
08 de marzo 2019 , 07:17 p.m.

Hace año y medio, Kathy Sáenz y su esposo, Sebastián Martínez, tomaron una de las decisiones más importantes de su vida como pareja: vivir fuera de Colombia. Llegaron a esa determinación después de que él fue escogido para protagonizar la versión mexicana de Rosario Tijeras.

Pero, más allá de empacar maletas y empezar un nuevo camino, la tarea más pesada debía afrontarla ella: reorganizar la vida de los cinco miembros de su familia, principalmente las de sus hijos (Alana, Shenoa y Amador). Hoy, todo está encaminado y soplan vientos de alegría y tranquilidad.

Viven en Polanco, uno de los barrios más reconocidos de Ciudad de México. Allí nos abrió las puertas de su casa y nos recibió, como siempre, con su especial sencillez, carisma y sensibilidad, para contarnos todos los detalles de este nuevo ciclo personal.

¿Te ha gustado vivir en México?

Este cambio llegó inesperadamente, en un momento muy lindo, cuando habíamos pensado hacerlo porque estábamos un poco agotados de la ciudad. Este país es un buen vividero, por el clima y las personas. La verdad, nos ha encantado.

¿Sientes que estás mejor aquí, que en Bogotá?

Yo adoro mi ciudad, pero la vida en Bogotá está muy difícil, no solo por el tráfico que la hace invivible, sino también por la calidad de vida. Aquí, el tráfico igualmente es pesado, pero solo en horas pico; de resto, uno se puede mover con facilidad.

¿Pero extrañas a Colombia?

Claro que sí; allí están mis hijas, mi familia. Además, la comida es irremplazable, igual que su ambiente, así como la calidad de las personas.

Al estar lejos de tus amigos y familia, ¿quién es tu confidente y ‘paño de lágrimas’?

Sebastián siempre ha sido esa persona. Él está a mi lado en todo momento. Además de ser mi esposo y mi amigo, es la persona con la que comparto mis días, mis horas, mi vida y todo. Es él quien me ayuda y me saca adelante en los momentos difíciles. Soy muy afortunada de tenerlo a mi lado.

Llegué al mundo de la moda hace poco y dejó una huella en mí. Ahora conozco mi estilo y la forma de trasmitirlo.

Como mamá debes sentirte incompleta ya que tus dos hijas mayores (fruto de tu primer matrimonio) se quedaron en Colombia. ¿Cómo ha sido estar separada de Shenoa y Alana?

No ha sido fácil, por eso voy cada mes a verlas a ellas expresamente. Hablamos todos los días y, aunque suene extraño, ha sido también muy lindo, porque, cuando piensas que estar sin tus hijos es el peor estadio, resulta que no. La experiencia no es tan grave… Ha sido difícil y triste, pero, paradójicamente, ahora me siento más conectada con ellas que cuando vivíamos bajo el mismo techo. Me siento más involucrada en sus cosas. La cercanía es más puntual ahora en la distancia.

Y ya son unas adolescentes…

Sí, están gigantes. Hace unos días nos encontramos en el aeropuerto de Medellín y, cuando llegamos e íbamos saliendo con Sebastián, no las reconocimos. Yo sí vi dos muchachas como universitarias ahí paradas, pero no pensé que fueran ellas. En mi cabeza siguen siendo niñas. Con 12 y 13 años, están midiendo casi 1,70. Son dos niñas muy lindas, seres humanos amorosos.

¿Cómo sería una radiografía de tu día a día?

Me levanto entre las tres y cuatro de la mañana para meditar. Luego, a las
6 a. m. despierto a Amador para alistarlo y llevarlo a la ruta del colegio, a tres cuadras de la casa. Cuando Sebastián puede, nos acompaña. Luego organizo mi agenda laboral, asisto a las clases de yoga y después, como cualquier mujer, estoy pendiente de la casa, el almuerzo, el mercado… en fin. Cuando puedo, voy hasta las grabaciones de mi esposo, almuerzo con él y lo acompaño un rato. A las 4:20 p.m. estoy de regreso en la casa para recoger a mi hijo y alistamos todo para la cena.

Kathy Saenz

Prendas cargadas de fuerza y seguridad, claves de su estilo.

Foto:

Il Retallack

Sus dos hombres

¿Ya cuánto tiempo llevas con Sebastián?

Cumplimos 13 años juntos y 10 de casados. ¡Wow! Cómo pasa el tiempo.

¿Cómo han evolucionado?

Es todo un reto compartir tu vida con alguien porque se debe dejar el ego y
concentrarse en el otro también. Hay que soltar la parte del yo para observar, entender y comprender. Aprender no es fácil, toma tiempo y estamos en eso. Llevamos muchos años trabajando, pero ha sido un camino hermoso, en la búsqueda de mejorar como esposos, matrimonio y hogar.

¿Cómo está Amador? ¿Cómo asumió este cambio?

Fue hiperfavorable; él floreció aquí. Su adaptación ha sido muy positiva. Es un niño feliz y superanimado.

¿Qué piensas del matrimonio?

Es el mejor estado en el que uno puede estar. Para mí ha sido una bendición, un regalo, el momento más feliz de mi vida. Me siento muy dichosa en mi matrimonio.

Kathy Saenz

“Llegué al mundo de la moda hace poco y dejó una huella en mí. Ahora conozco mi estilo y la forma de trasmitirlo”.

Foto:

Il Retallack

Tres grandes sueños y proyectos

Desde hace varios años Kathy viene trabajando en su propia fundación, Los Niños de Hoy, que busca orientar a madres embarazadas o que quieran tener un hijo, y lograr que este se convierta en un niño altruista, filántropo y, sobre todo, buen ser humano. “La sociedad necesita un nuevo nacer. Estoy en la consecución de los recursos para que sea una realidad”.

Trabaja con el fin de sacar adelante su fundación para mujeres embarazadas y su proyecto para personas que quieren ser vegetarianas.

Gran parte de su esencia está en la sensibilidad con los animales y la naturaleza. Vegana desde hace 12 años, está creando, junto con su terapeuta y su health holística, un espacio para ayudar a las personas que deseen entrar en el mundo vegetariano. “Estamos diseñando los programas, las rutinas y todo lo que encierra este hermoso proyecto”.

Con los ‘pantalones bien puestos’, Kathy ha sacado adelante todos sus proyectos como actriz, madre y esposa.

Su trabajo como actriz sigue más vivo que nunca. En Colombia, su papel como antagonista en la serie La Gloria de Lucho marcó su regreso a la televisión nacional. Ahora, en México está trabajando para abrirse un espacio y cosechar nuevos éxitos.

ÁNGELA LANDÍNEZ

Descarga la app El Tiempo. Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias. Conócela acá

""
Logo Boletin

Estás a un clic de recibir a diario la mejor información en tu correo. ¡Inscríbete!

*Inscripción exitosa.

*Este no es un correo electrónico válido.

*Debe aceptar los Términos y condiciones.

Logo Boletines

¡Felicidades! Tu inscripción ha sido exitosa.

Ya puedes ver los últimos contenidos de EL TIEMPO en tu bandeja de entrada

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.