El taxista que murió por pedir que no ensuciaran su carro

El taxista que murió por pedir que no ensuciaran su carro

El 'error' que cometió este hombre fue decirles a sus pasajeros que no se vomitaran en su vehículo.

Intolerancia

Jorge Andrés Carmona Cardona y Luis Fernando Carmona Cardona tendrán que demostrar que actuaron en defensa propia.

Foto:

Citytv

Por: Carol Malaver
04 de julio 2019 , 10:21 a.m.

Pasajeros que no pagan, que son groseros y los tratan con displicencia, parejas que realizan actos obscenos dentro de los vehículos, personas en estado de embriaguez o drogadicción y hasta gente que come y deja las sillas hechas un chiquero son solo algunos actos de falta de cultura e intolerancia que deben soportar los taxistas a diario por parte de quienes en cualquier calle de la ciudad les hacen el pare. Ese es su día a día y solo quienes se llenan de temple y evitan estallar en furia son los que, dicen en el gremio, ‘sirven para este oficio’.

Con este tipo de experiencias lidió Miguel Antonio Gómez Medina, quien se desempeñó durante 12 años como taxista en Bogotá. Tenía 47 años y vivía con su padre, Ignacio Gómez, pues tiempo atrás se había divorciado de su pareja con quien tuvo cinco hijos.

Laura Alexandra, Laura Angélica, Miguel Ángel, Felipe y Miguel Andrés eran su razón de ser y por quienes tenía que salir adelante.

Su familia lo estaba ayudando en este impase de la vida, pero él sabía que lo único que podía hacer era seguir trabajando día y noche en esa selva de cemento llamada Bogotá en un vehículo que ni siquiera era de su propiedad para, al final del día, entregar el producido y quedarse con unas pocas ganancias.

Se había pulido tanto en la labor de lidiar con los clientes que era de los pocos que decía que había que tener paciencia porque de eso se trataba su trabajo de todos los días.

Pero el 6 de abril de 2019 conoció el límite de esa paciencia que siempre lo había caracterizado, ese mismo día perdió su vida y hoy es su familia adolorida la que reconstruye el insólito acto de intolerancia que se lo llevó para siempre. 
 
Dicen que salió en su ‘amarillo’ a laborar. “Él nunca tuvo reparos para recoger a quien fuera y hacia donde fuera. Es decir, si eran niños o borrachos decía que esa era la responsabilidad de los que trabajaban como taxistas”, contó su hermana Jenny Gómez.

taxista asesinado.

Miguel Antonio Gómez Medina, taxista asesinado.

Foto:

CityTV

Y así, con esa mentalidad, salió ese sábado a eso de las 2 de la tarde a buscar carreras. “Lo único que sabemos es que en algún momento recogió a dos hombres: Jorge Andrés Carmona Cardona y Luis Fernando Carmona Cardona”, contó su padre.

La familia del taxista recuerda que toda la normalidad se vio interrumpida cuando una de las hermanas mayores de Miguel, Mery Gómez, recibió una llamada. “Nos dijeron que mi hermano estaba internado en el Santa Clara y que lo habían apuñalado”, contó Jenny.

Inmediatamente se prendieron las alarmas en toda la familia. “Hermanos, primos, tíos, salimos como locos al hospital. Recuerdo que había muchos taxistas afuera. Pero lo peor fue cuando nos dijeron que en el momento que lo ingresaron ya no tenía signos vitales”, contó Ignacio. La herida que le quitó la vida había sido directo en el corazón. En ese momento, todo fue llanto, desolación. Luego, unos y otros comenzaron a reconstruir los hechos.

El insólito acto de intolerancia había ocurrido en la calle 4.ª con carrera 15A, en el barrio Eduardo Santos de la localidad Los Mártires. “Cuando llegamos al lugar, los testigos nos dijeron que habían visto que mi hermano se había bajado a pelear con sus pasajeros y que les decía: ‘no sean cochinos, ¿cómo se me van a vomitar en el carro? respeten’. Luego, nos enteramos que uno de los tipos, que era cantante, había trasbocado en el espaldar de la silla de mi hijo”, dijo Ignacio.

taxista asesinado.

Ignacio Gómez, padre del taxista asesinado.

Foto:

CityTV

Muchos estuvieron presentes durante la pelea, pero nadie quiso intervenir. Muchos porque, al comienzo, solo vieron golpes, pero nunca imaginaron que todo iba a terminar en una tragedia. “Luego de que estos tipos matan a mi hermano, salen corriendo, pero ahí sí la comunidad reaccionó y los cogieron como a tres cuadras de donde ocurrió todo”, dijo Jenny.

Luego del incidente, los residentes de la zona no salían del asombro. “Todo eso pasó al lado de mi casa. Yo vi cómo mataron al taxista; qué miedo, qué tristeza. Yo estaba jugando en la cuadra de al lado, vi la pelea y, luego, cuando los dos tipos sacaron un puñal y le daban al taxista. Yo me entré a mi casa rápido para llamar a la Policía”, recordó uno de los testigos, quien no entendía cómo una pelea terminó con la muerte de un hombre.

Por las redes sociales comenzaron a rodar los videos de los presuntos victimarios con heridas visibles y en aparente estado de embriaguez mientras la Policía aseguraba que ya habían encontrado un arma en el suelo, una navaja.

Los allegados a los dos hombres capturados también dieron declaraciones a los medios argumentando que actuaron de esa forma solo para defenderse, en tanto que otros se solidarizaban con los hermanos, diciendo que eran personas humildes y que uno de ellos era un cantante de música popular, oriundo de Fresno, Tolima.

Todo esto atormentaba a la familia de Miguel, pues en sus cabezas comenzaban a imaginar las últimas horas del taxista, quien lo único que pidió fue respeto por su espacio de trabajo, su oficina rodante, la que tanto defendió.

Mi familia y yo queremos justicia. Su muerte dejó a la deriva a cinco niños y a una familia grande sumida en la tristeza

Desde ese momento, la investigación por el delito de homicidio agravado la asumió la Fiscalía General de la Nación. “Lo más triste es que en la audiencia los tipos decían que todo había sido en defensa propia, pero todo eso es mentira porque mi hijo solo les hizo un reclamo por ser cochinos. Los tipos se vomitaban y se tiraban gases. Fueron muy desagradables”, recalcó Ignacio.

La familia de Miguel también argumenta que el taxista estaba en estado de indefensión. “Mi hijo estaba descalzo. Él tenía problemas con el ácido úrico y le dolía mucho el pie, y además no tenía antecedentes, nunca había tenido problemas con la ley”, dijo el padre de la víctima fatal.

Hasta el momento se han llevado a cabo dos audiencias: el pasado 26 de junio y la próxima será el 16 de julio a las 4 de la tarde. “Mi familia y yo queremos justicia. Su muerte dejó a la deriva a cinco niños y a una familia grande sumida en la tristeza”, agregó Ignacio.

Se sabe que la defensa de Jorge y Luis Carmona Cardona pidió la revocatoria de detención intramuros. “Ellos querían casa por cárcel mientras terminaba la investigación, pero la juez dijo que no. Por eso siguen recluidos en la estación de Los Mártires”, contó Jenny.

Hoy, la tragedia no ha cesado para esta familia. Los hijos de Miguel y, en general, los niños de la familia extrañan su forma de ser, la alegría que les daba cuando a él le quedaba tiempo para jugar con ellos. “Mi hermano no tomaba, no fumaba; entonces, en sus ratos libres solo quería estar con la familia”, recordó la mujer.

La tristeza también ha embargado a los allegados y conocidos de los hermanos, uno de los cuales era reconocido por su actividad artística. No pueden creer que hubieran actuado de esa forma.

Serán las autoridades las que determinen cuál de las dos versiones es la verdadera en este insólito caso de intolerancia que acabó con una vida y con la carrera de dos hombres más en una calle de barrio de Bogotá.

*Esta es la sexta nota de una serie de crónicas que se publicarán semanalmente y que reflejan el grado de intolerancia al que estamos llegando en la ciudad y la importancia de reflexionar sobre un problema de convivencia y autocontrol que en muchas ocasiones tiene desenlaces fatales. Lea aquí el quinto episodio.

CAROL MALAVER
Twitter: @CarolMalaver
Si tiene un caso de intolerancia escríbanos a carmal@eltiempo.com
Subeditora Bogotá EL TIEMPO

Descarga la app El Tiempo. Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias. Conócela acá

Empodera tu conocimiento

Logo Boletin

Estás a un clic de recibir a diario la mejor información en tu correo. ¡Inscríbete!

*Inscripción exitosa.

*Este no es un correo electrónico válido.

*Debe aceptar los Términos y condiciones.

Logo Boletines

¡Felicidades! Tu inscripción ha sido exitosa.

Ya puedes ver los últimos contenidos de EL TIEMPO en tu bandeja de entrada

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.