¿Por qué se inunda la Novena en el norte de Bogotá?

¿Por qué se inunda la Novena en el norte de Bogotá?

El Acueducto dice que hay que hacer una intervención profunda en las redes.

¿Por qué se inunda la Novena en el norte de Bogotá?

El punto donde se presentó la emergencia es el más bajo de la localidad de Usaquén, y eso hace que funcione como una especie de sifón cuando llueve.

Foto:

César Melgarejo.

Por: Carol Malaver
11 de marzo 2020 , 08:28 a.m.

Ayer  un aguacero con granizo dejó convertida en una laguna la avenida 9.ª entre calles 106 y 113. No es la primera vez que en este sector de Bogotá se padece esta situación. Ya es común que hasta se hagan memes al respecto.

Por eso, EL TIEMPO habló en su momento  con la entonces  gerente del Acueducto, Lady Ospina, para que nos explicará qué fue lo que pasó y cuál sería la solución definitiva.

Según explicó, el punto donde suele presentarse  la emergencia es el más bajo de la localidad de Usaquén, y eso hace que funcione como una especie de sifón cuando llueve. 

Explicó que toda el agua que se filtra en los cerros orientales de ese sector se drena hacia este punto. “El problema de raíz es que las redes del acueducto de este sector son de al menos 50 años de antigüedad y, pues, no tienen la capacidad de atender un pico de lluvias de esa magnitud”, agregó Ospina.

Y por esta razón, este sector es uno de los puntos críticos en los que la  administración venía  trabajando desde el inicio del mandato del exalcalde de Bogotá, Enrique Peñalosa.

El problema de raíz es que las redes del acueducto de este sector son de al menos 50 años de antigüedad y, pues, no tienen la capacidad de atender un pico de lluvias de esa magnitud

“Ahí, al igual que en otros puntos de la ciudad, hicimos un diagnóstico, analizamos las problemáticas técnicas, diseñamos, y contratamos. Esperamos adjudicar las obras  y  que  arranquen los trabajos”.

¿Qué tienen que hacer?

Según Lady Ospina, es necesario construir dos nuevas redes para ampliar la capacidad del sector, es decir, para que el sistema sea capaz de evacuar un mayor volumen de agua en un menor tiempo. “Eso es lo que el cambio climático nos está demandando”.

La idea es que con esta intervención, las aguas fluyan hasta el canal Molinos. “Luego, la segunda obra que vamos a hacer permitirá que el canal Molinos desemboque en el humedal Córdoba. Estos cuerpos de agua de la ciudad son los grandes tanques de almacenamiento del sistema de alcantarillado pluvial, nuestros grandes  amortiguadores de la lluvia, necesitamos tenerlos en su máxima capacidad y que cumplan una función hidráulica”. La idea es que el humedal le permita al río Molinos
evacuar a la velocidad que se necesita.

El equipo del Acueducto también identificó que el humedal Córdoba, ubicado en la localidad de Suba, en cercanías de los barrios Niza Sur, Niza-Córdoba, Niza VIII y Lagos de Córdoba, tiene un cuello de botella.

Eso hace que no se evacúe el agua con el volumen y en la velocidad requeridos. “Estamos planeando una obra para ampliar su capacidad. Con esta esperamos mitigar el ciento por ciento de esta problemática y que no se sigan presentando estos encharcamientos en este punto”, explicó la   gerente del Acueducto.

Las obras  en proceso  comenzarían en los primeros meses de este año  y se culminarían a finales del 2020. Esto solucionaría el 80 por ciento de la problemática del sector. “Las otras intervenciones se realizarían entre
en 2021 y estarían listas en el 2022. En ese momento se resuelve el ciento por ciento de la situación”.

Cuando se le preguntó a la gerente de entonces  qué medidas preventivas se están llevando a cabo para evitar que en el sector ocurra una tragedia que lamentar, respondió que a diario hay 800 operarios en la zona, limpiando los drenajes las 24 horas del día. “Pero hay que decir que necesitamos el aporte de los ciudadanos, que estos no arrojen basuras a las calles, que no taponen las alcantarillas porque eso colapsa las tuberías y pone en riesgo la zona”.

Concluyó que la cultura ciudadana es un aporte muy importante en este tipo de situaciones, así como hacer uso de las más de 80.000 canecas que quedaron instaladas en la ciudad. “La administración Peñalosa invirtió  más de 3,8 billones de pesos en redes para que no tengamos tantos problemas de inundación, es decir, se rehabilitaron  más de 456 kilómetros, eso es como ir de Bogotá a Medellín; vale la pena seguir modernizando la ciudad”.

REDACCIÓN BOGOTÁ
Escríbanos a carmal@eltiempo.com

Descarga la app El Tiempo

Noticias de Colombia y el mundo al instante: Personaliza, descubre e infórmate.

CONOCE MÁS
Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.