Pablo Nieto, el joven que es el alcalde de la Bicicleta en Bogotá

Pablo Nieto, el joven que es el alcalde de la Bicicleta en Bogotá

Ante la BYCS, el politólogo es el líder de varios proyectos que impulsan la movilidad sostenible.

Pablo Nieto, alcalde de la bicicleta en Bogotá

Pablo Nieto junto a una de las beneficiarias del programa ‘Mamá sobre ruedas, recicla por ellas’, una de sus primeras campañas en Bogotá.

Foto:

Cortesía

Por: Ana Puentes
03 de enero 2020 , 09:29 p.m.

Pablo Nieto nunca imaginó que su primer regalo de Navidad, una pequeña bicicleta con rueditas de apoyo, le cambiaría la vida y lo llevaría, a los 26 años, a ser el primer alcalde de la Bicicleta de Bogotá.

Este politólogo, que va de lunes a viernes en su bici al trabajo y dedica los fines de semana al ciclomontañismo, es el representante de la capital ante la BYCS, una empresa social ubicada en Ámsterdam que trabaja en el ámbito internacional para consolidar a la bicicleta como agente de cambio urbano.

Nieto es uno de los 70 alcaldes seleccionados a lo largo y ancho de los cinco continentes para conformar una red de apasionados por la bicicleta y por la transformación de las comunidades.

“Lo que hacen los alcaldes es identificar y trabajar con los colectivos locales, pero actúan de acuerdo con unos estándares para acelerar la apropiación de la bicicleta en las ciudades”, explica Nieto. Y dice que la meta final es lograr el 50/30. Es decir que, para el 2013, el 50 % de los viajes en las ciudades sean en bici.

(Le puede interesar: Stationsplein, el ‘aeropuerto’ de las bicicletas)

Nieto es un alcalde sin sueldo, despacho ni gabinete. Trabaja de acuerdo con sus posibilidades y se la rebusca con patrocinadores para sacar adelante sus proyectos. Desde que fue elegido por BYCS, en septiembre pasado, ha trabajado de la mano con colectivos de la bicicleta en Bogotá y ya consolidó una de sus primeras campañas: ‘Mamá sobre ruedas, recicla por ellas’.

“Transformamos la vida de un grupo de mujeres, madres cabeza de hogar y víctimas del conflicto armado, a través de la entrega de bicicletas rescatadas. Para esta iniciativa nos aliamos con la Corporación Rosa Blanca y organizaciones que trabajan con víctimas del Estado”, afirma Nieto, y muestra orgulloso las fotos de las nuevas ciclistas.

El alcalde de la Bicicleta, que adelantará su gestión hasta mediados de 2021, terminó con ese cargo por una casualidad. “Vi el programa en redes sociales. Era un artículo que hablaba de cómo el movimiento de alcaldes de la bicicleta estaba creciendo en Europa e India. Consulté, y en ese momento solo había tres alcaldes de la bicicleta en América Latina (Ciudad de México, Ciudad de Panamá y São Paulo). Contacté a BYCS, llené formularios, presenté mi programa y acredité que yo podía impulsar mis proyectos. Me entrevistaron, y entonces me nombraron”, relata el joven.

Aunque, cuenta, no la tuvo fácil en sus primeros meses, como cualquier mandatario. “Tuve resistencia en algunos colectivos que me miraban con recelo. Claro, era un tipo que no pertenecía a ningún grupo. Entonces hice un trabajo de socialización del programa con grupos de interés e insistí en que no tenía intereses políticos”, explica.
En lo que va de su ‘gobierno’ sobre ciclorrutas y pedales, ha buscado generar alianzas para reducir los riesgos en la vía y está en la búsqueda de promover el desarrollo de ferias de emprendimiento. Esto último ya lo está concretando con L’Andante Bikes, colectivo capitalino.

(Además: Bicicletas que se convierten en caballos de batalla)

“Creo que hay que mirar al clúster de la bicicleta, ese que está integrado por emprendedores, mecánicos, coleccionistas, diseñadores que generan valor y aportan a la economía de Bogotá”, sostiene Nieto.

También ve necesario “democratizar el uso de la bici” a través del sistema de bicicleta públicas, proyecto que quiso licitarse en la administración pasada pero que no salió a flote. “Habrá que ver si la nueva alcaldía vuelve a intentarlo”, mencionó.

Finalmente se refirió al que para él es el reto central: el respeto del ciclista en la vía y la reducción de los siniestros viales. Según cifras de la Secretaría de Movilidad de Bogotá, entre enero y noviembre pasados habían fallecido 67 ciclistas en accidentes.

En los hechos, los actores más involucrados eran los vehículos de carga pesada y los buses de transporte de pasajeros. “Esto es una cifra altísima si la comparamos con las de otras ciudades de la región”, apunta Nieto. Desde WhatsApp se mantiene en contacto con sus colegas. “Queremos hacer una reunión de alcaldes latinoamericanos.

En esta red surgen todo tipo de experiencias que uno quisiera conocer mejor y replicar”, reconoce el ciclista. Y concluye: “Quizá la lección principal sea que la bicicleta une a las personas para trabajar por una ciudad mejor, superando cualquier frontera social, política y geográfica”.

ANA PUENTES
REDACCIÓN BOGOTÁ@BogotáET

Descarga la app El Tiempo

Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias.

Conócela acá
Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.