El campo de los sueños en los cerros del sur de Bogotá

El campo de los sueños en los cerros del sur de Bogotá

Tras 20 años de ilusión por un espacio deportivo, por fin los jóvenes pueden disfrutarlo.

Cancha Soacha Tiempo de Juego

La cancha tuvo un proceso de 10 meses con jornadas de voluntariado, en las que participaron 125 personas de la comunidad.

Foto:

Catalina Arango Bedoya

Por: Catalina Arango Bedoya
16 de mayo 2019 , 10:24 a.m.

Más allá de las calles empinadas de Ciudadela Sucre, se puede ver cómo el sol toca los cerros del sur de Bogotá y de Soacha. Allí, las montañas no son lo único que se ilumina, una nueva cancha sintética de fútbol que está a punto de ser inaugurada aparece como un resplandor sobre los sueños de miles de niñas, niños y jóvenes.

La grama de 47 metros de largo y 39 de ancho se posa justo en medio de la serranía en la que se asientan miles de personas. Entre ellas hay algunas que están ansiosas y felices, parece que fue ayer cuando en sus manos sujetaban picos y palas para intervenir el terreno. Después de 20 años, ese sueño está frente a sus ojos.

Entre la multitud que llega a la calle 53 Este hay un grupo de niños que viste camisetas color naranja. Cuatro palabras en color negro sobresalen en el pecho de  Daniel Ortiz, un niño de 15 años. Él ha sido parte de ‘Creciendo con el Balón’, proyecto de la fundación Tiempo de Juego, desde hace tres años.

“Esta cancha es un paso más que nos pone más cerca del fútbol. Lo tiene a uno ocupado y ya no me la paso en la calle”. La fundación, creada hace 13 años, tiene como objetivo transformar comunidades a través del juego y el arte.

Son las 3:30 de la tarde y el nuevo campo de los sueños está rodeado de todo tipo de personas. Adultos mayores, madres que sujetan de la mano a sus hijos y jóvenes que visten camisetas de equipos locales están a la expectativa.

A partir de hoy esto los une para saber qué hace su vecino o en qué trabaja esa mamá de la esquina. Por traer a sus hijos aquí, van a saber cómo complementarse y van a tener objetivos comunes

Sus ojos están puestos sobre una plataforma que lleva globos verde y naranja. En esa tarima esperan ver a estrellas de fútbol nacional e internacional que se unen a la celebración.

“Los habitantes de este lugar comienzan un sueño a partir de hoy”, dice Andrés Wiesner, presidente de Tiempo de Juego. Entre la gente que ovaciona sus palabras y emite alegría están los 125 voluntarios, que con sus manos construyeron la cancha de fútbol. En el proceso de 10 meses trabajaron alrededor de 500 horas.

Cancha Soacha Tiempo de Juego

“Hace 20 años empezamos a volear pico y pala nosotros solos. Tiempo de Juego nos dio la mano para hacerlo posible, ahora podremos fomentar el deporte”. Raúl, líder de la comunidad.

Foto:

Catalina Arango Bedoya

Mujeres, hombres y niños de todas la edades se distribuyeron en equipos mixtos para sembrar árboles, pintar las mallas, construir las gradas naturales y repoblar el pasto.
A la tarima llega ahora Lilio Andrés Martínez, gerente de Love.fútbol. Esta organización supervisó la construcción del espacio deportivo y lideró la identificación de la comunidad con el proyecto.

“Ustedes, los vecinos, son los capitanes del futuro que se encargarán de gestionar este espacio para generar sueños e ilusiones”, exclama Martínez.

Tras los aplausos y gritos de emoción, la gente no está dispuesta a bajar los celulares que sujetan en sus manos. Están listos para grabar a Juan Pablo Sorín. El excapitán de la Selección Argentina y exjugador del Barcelona destaca que a través de la inclusión social está el poder de soñar.

“Durante mi carrera, estuve en muchas situaciones y lugares. Lo más importante es lo que ustedes tienen hoy aquí. Nunca dejen de divertirse ni de amar”.

Mientras otras figuras como Omar Pérez y Luis Manuel Seijas plasman sus firmas en las camisetas de los aficionados y se toman fotos, la multitud empieza a dispersarse.
El silbato que va a inaugurar todo un camino de ilusiones está por sonar, no sin antes cortar el listón.

Miembros de las organizaciones asociadas, jugadores de Independiente Santa Fe y niños de la comunidad sostienen la cinta blanca que lleva grabada los nombres de las organizaciones que hicieron el sueño posible. Las tijeras empiezan a atravesar la cinta de lado a lado.

Cancha Soacha Tiempo de Juego

Andres Wiesner corta el listón.

Foto:

Catalina Arango Bedoya

Una vez se parte en dos, la gente se abraza, gritan y llevan las manos arriba como si quisieran tocar el cielo. Los dos equipos están listos para enfrentarse. Mientras en cada lado de la cancha están los jugadores, el balón se posa en el suelo para el pitazo inicial.

Suena el silbato y la pecosa empieza a rodar. Niños y niñas de la comunidad se enfrentan o comparten equipo con los miembros de las organizaciones y jugadores profesionales. Mientras el sol pega en su rostro, sonríen y corren. El sueño está pasando entre sus pies y frente a sus ojos.

Cancha Soacha Tiempo de Juego

En la cancha Bella Vista se implementará el proyecto 'Creciendo con el Balón', un espacio en donde niñas, niños y jóvenes tendrán un nuevo estilo de vida.

Foto:

Catalina Arango Bedoya

Wiesner destaca la importancia de este espacio por el punto de encuentro en el que se convierte de ahora en adelante.

“A partir de hoy esto los une para saber qué hace su vecino o en qué trabaja esa mamá de la esquina. Por traer a sus hijos aquí, van a saber cómo complementarse y van a tener objetivos comunes”.

Un antes y un después

La fundación Tiempo de Juego, que ha intervenido otros lugares de Colombia como Chocó y Timbiquí, lanzó junto a Love.fútbol el proyecto de 'Creciendo con el Balón' hace dos años.

Para William Jiménez, coordinador de relaciones comunitarias de Tiempo de Juego, esta jornada en Ciudadela Sucre comienza a cumplir con la expectativa de la comunidad que tenía desde hace años.

"La inauguración de la cancha marca un antes y un después. Este espacio no solo se recuperó por un tema de fútbol, sino porque esta localidad lamentablemente es una zona marginal. Pero le hemos dado un nuevo nacimiento a esta zona".

A la celebración también se sumó el presidente de Santa Fe, Juan Andrés Carreño, quien firmó un contrato con Tiempo de Juego, el cual oficializó su labor colectiva para brindarle más oportunidades a los jóvenes.

"Nos vinculamos con esta fundación para realizar un sueño en una zona marginal de la ciudad. El proyecto que cerramos hoy le da muchas posibilidades a los jóvenes para salir de amenazas y poder cambiar su vida y la de sus familias, como Camilo":

Camilo Charria, de 20 años, es jugador profesional del equipo cardenal. Asistió a esta jornada para compartir el sueño de la comunidad: el fútbol. Una ilusión que en su momento también fue y sigue siendo suya.

"Esta cancha va a cambiar la vida de muchos niños y jóvenes, que como yo, son de un barrio popular. Poder jugar es un sueño que todos tenemos, como yo desde niño".

CATALINA ARANGO BEDOYA
ESCUELA DE PERIODISMO MULTIMEDIA EL TIEMPO

Descarga la app El Tiempo

Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias.

Conócela acá
Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.