¿A qué le temen la U. Nacional y La Esmeralda con el nuevo POT?

¿A qué le temen la U. Nacional y La Esmeralda con el nuevo POT?

Ante las dudas, Planeación confirmó que habrá ajustes en la segunda versión del proyecto.

Barrio La Esmeralda

Vecinos de La Esmeralda protestan por las propuestas que hace el proyecto de POT sobre su sector. 

Foto:

Ana Puentes

Por: Bogotá
12 de junio 2019 , 04:30 a.m.

Ante el temor de la población de la Universidad Nacional (Unal) y del barrio La Esmeralda con relación a modificaciones de sus suelos en el proyecto del Plan de Ordenamiento Territorial (POT), EL TIEMPO consultó con el Distrito las preguntas de la comunidad.

Una tiene que ver con el futuro de dos predios de la Unal: (el edificio Uriel Gutiérrez y la fase II del Hospital Universitario). La primera versión del proyecto de POT planteaba que estos adquirieran la categoría de áreas de actividad múltiple y con tratamiento de renovación. Es decir, se reemplazaba el uso dotacional para dar paso a posibilidades de renovación urbana más variada.

Por otra parte, esta versión también proponía una redensificación y renovación urbana (predio a predio) en el tradicional barrio La Esmeralda, en la localidad de Teusaquillo, además de un cambio del uso de suelo a actividad múltiple.

Ninguna de las dos comunidades estaba conforme con lo propuesto en noviembre.

Sin embargo, la Secretaría Distrital de Planeación le confirmó a EL TIEMPO que habrá ajustes en la segunda versión del proyecto de POT), que se conocerá oficialmente en los próximos días y que será presentado ante el Consejo Territorial de Planeación Distrital (CTP) y, finalmente, al Concejo de Bogotá, que decidirá si se aprueba o se niega el texto.

Precisamente, los dos sectores mencionados serán parte de los ajustes de la segunda versión del proyecto de POT. 

Se ‘salva’ la Nacional

En el caso de la Unal, el secretario de Planeación, Andrés Ortiz, afirmó que “con la nueva versión del POT, la Nacional será completamente dotacional y de tratamiento de consolidación”. Es decir, se retira la propuesta de hacer de uso múltiples los suelos del Uriel y de la fase II del Hospital.

Según Ortiz, esta propuesta, ahora descartada, se había hecho por solicitud de las universidades. “Se concluyó que necesitaban flexibilidad en los usos para desarrollarse como campus integrales”, explicó.

POT U. Nacional y La Esmeralda

El Edificio Uriel Gutiérrez era uno de los predios afectados por la propuesta inicial del POT. 

Foto:

Mauricio León / EL TIEMPO

POT U. Nacional y La Esmeralda

Este también incluía modificaciones sobre la fase II del Hospital Universitario. 

Foto:

Mauricio León / EL TIEMPO

Sin embargo, la Unal no estuvo tan entusiasmada con el cambio. En una notificación, el Consejo Superior Universitario calificó la modificación como “inconveniente para los intereses de la Universidad” e insistió en que el uso dotacional “es una preexistencia que debe mantenerse”.

Jennifer Pedraza, representante estudiantil, tampoco estuvo de acuerdo. “Si no quieren tocar la Unal para qué cambian los suelos. Nunca lo pedimos. Si lo hacen, nos quitan el primer cerrojo para que, en caso de que haya una posterior fase del Plan del Can nos incluyera, se puedan hacer modificaciones sobre los predios”, criticó.

Planeación recordó que no hay predios de la Unal en el Plan de Renovación del CAN ni en su Plan Parcial.

Ante las críticas y la respuesta del Consejo Superior, Ortiz aseguró que esto es una política de universidades y que, debido a la negativa de la Unal frente al tema, se retira la figura. Pero sí funcionará para la Tadeo y los Andes.

Y, admite que solo se ha notificado de esto a los representantes que le han consultado. La versión se conocerá oficialmente en los próximos días.

Una de las personas que ya se enteró de la nueva decisión de Planeación, fue Pedraza, quien celebró: “es una victoria para la presión que se ejerció desde el estudiantado. Y es un alivio para los proyectos originales de la Unal”.

Distintos representantes estudiantiles y profesores ya habían dado la pelea por estos dos predios desde que se conocieron los planes y cartografías en noviembre. 

Así queda La Esmeralda

Sin embargo, el barrio La Esmeralda no contó con la misma suerte. O, al menos, con toda la suerte de la Nacional. Planeación confirmó que aunque las áreas de uso múltiple ya no se aplicarán en todo el barrio, sino en los bordes, sí permanecerá la redensificación por reactivación en toda la zona. Es decir, se abre la posibilidad de que se hagan edificios residenciales sobre casas que vecinos, voluntariamente, decidan vender.

Este cambio obedece, según el secretario, a la necesidad de proyectar un crecimiento denso, compacto y cercano en la ciudad. “Para que la renovación urbana suceda, se deben cumplir dos características fundamentales: que haya transporte público masivo y disponibilidad de espacio público que esté por encima de los estándares de la ciudad: 4,4 metros de espacio público efectivo por habitante. Y esto se cumple en La Esmeralda”, respondió Ortiz.

Por estos dos factores, se avala técnicamente la redensificación. Pero habitantes del sector no están de acuerdo. “Nos molestó porque no fue concertado con la comunidad que, en su mayoría, prefiere mantener su estilo y calidad de vida. Permitir que se hagan edificios junto a casas tradicionales afecta las viviendas originales y a sus habitantes fundadores. Entra más gente llegue, se va a deteriorar la seguridad y la vocación ambiental del lugar”, dice Diana González, presidenta de la Junta de Acción Comunal.

Ante esto, Ortiz dice que Planeación sí se ha reunido con distintos sectores de la comunidad y, aunque reconoce que hay personas en contra de la redensificación, afirma que hay quienes sí han pedido cambios. 

Barrio La Esmeralda

Con carteles, los vecinos defienden la conformación original de su barrio. 

Foto:

Ana Puentes

Barrio La Esmeralda

Aseguran que La Esmeralda presta un servicio ecológico y social. 

Foto:

Ana Puentes

Barrio La Esmeralda

Esperaban que no se incluyera la redensificación en la segunda versión del POT. 

Foto:

Ana Puentes

POT U. Nacional y La Esmeralda

POT U. Nacional y La Esmeralda

Foto:

Mauricio León / EL TIEMPO

POT U. Nacional y La Esmeralda

POT U. Nacional y La Esmeralda

Foto:

Mauricio León / EL TIEMPO

Desde ya, varios vecinos han colgado en sus casas carteles de rechazo al proyecto de POT. “Aquí solo se mira el interés inmobiliario. Le tienen ganas a este sitio, por sus características favorables. Pero no se piensa en nosotros”, critica Javier Castro, que vio crecer el barrio desde hace 50 años. Hay tensión entre los vecinos: "hay barrios que deben ser conservados. Hay otros sectores donde se podrían hacer los proyectos de redensificación, pero aquí no. Aquí habitan personas, en su mayoría de la tercera edad, que quieren morir en sus casas originales", agrega la presidenta de la JAC. 

Algunos vecinos ya denuncian que una persona de una inmobiliaria ha mostrado interés por comprar las casas de la manzana de la carrera 58 con calle 44b.

Aunque entienden que la venta de las casas sí sería voluntaria, temen que los edificios que se levanten afecten la estructura de las viviendas originales. 

Por su parte, el secretario de Planeación agregó que todo se haría bajo la norma y que se preservarán muchas cosas del barrio original
. "Queda claro que hay que preservarlo. Es un urbanismo muy bien hecho. Se va a mantener el trazado de las vías. La Esmeralda tiene una serie de calles cerradas y se va a mantener así", afirmó. 


Por ahora, hasta que la segunda versión del proyecto de POT, con estos y otros ajustes integrados, no pase por el Consejo Territorial y el Concejo de Bogotá, nada es seguro. Serán ellos quienes den o no el visto bueno al Plan definitivo de ciudad para los próximos 12 años.

La historia del barrio La Esmeralda

La Esmeralda es un barrio con vocación residencial de más de 50 años. Se originó como complejo residencial, entre 1964 y 1967, con el apoyo del Instituto de Crédito Territorial y la Agencia de EE. UU. para el Desarrollo Internacional. 

Predominan allí residencias tradicionales de uno o dos pisos donde viven habitantes que han dado la pelea por su barrio. Han logrado, por ejemplo, salir del Plan de Renovación Urbana del CAN y de otros proyectos que han querido edificar el sector.

BOGOTÁ

Descarga la app El Tiempo. Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias. Conócela acá

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.