10 consejos para que la próxima alcaldía mejore la contratación

10 consejos para que la próxima alcaldía mejore la contratación

Veeduría evaluó 97.939 contratos del 2018 que costaron $ 10,1 billones. Hay fallas para corregir.

Deprimido de la calle 94 con NQS

La obra se proyectó con un anillo vial de 18 salidas y una glorieta, para distribuir el tráfico de la avenida 19 y la Norte-Quito-Sur (NQS) hacia el sur o el norte.

Foto:

Carlos Cuevas / EL TIEMPO

Por: Bogotá
15 de octubre 2019 , 04:39 a.m.

La Veeduría Distrital alertó sobre la necesidad de que la próxima alcaldía fortalezca los procesos de contratación en la ciudad, donde se firman en promedio 268 contratos al día y un total de 97.939 al año por más de 10 billones de pesos.

Esa cifra es del 2018. Del total, 907.032 millones corresponden a 5.062 contratos que se firmaron en los fondos de desarrollo local.

(Le puede interesar: Candidatos responden qué hacer con la caída de pasajeros del Sitp)

Al revisar esos contratos, la entidad encontró que se sigue fallando en la supervisión, en medir los riesgos, en ser rigurosos con las fechas de publicación de los documentos y en la planificación para evitar el fenómeno de contratos de última hora, como ocurrió en 2018, cuando las alcaldías firmaron el 81 por ciento en el último trimestre del año.

Por eso señala la importancia de los cronogramas, de contar con información suficiente y pertinente antes de comenzar los procesos y de vincular a la ciudadanía para ejercer control sobre la ejecución y los resultados.

Para la entidad es fundamental que a la hora de iniciar un proceso se tengan en cuenta los antecedentes de contrataciones similares para prever circunstancias que puedan afectar el desarrollo o la ejecución, y propone un decálogo al próximo gobierno.

La Secretaría Jurídica se mostró de acuerdo con las recomendaciones, pero explicó que en el Distrito se está trabajando en esos frentes desde el 2016, cuando se creó esta entidad para formular, orientar y coordinar la contratación estatal, la gestión y la representación judicial de la ciudad.

Entre los distintos frentes figuran las buenas prácticas y estándares para promover la transparencia y la libre competencia en el desarrollo de la gestión pública. Según la Secretaría Jurídica, desde el 2017 existe el Comité Distrital de Apoyo a la Contratación, un escenario articulador de la gestión de las entidades distritales que garantiza la unidad de criterio en la contratación y en actividades de defensa judicial, entre otros.

Estos son los 10 temas en los que se deben aplicar correctivos

1-Articulación de todas las entidades para evitar retrasos

Para enfrentar los retrasos que se presentan por la falta de agilidad en la aprobación de estudios, conceptos y licencias en los grandes proyectos de infraestructura, la Veeduría recomendó la creación de comités de coordinación interinstitucional obligatorios.

En el análisis de los contratos encontró que se han presentado demoras por falta de coordinación. Esta medida busca que existan canales de comunicación directa entre las entidades que participan en el respectivo proyecto para articular las decisiones.

2-Suscriben contratos, pero no comienzan a tiempo

De la revisión de contratos se concluye que muchos se suscriben, pero no comienzan a ejecutarse por retrasos en la entrega de bienes, obras o servicios e incumplimientos en las cláusulas contractuales.

La Veeduría advierte que es fundamental que las entidades garanticen que una vez se suscriban los contratos se cumplan los requisitos para comenzar la ejecución a tiempo. La entidad recomienda que en todos los casos la interventoría sea simultánea a la obra.

3-Supervisión de los contratos es clave

En el decálogo de la Veeduría se destaca el rol que viene cumpliendo la Secretaría Jurídica para orientar la gestión contractual, pero llama la atención sobre la necesidad de fortalecer las capacidades de los supervisores, especialmente en el conocimiento de las normas de contratación.

Señala que la supervisión garantiza la entrega de bienes, obras o servicios que espera la ciudadanía, pero requiere de recomendaciones prácticas para que los supervisores ejerzan su labor.

4-Hace falta estimar mejor los riesgos

Es necesario fortalecer mejor la previsión de los riesgos contractuales, de tal forma que se contemplen las posibles situaciones que se puedan presentar en las distintas etapas del contrato y el tratamiento que se debe dar a estas.

De acuerdo con la entidad, es posible minimizar los riesgos en las etapas de planeación, selección, contratación y ejecución, según la tipología contractual.

5-El aporte ciudadano para construir ciudad

Recomienda implementar una estrategia que garantice el ejercicio del acompañamiento, las veedurías ciudadanas, las auditorías visibles y otros mecanismos de control para los megaproyectos que se vayan a construir.

Según la entidad, está comprobado que las obras que contaron con auditorías visibles presentaron mejores resultados que otros procesos que no las tuvieron.

6-Publicar los documentos aumenta la transparencia

En la evaluación de la gestión contractual, la Veeduría encontró que 11 de las 24 entidades de la administración presentaron fallas en la publicación que deben hacer en el Sistema Electrónico para la Contratación (Secop).

La Veeduría insiste en que el próximo gobierno debe garantizar que la publicación sea efectiva en todas las etapas de la contratación, ya que hoy se hace de manera extemporánea en algunos casos. Eso contribuye a cumplir la norma de acceso de todas las personas a la información pública.

7-La supervisión de los contratos de las localidades

La Veeduría encontró que actualmente existen alcaldes locales que supervisan más de 400 contratos de manera simultánea, y, en su concepto, eso hace “imposible el correcto desarrollo de esta labor”.

Por eso, advierte que se deben fijar unos lineamientos concretos para que otros servidores de la alcaldía puedan ejercer ese trabajo, con el fin de tener una mejor vigilancia y seguimiento de todos los contratos.

El reto es aumentar la calidad en la supervisión de todos los contratos en las alcaldías locales.

8- No se puede permitir la falta de documentos

En 24 revisiones que hizo la Veeduría de expedientes contractuales encontró que el 33 por ciento estaban incompletos.

Por ello recomienda que, por transparencia, el próximo gobierno fortalezca la gestión documental mediante una estrategia de riguroso seguimiento de los supervisores en esa tarea, a fin de garantizar que todos los documentos relacionados con un contrato estén en el mismo lugar.

9- Estructurar bien el proceso contractual

Una falla que se está presentando es que no siempre se cuenta con toda la información pertinente al iniciar los procesos para contratar.

Se debe contar con la información previa, hacer cronogramas adecuados con la realidad técnica y jurídica, mejorar la estimación del presupuesto oficial para que se ajuste a las condiciones del contrato y a su ejecución y tener en cuenta antecedentes de otras contrataciones.

10-Acabar la contratación de última hora

Según la Veeduría, en la vigencia del 2017, el 81 por ciento de los contratos de alcaldías locales se hizo en el último trimestre del año. En el 2018 bajó, pero no se eliminó la práctica.

El desafío para el próximo gobierno es que la contratación se haga en la primera parte de la vigencia.

El reto es planear desde la vigencia anterior para estructurar de mejor manera los procesos contractuales.

También hay que trabajar en blindar las licitaciones

La Veeduría advirtió que las entidades del Distrito deben garantizar que se publiquen a tiempo los documentos y adendas de las licitaciones para blindar la legalidad y la transparencia de los procesos.

La entidad analizó 457 licitaciones de la administración central y de los fondos de desarrollo local y encontró que 67 por ciento de entidades del Distrito incumplieron con la publicación de los avisos en su página web. En las localidades fue del 87 por ciento. Donde sí lo hicieron oportunamente fue en la plataforma Secop.

El 63 por ciento de las entidades y el 82 por ciento de los fondos de desarrollo local incumplieron con el plazo perentorio de tres días que fija la ley para publicar los documentos de los procesos de contratación.

Aunque el 96 por ciento de las entidades evaluadas cumplieron con la publicación de adendas, la Veeduría aseguró que debe hacerse en los términos legales permitidos.

“Cuando no se publica a tiempo se pone en riesgo la legalidad de los procesos de licitación pública y el cumplimiento del principio de transparencia que impera en las actuaciones contractuales”, explicó el veedor distrital, Jaime Torres-Melo.

La entidad estableció que las entidades distritales siguen haciendo modificaciones al pliego de condiciones de la licitación y al cronograma electrónico por fuera del término legal, sustentadas en actos administrativos de saneamiento de vicios de forma.

REDACCIÓN BOGOTÁ
Twitter: @BogotaET

Descarga la app El Tiempo

Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias.

Conócela acá
Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.