Ganadería sigue siendo la principal amenaza contra Chingaza

Ganadería sigue siendo la principal amenaza contra Chingaza

La Contraloría de Cundinamarca advierte sobre actividades que perjudican la fuente de agua potable.

Chingaza

Este es el embalse de Chuza del sistema Chingaza que surte el 80 por ciento del agua potable a la Bogotá-Región

Foto:

Angie Lorena Franco / Archivo EL TIEMPO

Por: Michael Cruz Roa
12 de enero 2019 , 09:30 p.m.

El pastoreo de ganado por parte de campesinos en zonas del complejo del páramo de Chingaza sigue siendo una de las mayores amenazas para este ecosistema, según un informe sobre el estado de los recursos ambientales del departamento, realizado por la Contraloría de Cundinamarca.

La entidad les solicitó información a las tres corporaciones autónomas regionales (CAR) que tienen injerencia en el páramo, a las alcaldías municipales y a otras instituciones, para hacer una radiografía del estado actual de Chingaza y de los otros cuatro complejos con los que cuenta el departamento.

El informe final del organismo de control revela que la práctica de la caza, la invasión de terrenos para agricultura, la falta de apropiación y pertenencia por el territorio y los problemas de tenencia de tierras son las otras presiones que enfrenta este ecosistema.

Tras el análisis de la información, el contralor de Cundinamarca, Ricardo Arévalo, señaló que “los ecosistemas de páramo ubicados en jurisdicción de Cundinamarca se encuentran amenazados por el desarrollo inadecuado de actividades mineras ilegales, agrícolas, pecuarias, uso habitacional, pastoreo extensivo, quemas, infraestructura vial inapropiada, introducción de especies exóticas y turismo sin control”.

El complejo de Chingaza está ubicado en la región central de la cordillera Oriental. Abarca los departamentos de Meta, Boyacá y Cundinamarca. Además, “se incluyen otros diez polígonos menores dispersos, entre los que se destacan los farallones de Medina y el alto del Tigre, en límites entre Cundinamarca y Meta, y el sector de Tominé-Sisga”, indica el estudio.

El páramo lo conforman 28 municipios: tres de Boyacá, cinco de Meta y 21 de Cundinamarca –que corresponde al 4 por ciento del territorio del departamento–.
Por sus características, los páramos son considerados fábricas naturales de agua, y en el caso de Chingaza alimenta microcuencas que luego desembocan en el río Meta y en el río Bogotá, a través de los afluentes Teusacá y Siecha.

Además, se encuentran los embalses Sisga, Tominé, San Rafael y Chuza. Los dos últimos pertenecen al sistema Chingaza –que provee el 80 por ciento del agua para Bogotá y municipios de la Sabana como Soacha, Mosquera, Funza, entre otros–. También es el hogar de fauna nativa como el oso de anteojos y el venado de cola blanca.


Los hallazgos

En cada uno de los 21 municipios de Cundinamarca en los que tiene presencia el páramo, la Contraloría departamental realizó un diagnóstico de los problemas que se presentan, pues sus realidades son distintas.

En Gachancipá, por ejemplo, se evidencia el desarrollo de actividad minera en algunas zonas donde esta está prohibida, mientras que en nueve de los 21 municipios se registran problemas por la expansión de la frontera agrícola y ganadera. Es decir que se practican en este ecosistema, pese a que la regulación colombiana no lo permite desde hace varios años.

Uno de ellos es Fómeque, que tiene 28.077 de las 111.667 hectáreas de Chingaza (25 por ciento, aproximadamente). Allí, décadas atrás, las familias realizaban pastoreo de ganado en zonas cercanas al páramo, y aunque hay predios que adquirió la Empresa de Acueducto y Alcantarillado de Bogotá (EAB), la actividad aún persiste.

Hemos implementado junto a Corpoguavio el sistema de pagos por servicios ambientales, que consiste en retribuir económicamente para que los campesinos reemplacen sus actividades

“Hemos implementado junto a Corpoguavio el sistema de pagos por servicios ambientales, que consiste en retribuir económicamente para que los campesinos reemplacen sus actividades y se dediquen a cuidar el páramo”, señaló Jorge Torres, alcalde de Fómeque.

Según el mandatario, hay disgusto en la comunidad, porque pese al potencial de producción de agua en el municipio, “hoy solo tenemos agua potable para el casco urbano y para siete de las 33 veredas”, señaló, síntoma de la grave situación que se presenta.

En Machetá, sobre la cuchilla del Choque –que hace parte del complejo Chingaza– hay problemas de ocupación de tierras que están sobre acuíferos. “Hemos adelantado acciones para la compra de los predios para garantizar que estos cuerpos de agua se conserven para acueductos veredales”, señaló el alcalde Rafael Forero.

Sin embargo, no todo en el ecosistema está perdido. “En el sector del parque natural regional Vista Hermosa de Monquentiva (Guatavita) es evidente el progreso de los procesos de recuperación ambiental que dan cuenta de la gran conservación. Se observó gran cantidad de frailejones, pajonales y chuscales, contribuyendo a la oferta hídrica, conservación de la biodiversidad y protección del oso andino”, explicó el contralor Arévalo.

Además, el jefe del parque nacional natural Chingaza –que está dentro del complejo–, Juan Carlos Clavijo, expresó que el estado de salud del ecosistema de páramo no se puede ver si no se tiene en cuenta el territorio con el que limita, que es el bosque altoandino.

“Del total del parque, hay 40 puntos críticos en donde hay afectaciones, pero no suman más de 500 hectáreas del total de 37.000. Para intervenirla, hemos trabajado en un proceso social y cultural”, expresó el jefe.

Este consiste en otorgar permisos para más de 37 investigaciones académicas. Además, con entes territoriales han hecho capacitaciones en escuelas y colegios rurales. “También tenemos guías ambientales, que antes fueron cazadores y nos ayudan a preservar”, expuso.

MICHAEL CRUZ ROA
Redacción Bogotá
En Twitter: @M_CruzRoa
miccru@eltiempo

Descarga la app El Tiempo

Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias.

Conócela acá
Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.