‘No hay incentivos para innovar en la administración de las ciudades’

‘No hay incentivos para innovar en la administración de las ciudades’

Entrevista con Manuel Muñiz, decano del IE School of Global Public Affairs: tecnología y urbes.

Manuel Muñiz, decano del IE School of Global Public Affairs, España

Manuel Muñiz, decano del IE School of Global Public Affairs (España).

Foto:

archivo particular. EL TIEMPO

Por: Felipe Motoa Franco- EL TIEMPO
28 de marzo 2019 , 10:04 p.m.

Manuel Muñiz, decano de IE School of Global Public Affairs (Madrid, España), visitó Colombia durante el foro ‘Transformación digital pública para la ciudadanía’, impulsado por la Embajada de España y una empresa privada, hace unas semanas.

El académico y analista planteó sus visiones del nuevo Estado de bienestar, evolución del clásico Estado social de derecho: todo relacionado con el nuevo ciudadano digital, para quien la tecnología es clave en su calidad de vida e interacción con las instituciones. En conversación con EL TIEMPO, explicó estos y otros conceptos, en tiempos de revolución digital.

¿Por qué sus análisis?

Hace cinco años me pregunto por qué vivimos en el mundo una fractura política, con fenómenos como el brexit, Trump, la extrema derecha en Alemania, y también en España (Vox), que defiende el legado de Franco (dictador español). La respuesta a esa pregunta es: las migraciones, la transformación de los medios de comunicación, la precarización de la clase media en las ciudades y, como consecuencia, mayor desigualdad; el impacto de la tecnología y el remplazo laboral. Estos procesos están generando una pérdida generalizada de fe en las élites económicas, políticas e intelectuales tradicionales. Se podría llamar una época antiélites.

¿La tecnología es dañina?

La tecnología genera unas oportunidades inmensas, de crecimiento económico, potenciación de capacidades y mejoría en la prestación de servicios públicos y en la gestión pública. Pero muchas oportunidades no se están aprovechando. Si esto se mejora, habría más eficiencia y transparencia, se aumentaría la confianza de los ciudadanos en las instituciones y mejoraría el estado de bienestar.

El sector público va por detrás de los procesos de transformación, con consecuencias serias; esto es por la rigidez y lentitud de los procesos de compra de tecnología e implementación; falta más interacción con startups y empresas de reciente creación. No hay un incentivo real de innovación para que la gente innove dentro de la administración pública.

¿Afecta esto la economía?

El sector público es un actor económico importantísimo en nuestros países; representa una parte importante del consumo y de la inversión pública. Si el Estado se convirtiera en un inversor en innovación, generaría un ecosistema público. Hoy, la innovación se genera en el sector privado, y luego va a lo público.

¿Qué casos exitosos podría citar en innovación?

El caso emblemático es el GDS o Goverment Digital Service, que es una institución dentro del gobierno del Reino Unido; algo revolucionario que automatizó muchos procedimientos en la administración pública. Dejaron de pensar en procesos y pasaron a pensar en entrega de servicios, preguntarse qué quiere el ciudadano. Esto cambió todo. Ejemplo: crearon una plataforma que les permite enviar a las entidades estatales correos y mensajes de texto a cualquier usuario de un servicio, simplificando enormemente la comunicación con los ciudadanos. Más de 140 oficinas y más de 540 diligencias utilizan esa plataforma.

Otro ejemplo: una forma de pago gratuita y única para hacer pagos en línea al sector público; es una sola plataforma, por decir algo, para usar el transporte público de Londres (al igual que para pagar facturas de servicios públicos, etc.). Antes había muchas plataformas, ahora todas están en una sola.

¿Son cambios complejos?

No es cambiar un fax por un correo electrónico ni digitalizar una base de datos cuando el ciudadano sigue usándola manualmente. No, la digitalización supone un completo cambio de cultura, manejos y comprensión de la tecnología.
Ese mismo proceso lo importó Estados Unidos en el gobierno de Barack Obama; se implantó desde la presidencia, porque es algo de la mayor importancia, al más alto nivel; desde allí se irradia al resto.

¿Cuál es el perfil de los funcionarios ahí?
Son muy interdisciplinares, incluso gente de afuera de la administración, que vienen de la academia y la tecnología, que se insertan para cambiar.

¿Cómo van las urbes de España y América Latina?

En España hay una Secretaría de Estado para la agenda digital, que tiene el mandato de avanzar en agenda digital, pero no es un ministerio ni depende de la presidencia. Sin embargo, está en proceso de redacción de una estrategia de emprendimiento para convertir al país en un centro de innovación y atractivo para todos los sectores.
Las ciudades de Latinoamérica están por debajo de la curva en el proceso de innovación; las empresas de tecnología llamadas unicornios, que cuestan más de mil millones de dólares, están concentradas en Estados Unidos y China. Algunas, en Alemania y Suecia, India. Pero el resto del mundo, atrás.

¿Qué actores son claves en innovación?

En principio, no necesariamente el músculo financiero, pero sí universidades estructuradas que estén jugando un papel clave de investigación aplicada para hacer la transferencia de sus investigaciones al mercado y la sociedad. Donde no hay esos ecosistemas de innovación suelen faltar esas universidades. En Estados Unidos podemos hablar de Stanford, Berkeley, el Instituto Tecnológico de Massachusetts, Harvard y otras.

Además, debe haber presencia de un cinturón de empresas grandes, multinacionales, dispuestas a apoyar financieramente, con un marco regulatorio y jurídico para que sea fértil. Las pequeñas startups suelen quedar integradas a una compañía grande, mejorando su modelo de negocio y modificando desde adentro; son pocas las que crecen y vuelan por sí solas.

Felipe Motoa Franco- @felipemotoa
Redacción Bogotá
EL TIEMPO

Descarga la app El Tiempo

Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias.

Conócela acá
Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.