Autoridades, en alerta por fiestas privadas durante la cuarentena

Autoridades, en alerta por fiestas privadas durante la cuarentena

Hay registros de 10 casos en Bogotá, los más graves son los ocurridos en Santa Bárbara y María Paz.

Fiestas clandestinas

El viernes pasado, en una tienda del barrio María Paz fueron capturadas 20 personas cuando estaban consumiendo licor a puerta cerrada.

Foto:

Policía de Bogotá.

Por: Bogotá
21 de abril 2020 , 11:20 p.m.

Aunque la cuarentena busca que las personas se queden en casa y eviten el contacto social y las aglomeraciones —como mecanismos de cuidado ante el riesgo de contagio con covid-19—, hay ciudadanos que están desatendiendo todas estas medidas.

En apartamentos, tiendas, billares, hostales y hasta galleras se vienen registrando actividades y fiestas clandestinas en las que no solo no se guarda una distancia prudente entre las personas, sino que, además, hay consumo de licor y hasta de drogas.

(Lea también: Lo que más destacó Claudia López de sus primeros 100 días)

La Policía Metropolitana de Bogotá reporta 10 casos. Y si bien en su mayoría han sido reuniones familiares, también han ocurrido hechos que son considerados por las autoridades un delito, que puede ser sancionado con cárcel.

De hecho, la Secretaría de Seguridad de Bogotá señaló que están investigando otros casos de posibles fiestas y actividades clandestinas en las cuales se está violando flagrantemente la cuarentena.

El caso más reciente en la ciudad se presentó la tarde del pasado lunes, en una casa en la carrera 9.ª con calle 117A, en el sector de Santa Bárbara, en la localidad de Usaquén.

En ese lugar fueron encontradas 40 personas, muchas de ellas en estado de embriaguez y otras aparentemente bajo los efectos de estupefacientes. Todas ellas, según las autoridades, serán judicializadas.

Dos días antes, en una tienda del barrio María Paz, en Kennedy, fueron encontrados, a puerta cerrada y también a plena luz del día, 20 hombres consumiendo licor. En este caso, las personas capturadas fueron dejadas en libertad por un juez.

Estos dos hechos han sido, hasta ahora, las dos más graves violaciones de la orden de aislamiento descubiertas por la Policía en la capital del país. Casos como esos ya se han registrado en varias ciudades. Por ejemplo, en una finca en el sector de Pompeya, en Villavicencio, la Policía encontró 42 personas en una fiesta sexual; y en Cali, 11 que departían en un motel.

Ante los hechos de total desatención de las recomendaciones de la cuarentena, el coronel Necton Lincon Borja, comandante operativo de la Policía Metropolitana de Bogotá, hizo un llamado para que las personas se abstengan de participar en ese tipo de actividades clandestinas.

“La Policía Nacional apela a la conciencia ciudadana, al deber cívico que debemos tener; una fiesta clandestina, una fiesta ilegal, es un total acto de irresponsabilidad”, dijo el coronel.

El oficial aclaró que a través de una denuncia ciudadana, la institución tuvo conocimiento de la fiesta clandestina en una casa hotel ilegal en Usaquén, en donde llevaban varios días “consumiendo licor y, aparentemente, estupefacientes”.

La Policía apela a la conciencia ciudadana, al deber cívico; una fiesta clandestina es un total acto de irresponsabilidad

Ante la negativa de los residentes del lugar de permitir el ingreso de la Policía, tuvieron que intervenir los bomberos para abrir la puerta. Allí se encontraban 24 hombres, cuatro de los cuales ya habían violado la cuarentena, y 16 mujeres.

El coronel Borja advirtió que lo ocurrido en esa casa hotel clandestina es “una violación flagrante del aislamiento preventivo” y que las personas que se encontraban en ese inmueble están inmersas en el presunto delito de violación de medida sanitaria, “que los expone a una pena de privación de la libertad de 4 años de cárcel, más el comparendo que se les aplica como medida correctiva”, que tiene un valor de 936.000 pesos.

La preocupación de las autoridades distritales es porque esas fiestas clandestinas, como en el caso de Santa Bárbara o de María Paz, se realizan en lugares totalmente cerrados, donde no fluye el aire, con lo cual son más propicios para que se transmita el nuevo coronavirus.

Así, quienes participan en esas actividades se están exponiendo y poniendo en riesgo a sus familias y al círculo más cercano. “Es un tema de salud pública que afecta la vida y la integridad de ellos y de otras personas”, aseguró Hugo Acero, secretario de Seguridad de Bogotá. 

El funcionario destacó que en el caso de la casa hotel, la entidad distrital espera que la Fiscalía avance en la investigación, “porque creemos que se está cometiendo un delito, y no propiamente una contravención; acá puede haber una sanción mucho más fuerte, como cárcel, y no simplemente una multa”.

Según la Secretaría de Seguridad, 55.000 ciudadanos han sido sancionados por violar la orden de aislamiento preventivo, que en Bogotá comenzó el 20 de marzo con el simulacro y luego empató con la cuarentena nacional.

Guillermo Reinoso Rodríguez
Editor de Bogotá - El Tiempo
​@guirei24
@BogotáET

Descarga la app El Tiempo

Noticias de Colombia y el mundo al instante: Personaliza, descubre e infórmate.

CONOCE MÁS
Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.