ONU ORDENA A IRAK DESTRUIR MISILES

ONU ORDENA A IRAK DESTRUIR MISILES

La comisión de desarme de la ONU para Irak pidió ayer por escrito al gobierno de Bagdad que destruya decenas de misiles considerados peligrosos.

22 de febrero 2003 , 12:00 a.m.

La comisión de desarme de la ONU para Irak pidió ayer por escrito al gobierno de Bagdad que destruya decenas de misiles considerados peligrosos.

El jefe de inspectores, Hans Blix entregó la carta al embajador iraquí ante la ONU, Mohammed Al-Douri en su oficina, donde tuvieron una prolongada reunión.

En forma perentoria, Blix pide a las autoridades iraquíes que destruyan los misiles Al Samoud II, porque superan las 150 kilómetros de alcance, lo que está prohibido al régimen de Saddam Hussein.

Esta prohibición forma parte de las resoluciones que la ONU impuso a Irak en 1991, tras la invasión de Kuwait en año antes.

La existencia de estos misiles fue revelada por los jefes de inspectores de la ONU, Blix y Mohamed El Baradei, el pasado 27 de enero, en su intervención ante el Consejo de Seguridad.

Además de destruir este armamento, Irak deberá permitir un control de la Comisión de la ONU para la Verificación, Inspección y Vigilancia (Unmovic).

Una semana de plazo.

El plazo otorgado al régimen de Saddam Hussein para cumplir con la destrucción del los misiles es de una semana.

Estados Unidos ha tratado de enfocar la atención del Consejo de Seguridad a las actividades ilegales de armamento iraquí, en momentos en que los gobiernos de Washington y Londres se preparan para adoptar una nueva resolución a principios de la próxima semana que podría dar paso a una intervención militar para desarmar a Saddam Hussein.

Irak también tendría que eliminar el combustible y otras sustancias producidas o desarrolladas para la fabricación de los misiles Al Samoud II.

La lista incluiría motores de misiles, que pudieron ser importados al margen del mecanismo establecido por la ONU y que habrían sido utilizados para fabricar ese arma, y los componentes utilizados para modificar los motores para adaptarlos al nuevo artefacto.

Aparatos de propulsión, el sistema de pilotaje automático, generadores, reguladores de presión, instrumentos de dirección y control, programas informáticos, los componentes utilizados para el lanzamiento y otros materiales específicos del equipamiento de apoyo logístico también deberán ser destruidos.

En la lista aparecen también equipos e instrumentos diseñados para la producción y experimentación de los misiles, así como los documentos sobre su concepción, investigación y desarrollo.

La carta de Blix entregada al embajador Al Duri, está dirigida a Amir Al-Sadi, asesor de Hussein.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.