INDIA: NO ODIO A LOS HOMBRES

INDIA: NO ODIO A LOS HOMBRES

A pesar de que se dio a conocer en el mercado latino con una canción romántica, Vivir lo nuestro, al lado de Marc Anthony, todavía hay quien la ve pasar y dice: Ahí va la India, la que odia a los hombres . Anécdotas como esa hacen reír a la cantante de 32 años que, después de tres años fuera de la industria del disco, no ha podido sacudirse la fama que se ganó con canciones como Ese hombre.

24 de febrero 2003 , 12:00 a.m.

A pesar de que se dio a conocer en el mercado latino con una canción romántica, Vivir lo nuestro, al lado de Marc Anthony, todavía hay quien la ve pasar y dice: Ahí va la India, la que odia a los hombres . Anécdotas como esa hacen reír a la cantante de 32 años que, después de tres años fuera de la industria del disco, no ha podido sacudirse la fama que se ganó con canciones como Ese hombre.

Me lancé con canciones fuertes, en una decía: me cansé de ser la otra, mi mayor venganza es que te quedes con él -cuenta-. Después canté otra llamada Hielo, entonces me gané una reputación, dicen que todo lo que canto va contra los hombres. Pero, creo que caló tanto precisamente porque las mujeres encontraron cómo decirles lo que pensaban de ellos. Y los señores se ofendieron. Escogí esas canciones porque sentía que salían del corazón y lo primero para mí, a la hora de ser artista, es ser honesta .

Al hablar, India conserva el acento puertorriqueño de su familia, cambia las eres por eles en las palabras. Pero otra cosa es el canto, su voz, preparada desde niña para la lírica, tiene la pronunciación justa y recia a la que acostumbró a la gente que la escucha. Tanto que, a veces cuesta creer que la mujer enérgica de las canciones, hable tan suave, casi tímidamente. Ahora me encuentro un poquito más calmada -dice como si las interpretaciones que le dieron esa fama fueran una travesura-. Soy algo más espiritual, menos agresiva en este nuevo disco. Pero tampoco estoy a la defensiva .

Ahora está de vuelta al trabajo de promoción que hay detrás de un disco de 14 nuevas canciones. Latin songbird: mi alma y corazón marca su regreso después de tres años en la banca, en la espera de que los problemas legales con una casa disquera que se fue a la bancarrota le permitieran grabar con Sony. Fueron años que pasó viajando con su orquesta, repitiendo los viejos éxitos, con el temor de que al regresar el público no la recordara.

Me daba ánimo encontrar gente en la calle que me preguntara cuando sacaba otro disco -recuerda-. Me decía a mí misma que tampoco era bueno saturar a la gente. Así que decidí esperar a ver qué pasaba .

El disco ya está en las tiendas. India, de acuerdo con las nuevas exigencias de la industria, grabó dos veces un par de canciones con ritmos distintos (Sedúceme y El hombre perfecto). No se pegó a la línea salsera con la que suelen identificarla, aunque hay mucho de salsa y orquesta. Creo que es una oportunidad de grabar los géneros que yo domino. Los salseros siempre han tenido un lado romántico y el mercado está abierto a verlos cruzar. Hay baladistas que hacen canciones tropicales y son aplaudidos. A pesar de las diferencias, vamos hacia un gran género latino .

A pesar de lo que diga, en sus nuevas canciones, hay uno que otro jalón de orejas para un hombre traidor, una declaración que reza: El hombre perfecto nunca llega, alma traicionera .

Es que no lo hay -protesta-. Nadie es perfecto y uno tiene que adaptarse a lo que hay. La gente que busca y busca sin encontrar nada está buscando lo que no existe. Pero yo digo en la canción: A ver, dónde está el hombre perfecto? Yo lo quiero conocer .

SU HISTORIA.

Nacida en Puerto Rico, hace 32 años, y criada en Nueva York, Linda Caballero es llamada India desde muy pequeña, por voluntad de su abuela. A los 7 años comenzó su preparación como cantante lírica, a los 14 era modelo. En su adolescencia se inclinó por el hip hop y después pasó al dance en inglés, género musical en el que tuvo dos éxitos: Dancin On The Fire y The Lover Who Rocks Me. Sin embargo, un encuentro con el astro del jazz latino Eddie Palmieri, del que resultó un disco, la convenció de incursionar en la música latina. Dice que no se ha arrepentido jamás de ese cambio.

FOTO/Archivo EL TIEMPO.

India, cuyo nombre es Linda Caballero, estuvo apartada del ámbito musical mientras resolvía problemas legales con una casa disquera.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.