LA SEC Y LOS FISCALES APLICARÁN LA LUPA A CONTABILIDAD DE AHOLD

LA SEC Y LOS FISCALES APLICARÁN LA LUPA A CONTABILIDAD DE AHOLD

Los problemas de Ahold NV se agravaron después de que la fiscalía federal en Manhattan y la Comisión de Bolsa y Valores de EE.UU. (SEC) abrieran investigaciones sobre las irregularidades contables de la tercera mayor cadena de supermercados del mundo, dijeron fuentes cercanas a la situación. (VER CUADRO: CRONICA DE UN DESCALABRO)

26 de febrero 2003 , 12:00 a.m.

Los problemas de Ahold NV se agravaron después de que la fiscalía federal en Manhattan y la Comisión de Bolsa y Valores de EE.UU. (SEC) abrieran investigaciones sobre las irregularidades contables de la tercera mayor cadena de supermercados del mundo, dijeron fuentes cercanas a la situación.

(VER CUADRO: CRONICA DE UN DESCALABRO).

Las pesquisas se centran en si hubo fraude en el tratamiento contable indebido de la filial estadounidense U.S. Foodservice, hecho pública el lunes por la firma holandesa.

La SEC investigará la forma en que U.S. Foodservice registró en libros los descuentos de sus proveedores y revisará detenidamente a la empresa matriz, incluyendo la contabilidad de sus adquisiciones, según una fuente con conocimiento de la investigación. La SEC está en proceso de solicitarle documentos a la empresa y documentos de trabajo al auditor de Ahold, Deloitte & Touche, agregó la fuente.

La crisis de Ahold ha dejado el destino de la firma en gran medida en manos de sus bancos acreedores, mientras que el mercado aún desconoce cómo la otrora prometedora compañía se desplomó. Fuentes cercanas dicen que Ahold presionó a sus ejecutivos para que cumplieran exigentes metas de crecimiento incluso mientras el operador global de supermercados se quedó sin blancos atractivos de adquisición en los últimos años, según las fuentes.

La incesante búsqueda de crecimiento y la compra por US$3.500 millones en 2000 de U.S. Foodservice, un distribuidor de alimentos para restaurantes, hoteles y otras instituciones, parecen ser parte de la explicación de los enormes problemas contables de la holandesa. Ahold anunció el lunes que la contabilidad indebida en U.S. Foodservice la llevó a exagerar sus ganancias en por lo menos un total de US$500 millones en 2001 y 2002.

Larry Byrne, socio de la firma legal que representa a Ahold dijo que la empresa cooperará con las dos investigaciones.

Ahold tenía operaciones en 10 países de América Latina en 2001, con un total de 600 supermercados en la región y ventas consolidadas de cerca de 2.750 millones de euros, un 3,8% del total, según la página Web de la firma.

Los analistas ahora se preguntan qué activos podría vender Ahold si fuera necesario. Dicen que las pequeñas operaciones del grupo en Asia carecen de la masa crítica para seguir con la expansión en la región. Y aunque a las cadenas brasileñas de Ahold les está yendo relativamente bien, la filial argentina está en una situación poco clara. Ahold dijo el lunes que había descubierto transacciones que pueden haber sido ilegales en su filial Disco SA, de Argentina. En un comunicado, Disco dijo que las acusaciones sobre supuestos procedimientos contables cuestionables en la empresa son infundados y completamente exagerados . Ahold acaba de vender la mayor parte de la cadena Santa Isabel en Chile a la local Cencosud por cerca de US$150 millones. Ayer, Cencosud dijo que las irregularidades contables en Ahold no afectarán la compra de Santa Isabel.

En consecuencia, queda la parte más saludable del imperio Ahold: sus supermercados en Europa y EE.UU. Podría haber varios compradores en EE.UU., pero Ahold tendría que vender a un precio bajo. No es fácil que Ahold venda sus activos en EE.UU., como los supermercados Stop & Shop y Giant, de donde provienen el 60% de sus ingresos y un mercado que le permite un mayor crecimiento de sus ganancias por medio de sinergias.

Como resultado, los analistas esperan que el grupo holandés se desprenda de algunos de sus mejores activos en Europa. Recientemente adquirió a una cadena española, que podría salir a la venta, al igual que la cotizada cadena holandesa de supermercados Albert Heijn.

Las acciones de Ahold siguieron cayendo ayer mientras los inversionistas se mostraban inquietos ante la capacidad de la compañía de recuperar la credibilidad tras el escándalo contable y pagar su pesada carga de deuda, que supera los 12.000 millones de euros.

En Amsterdam, la acción de Ahold cayó un 9% para cerrar a 3,27 euros, después de caer un 63% el lunes. Mientras tanto, los bonos denominados en euros de la compañía que vencen en 2012 se estaban negociando a un 65% de su valor nominal.

Ahold probablemente enfrentará sus problemas regulatorios y legales más duros en EE.UU., pero Euronext Amsterdam, que opera el mercado bursátil de esa ciudad, dijo que también está investigando si Ahold cumplió con los requerimientos de entregar información oportuna a sus inversionistas.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.