IDEAS SOBRE EL LIBRE COMERCIO

IDEAS SOBRE EL LIBRE COMERCIO

Poco antes de que la pérdida de Juan Luis Londoño y la masacre del Club El Nogal hicieran pasar todo lo demás a segundo plano, aparecieron algunos artículos y un editorial de este diario que formulan inquietudes sobre la forma como se debe llegar al Alca. Estos escritos parecen coincidir sobre un tema en particular -la necesidad de unir fuerzas con los demás países de América del Sur, y aun de evitar el ingreso al Alca, hasta que Colombia no haya ingresado a Mercosur o se organice un frente común latinoamericano-.

14 de febrero 2003 , 12:00 a.m.

Poco antes de que la pérdida de Juan Luis Londoño y la masacre del Club El Nogal hicieran pasar todo lo demás a segundo plano, aparecieron algunos artículos y un editorial de este diario que formulan inquietudes sobre la forma como se debe llegar al Alca. Estos escritos parecen coincidir sobre un tema en particular -la necesidad de unir fuerzas con los demás países de América del Sur, y aun de evitar el ingreso al Alca, hasta que Colombia no haya ingresado a Mercosur o se organice un frente común latinoamericano-.

Eso no va a suceder nunca, pero esos argumentos se utilizaron para sacar a Colombia de la fila india en donde estaba, detrás de Chile, preparándose para negociar un acuerdo bilateral de libre comercio con los Estados Unidos. Pospusimos ese itinerario con la idea de que el Sur también existe y nos pusimos a perseguir un espejismo, creyendo que Brasil tiene más afinidad con nosotros que los Estados Unidos en materia de comercio.

Me gustaría ver las caras del Ministro de Agricultura y de otros miembros de la oligarquía latifundista si el Gobierno anunciara que no va a hacer un acuerdo de comercio con los países del Norte sino que lo va a buscar con Brasil. Este país produce más eficientemente precisamente todo lo que Colombia también produce a mayor costo: café, azúcar, naranjas, soya, arroz, pollo, leche, cereales, maíz, textiles, confecciones, maquinaria ligera y bienes de consumo popular.

Podríamos comprar todo eso más barato allá, pero qué les exportaríamos para comprar todas esas importaciones? Si hay que escoger entre Estados Unidos y Brasil para celebrar un acuerdo de libre comercio, indiscutiblemente es más ventajoso para Colombia hacerlo con los Estados Unidos, independientemente de que nos guste más la música de Caetano Veloso que el country and western; o de que Lula sea una figura política mucho más atractiva que Bush, como en efecto lo es.

Estados Unidos compite con nosotros en algunos de esos sectores, más que todo en el sector agropecuario, pero no en todos los sectores. Además, ha abandonado muchas líneas de producción de bienes que consume y que representan potencial para los exportadores colombianos de ahora y especialmente para los que surjan al amparo de un acuerdo comercial.

Cuando Lula dice que a Brasil no le entusiasman los acuerdos de anexión bilaterales no lo dice por amor a Latino América sino en defensa del interés comercial de su país. La industria manufacturera de Brasil produce muchos bienes que están en franca competencia con los que todavía se producen en Estados Unidos o en Canadá -por ejemplo, la industria aeronáutica o la industria de maquinaria pesada-. Aunque Brasil es muy competitivo en siderúrgica y en agroindustria, todavía no está en condiciones de entrar a las grandes ligas y desea comprar tiempo para desarrollar mejor su capacidad técnica antes de abrirles las puertas a los productores de Canadá o de Estados Unidos.

Si los demás países de la región convenimos esperar con ellos mientras utilizan ese tiempo de espera usufructuando de nuestras debilidades, tanto mejor! Las razones que tiene Brasil para no moverse hacia el Alca son válidas para Brasil, pero no para Colombia. Ese es el problema. En política internacional, solamente juega el interés, aunque los tontos crean otra cosa. Ya tienen hasta a Daniel Samper pontificando sobre el asunto cuando podría estar haciéndolo sobre vallenatos o alguna otra materia que domine.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.