DEPORTES VIOLENTOS:

DEPORTES VIOLENTOS:

Señor Director:

24 de octubre 1999 , 12:00 a. m.

Cada día me maravilla cómo no ocurren más peleas, asesinatos, violaciones, riñas sangrientas, etc., con la apología y endiosamiento que hacen los medios de comunicación, en los círculos familiares y políticos, en conversaciones, reuniones, etc., de los deportes y diversiones más salvajes y despiadadas, entre los participantes directos e indirectos, como son las riñas de gallos, los toros, el coleo, las peleas de perros. Entre humanos, boxeo, lucha libre, fútbol, etc.

Todas estas lides, a primera vista inofensivas, tienden a despertar un talante agresivo, orquestado todo por el cine y la TV.

Si se quiere evitar que la juventud siga estos ejemplos, deberíamos todos los mayores propender a una educación más apacible y menos instigadora de confrontaciones, que la educación deportiva que hoy prevalece en todas partes.

Carlos Lchau Cuervo Bogotá

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.