CÓMO TERMINA 1999 :

CÓMO TERMINA 1999 :

16 de octubre 1999 , 12:00 a. m.

De acuerdo con datos de la Personería Municipal, el desempleo en el municipio puede alcanzar el 20 por ciento. Esto se ha incrementado por la decadencia de la construcción, que en Girardot se ve representado en la disminución de proyectos urbanísticos que son tradicionalmente enfocados al turismo.

El sistema de alcantarillado es deficiente. Este no tiene un plan maestro y se ha venido desarrollando a través de drenajes naturales (zanjones entre los que se encuentran algunos conocidos como los Caños del Norte). En las riberas de estos se ubican la mayoría de barrios, que en lugar de construir colectores arrojan las aguas negras directamente a estas corrientes. A esto hay que agregar que ante la ausencia de un alcantarillado óptimo (construirlo puede costar más de 100 mil millones de pesos) es imposible pensar en la instalación de plantas de tratamiento.

Girardot se encuentra en estos momentos sin un lugar adecuado para la disposición de las basuras. La CAR seccional Girardot cerró el basurero municipal, administrado por la firma ERAS, a raíz de que no había un manejo adecuado de los lixiviados (líquidos producidos por la basura que son vertidos el río Magdalena). Según la autoridad ambiental, la Alcaldía no ha presentado un estudio acertado para mitigar la contaminación.

La comunidad está desesperada por los constantes cortes en el servicio de luz, que se producen a cualquier hora del día y causan daños a electrodomésticos. Así mismo el servicio de teléfono es deficiente, pues se cobran tarifas que no corresponden al gasto de los usuarios y llamadas a celular que nunca se han hecho.

Adolfo Moncaleano es un alcalde, que a raíz de los cuestionamientos de tipo legal y administrativo cuando fue rector de la Universidad Cooperativa, no acoge a todos los sectores de la localidad por igual. Esto ha originado divisiones y recelos de tipo político, que no permiten que la población trabaje unida en favor del desarrollo del municipio.

El Hospital San Rafael se ha visto envuelto en una serie de líos laborales. Aparte de algunos despidos injustificados, a personal médico y algunos auxiliares de enfermería que deberían pertenecer a la nómina de la institución se les hicieron contratos de prestación de servicios. El Hospital hace esto para ahorrarse el pago de vacaciones, primas y demás obligaciones laborales.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.