TEJIENDO UNA RED DE SUEÑOS

TEJIENDO UNA RED DE SUEÑOS

Parecen pescadores y, de hecho, algunos se ven así. A diario tejen una red para pescar a otros interesados en cambiar el país.

15 de octubre 1999 , 12:00 a. m.

En este momento son 73 los cautivos en la red. Y no son 73 personas sino núcleos, es decir, grupos integrados por amas de casa, estudiantes, niños, profesionales, académicos, en fin, todos aquellos que quieren una Colombia mejor.

Rosario Ballesteros, con solo 25 anos, es la que tiene a su cargo la mayor parte de la pesca. Por ser la directora ejecutiva de ParticipaCción tiene en sus manos la tarea de ir de puerta en puerta echando el cuento de qué esto. Y está feliz con esa misión: es un verdadero regalo de la vida poder hacerlo. Es como si hubiera pedido por catálogo lo que querla hacer , dice.

ParticipaCCión es una red de personas comunes y corrientes que comparten sus experiencias y conocimientos para realizar de manera conjunta diferentes proyectos, casi que sueños.

Por ejemplo, un grupo de vecinos que adelanta un programa de seguridad en el barrio Santa Bárbara, en el norte de Bogotá, se unió con habitantes del Restrepo (otro barrio de la ciudad, ubicado al sur), que tienen un programa similar, para compartir ideas, metodologías e, incluso, recursos económicos.

Es una red que siempre está buscando la organización o persona que Sabe o tiene lo que otra necesita. Así se ahorra todo tipo de recursos , cuenta Rosario.

Además de unir sus esfuerzos y experiencias, los miembros de ParticipaCCión trabajan en varias áreas: presentan propuestas pedagógicas en valores para docentes y estudiantes; elaboran metodologías para prevenir la violencia intrafamiliar, diseñan programas comunicativos y crean mecanismos para que las empresas se acompañen en la tarea de promover valores al interior de ellas.

Representantes de los núcleos se reúnen cada seis meses para Saber en qué andan. También se encuentran dos veces en la semana con sus monitores -jóvenes profesionales en su mayoría voluntarios- para contarles sus debilidades y fortalezas.

Cómo pescan La idea de crear ParticipaCCión arrancó hace cuatro años con un grupo de personas (altos empresarios y académicos) que se reunieron para ver qué Podían hacer por el país. Llamaron a unos amigos y estos a otros y así se comenzó a construir la red , recuerda Rosario.

El 27 de enero de este año ParticipaCCión comenzó labores de manera oficial. Inicialmente solo habla 55 núcleos, pero en estos pocos meses la red se creció. En este momento están por entrar 20 núcleos más, unos son de Medellín y otros de Cali. De esta manera, el proyecto dejará de trabajar solo en Bogotá.

Es que, como dice un amigo mío (comenta Rosario), la pilera es un virus que se pega Y definitivamente es así, pues los jóvenes que coordinan ParticipaC Ción calculan que cerca de 150 mil personas colaboran con este proyecto que cada día crece y crece.

Rosario tiene otra razón para esto: a uno lo hace feliz saber que otra gente está construyendo país. Entonces, cuando uno se entera de esto le apuesta al asunto. Eso hice yo .

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.