EL DESINFLE DEL REY DÓLAR

EL DESINFLE DEL REY DÓLAR

En medio de los caprichos, el dólar se ajustó a los pronósticos. Luego de la eliminación de la banda cambiaria el sábado 18 del mes pasado, arrancó duro hasta llegar a cotizaciones de 2.017 pesos. (VER CUADRO: TASA REPRESENTATIVA DE MERCADO).

04 de octubre 1999 , 12:00 a. m.

Pero luego se desinfló. Era previsible por razones que el mercado y las expectativas permiten explicar: los inversionistas y especuladores si así se les puede llamar a quienes viven del negocio de la moneda extranjera no tenían a dónde apuntar.

El blanco, que se pintó a partir de 1994 el del techo de la banda quedó borrado y así es más difícil atinar.

Y el Gobierno y la controvertida junta del Emisor, que ahora tendrá que afinar explicaciones en el Congreso sobre por qué mantuvo la banda negociaron una poderosa arma: el acuerdo con el FMI para mantener en reserva 3.000 millones de dólares.

Los compradores de dólares tampoco son irresponsables con el bolsillo de sus jefes. Vieron que el peso se ha devaluado lo suficiente y que ha recuperado, quizás, más competitividad de la necesaria.

La devaluación en lo corrido del año bordea el 30 por ciento y la tasa real de cambio ya superó con creces el punto de equilibrio. Está en 116 puntos, lo que permite visualizar que no hay razones para creer en una maxidevaluación.

Por eso el viernes la Tasa Representativa del Mercado cayó a 2.004 pesos y se cumple aquello que se pronosticó desde un principio: el dólar por debajo de los 2.000.

Quedan muy pocas cosas que aún podrían asustar al dólar. Cuáles? Una poco probable: que pese al acuerdo y a las promesas de Michel Camdessus, no se firme la carta de intención con el FMI. Eso sí que provocaría un susto inimaginable.

Los agentes económicos ya se han vuelto caprichosos. Por lo tanto un revés en el proceso de negociación con las Farc tendría un impacto muy sutil.

Preocupa un poco la caída en el precio externo del café. No es nada halagador el registro de un dólar la libra, pero por fortuna el petróleo anda bien. El propio Ecopetrol confirmó que el alza en las cotizaciones arrojará ingresos adicionales por 726 millones de dólares.

El reto, quizás está por otro lado. Los síntomas de reactivación observados en julio se han aperezado y según Anif, los indicios de reactivación quedan aplazados para el próximo año. Mal presagio para la economía y sobre todo para el empleo.

También hay quienes afirman que el dólar puede encarecerse si se presenta un retroceso en las negociaciones de paz. En consecuencia, aunque por ahora la moneda estadounidense está tranquilo, hay que caminarle finito.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.