NUESTRA FAUNA EN UN GRAN ÁLBUM

NUESTRA FAUNA EN UN GRAN ÁLBUM

Si usted es amante de los animales pero nunca ha podido viajar al océano Pacífico para ver el salto de una ballena o a Leticia para adentrarse en el imponente río Amazonas y apreciar la figura de un delfín rosado, ahora tiene una excelente opción para conocerlos.

05 de septiembre 1999 , 12:00 a. m.

No es un nuevo plan turístico o una excursión todo incluido , se trata de un álbum elaborado por la Fundación Natura, en el que podrá coleccionar no solo estas especies sino más de un centenar que habitan las diferentes regiones del país.

Juanita Echeverri, bióloga que lideró el proceso de investigación al lado de Ricardo Valbuena, explicó que el álbum se elaboró luego de un trabajo de 10 meses en los que fue necesario recolectar la información de cada animal así como fotografías elaboradas por diferentes profesionales dedicados al estudio de la fauna.

El principal objetivo de este álbum es que la población conozca a aquellos animales que en muchos casos se encuentran en peligro de extinción. Además queremos que los niños aprendan a quererlos y por consiguiente a respetarlos , explicó Echeverri.

Aproximadamente 20 de las 34 láminas corresponden a la fauna que habita los diferentes municipios cundinamarqueses que rodean Bogotá.

Por eso es posible tener láminas del venado de cola blanca, la salamandra, la chucha o zarigeya, el cucarachero, el oso de anteojos, las ardillas, el zorro gatuno, las ranas y el cóndor de los Andes, este último casi extinto.

Algunos de estos animales habitan las zonas de páramo, los bosques andinos y las regiones de clima templado como La Calera, Sopó, La Mesa, Pandi, y en la región del Guavio como el caso del cóndor el cual se ubica en algunos terrenos del Parque Natural de Chingaza.

Otro de los atractivos de la publicación es que en sus páginas está contenida la historia de Ñam Ñam, una nutria de los Llanos Orientales que a su vez es la mascota del proyecto.

Este animal estuvo a punto de morir cuando un comerciante de animales la compró a un indígena y quiso alejarla de su hábitat para venderla a traficantes que acostumbran utilizar su piel para la elaboración de abrigos.

La nutria se salvó, gracias a tres biólogos que lograron devolverla a su hábitat luego de rehabilitarla de los problemas de estrés que le dejó el cautiverio.

Le enseñaron a comer, a pescar y por eso hoy hace parte de los grupos de nutrias que revolotean en las riberas del río Orinoco.

En el álbum producido con el patrocinio de la Organización Ardilla Lulle, la British Petroleum, la Fen y Gas natural participaron reconocidos fotógrafos como Aldo Brando, Diego Samper, Diego Garcés, Tomas McNish, Zara Benett, Cristina Uribe, entre otros. El director del proyecto fue Renzo Pérez.

El álbum y las láminas se consiguen en los puestos de revistas.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.