ANA PATRICIA PALACIOS EN LA FIAC DE PARÍS

ANA PATRICIA PALACIOS EN LA FIAC DE PARÍS

Esta artista que hace quince años llegó a París, para estudiar en la Escuela de Bellas Artes, ahora ha regresado a Colombia. En Bogotá armó su estudio, tomó los pigmentos, el collage, el dibujo y recreó una especie de flash de situaciones particulares, de personajes que pasaron por su niñez, adolescencia y edad adulta. Retomó el tema de la dualidad surgido de su situación particular, de haber pasado su vida como si estuviese frente a un espejo, al verse reflejada en su hermana gemela.

19 de septiembre 1999 , 12:00 a. m.

Ese hecho le permitió recrear obras muy íntimas pero con carácter universal. No se quedó en la anécdota sino que trascendió el hecho mismo para ahondar en el tema de la identidad, en el de la ambigedad, en el de lo masculino y lo femenino. No hay un trabajo importante de anatomía o morfología. Me interesa trasmitir el mensaje y una imagen . A través de pinturas sencillas ha regresado a la figura humana. Sentí la necesidad de decir otra cosa a través de figuras lavadas y escuetas donde en la mancha se identifican las siluetas que casi desaparecen en ese espacio . Mediante esas huellas que representan la memoria, se advierte sutilmente su interés por la materia, su cambio hacia la monocromía y hacia la mancha.

Así mismo se percibe el tema de la dualidad en una serie de bustos que surgieron de la idea del busto de museo y del mármol y en los que vuelvo a la ambigedad . Son obras de anatomía femenina, con uniforme militar y donde deja los elementos orgánicos de la naturaleza muerta que trabaja simultáneamente en otra de sus series.

Esta serie de la dualidad, llamó la atención de la galería Bodin Lebon, que la llevó a participar en la FIAC (Feria Internacional de Arte Contemporáneo) de París donde el invitado especial es América Latina. Del 15 al 20 de septiembre, en La Puerta de Versalles, se han visto (además de las de Nadín Ospina, Carlos Salas y Fernando Arias -a quienes llevó la Galería de Carlos Alberto González- y numerosos artistas latinoamericanos), estas obras, que vendrán al Centro venzolano de Cultura de Bogotá en noviembre y que dejan ver la tela virgen, las texturas, la cera, las tintas, el collage.

Ana Patricia Palacios mezcla el dibujo y la pintura y además deja ver algo de su interés por la cartografía y por la delimitación de las zonas mentales, culturales y geográficas. En sus flashes de momentos, de frases, de escenas, de lugares, de números, de fechas, el espectador es guiado a otros instantes que en principio fueron individuales para esta artista que, sumergida en el mundo de lo simple, recrea las naturalezas muertas con un estilo particular, las banaliza y las sacraliza casi simultáneamente y las instala en el tiempo y el espacio con cierta obsesión. Porque cada vez que toma el pincel transforma el concepto del objeto para crear la ambigedad y el contraste entre vida y muerte. Así se advierte en otra de sus series, la de las naturalezas muertas, que mostrará en el Museo de la OEA en Washington del 5 de octubre al 5 de noviembre. Quería dar una visión diferente al tema de las naturalezas muertas, tan desprestigiado y tocado muchas veces a lo largo de la historia del arte .Así, entre los muros de su nuevo estudio de Bogotá, influida por la luz del trópico, ha continuado con los temas que habían surgido en su taller de París.

------------- -Obra de Ana Patricia Palacios.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.