EL META NO ESTÁ LIBRE DE PESTE

EL META NO ESTÁ LIBRE DE PESTE

En adelante, todas las personas que se dediquen a la explotación tradicional o tecnificada de cerdos tendrán la obligación de vacunar a sus animales contra la temible Peste Porcina Clásica.

23 de marzo 1999 , 12:00 a. m.

Aunque la enfermedad aún no se ha registrado en el departamento del Meta, en los próximos cinco años se desarrollará un estricto plan de vacunación con miras a prevenir cualquier brote.

A nivel local se estima una población porcina de 52.739 animales en el 93 por ciento de los municipios reportados, de los cuales el 48,8 por ciento son machos y el 51,2 por ciento corresponde a hembras. El número para cría en producción corresponde a 7.617 animales con un promedio de siete lechones por camada y un promedio de 54,5 días al momento del destete.

La Peste Porcina Clásica (PPC) ingresó al país en 1942 por la frontera con Venezuela y es una enfermedad viral, altamente contagiosa caracterizada por su rápida diseminación, fiebre, alta morbilidad y mortalidad en granjas susceptibles y por un cuadro hemorrágico al examen de necropsia.

La infección es ocasionada por la ingestión de alimentos o de agua contaminada, o a través de lesiones en la piel. El virus está presente en secreciones del cuerpo como la orina, la saliva y el semen, por lo cual se requiere un contacto estrecho para que los animales infectados afecten a otros susceptibles.

Tipos de enfermedad La enfermedad se puede presentar de dos maneras: aguda y atípica. En el primer caso se presenta en animales no vacunados, los cuales presentan fiebre de 40 a 41 grados, inapetencia, tienden a amontonarse, luego vienen períodos de diarrea con conjuntivitis y cianosis (color azul de la piel, de las orejas y de la cara). Al final, se observa un paso vacilante, temblores musculares, trastornos nerviosos, parálisis, convulsiones y muerte de un alto número de animales de todas la edades.

La presentación atípica, a pesar de ser la forma más común es difícil de diagnosticar y se requiere de pruebas de laboratorio. Puede ir acompañada de fiebre transitoria, inapetencia y signos ligeros de enfermedad. En algunos casos puede registrar parálisis posterior en lechones nacidos de madres infectadas en forma persistente. El plan de vacunación se llevará a cabo de la siguiente manera. En la primera semana de vida serán inmunizados los lechones hijos de cerdas no vacunadas.

Entre tanto, los lechones hijos de cerdas vacunadas recibirán la primera vacunación entre los 45 y los 50 días de edad. Todos los cerdos serán revacunados cada seis meses.

La vacunación en las granjas tecnificadas estará bajo la responsabilidad de los productores y en las explotaciones extensivas (predios con menos de 30 cerdos mayores de dos meses), la vacunación será realizada por el personal de las brigadas locales de vacunación. Esta se llevará a cabo previa programación que será difundida a través de los medios de comunicación.

El diagnóstico de laboratorio lo realizará el ICA y no tendrá ningún costo.

Para el efecto del presente programa el país se dividió en catorce zonas. El Meta, Casanare, Arauca, Vichada y Guaviare quedaron incluidas en la zona 13.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.