ACACÍAS BAJÓ DE CATEGORÍA

ACACÍAS BAJÓ DE CATEGORÍA

Si la clasificación de los municipios se realizara nada más por sus ingresos propios, Acacías debía estar en quinta categoría y no en cuarta ni en tercera.

30 de marzo 1999 , 12:00 a. m.

Sin embargo, en el pasado mes de marzo el concejo local modificó el acuerdo 036 del 98 que había aprobado la tercera categoría para la entidad territorial.

Fue así como la población descendió a cuarta categoría, pues si continuaba en la categoría inmediatamente superior significaba que en 1997 la entidad obtuvo ingresos propios por 30 mil salarios mínimos mensuales.

No es capricho del alcalde. Así lo establece la ley y no se puede sostener un municipio en tercera categoría cuando los recursos son mínimos , afirma el alcalde de Acacías, coronel (r) Carlos Julio Plata Becerra.

La decisión se produjo luego que las secretarías de Hacienda y Planeación presentarán un estudio económico de los ingresos del municipio y la Contraloría Departamental hiciera público los resultados de la auditoría al órgano de control municipal.

El primero, según el alcalde Plata Becerra, señala que los ingresos propios durante la vigencia de 1997 solo fueron de 1.421 millones de pesos. El año pasado ascendieron a 1.879 millones.

El segundo, agrega el mandatario local, expresa que la categorización expedida el 26 de mayo de 1998 por la Contraloría municipal no es acertada y que el municipio se encuentra ubicado en la quinta categoría.

Por eso, el coronel Plata Becerra concluye que el error de la Contraloría municipal fue haber certificado ingresos totales en 1997 por 8 mil 674 millones 652 mil 701 pesos, pues lo lógico y establecido por la ley es que el ejercicio contable no debía contemplar ingresos corrientes de la Nación, regalías y el servicio del crédito, sino únicamente los ingresos propios .

Al modificar la categoría, había que suprimir la Contraloría municipal porque la ley permite la existencia de este organismo solo para los municipios de tercera, segunda, primera y categoría especial , explica el alcalde.

Esto, reitera el funcionario, no significa que el municipio se queda sin control fiscal, pues las investigaciones que venía desarrollando el órgano de control continuará a cargo de la Contraloría Departamental.

La decisión ya fue notificada a la entidad departamental y rige a partir del 25 de marzo, fecha en la cual se dio la publicación del acuerdo que recategorizó al municipio.

Puntos a favor 1. El municipio libera 500 millones de pesos que debía transferir este y el próximo año a la Contraloría municipal.

2. No se ven afectados los recursos de las regalías petroleras.

3. El 18% de los ingresos corrientes de la Nación serán de libre inversión. Antes solo contaba con el 5%.

4. El municipio podrá disponer de esos recursos adicionales para gastos de funcionamiento, donde existe un déficit cercano a los 800 millones.

5. El alcalde y los concejales tendrán que asumir una reducción en sus honorarios.

Ley 136 (Junio 2 de 1994) Artículo 156 Creación de contralorías: Los municipios clasificados en categoría especial, primera, segunda y tercera, podrán crear y organizar sus propias contralorías, con arreglo a los parámetros señalados por la ley.

Las contralorías distritales y municipales solo podrán suprimirse cuando desaparezcan los requisitos exigidos para su creación, previa demostración de la incapacidad económica refrendada por la oficina de planeación departamental o municipal, según sea el caso.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.