PUDIERON EVITARSE LAS EMERGENCIAS INVERNALES: AMÍN

PUDIERON EVITARSE LAS EMERGENCIAS INVERNALES: AMÍN

Después de evaluar las emergencias invernales registradas en los municipios de Ponedera y Manatí (Atlántico), el Comité Departamental de Prevención y Atención de Desastres concluyó ayer que estas pudieron evitarse pues se produjeron por la falta de operatividad de los comités locales de prevención que presiden los alcaldes. En la primera población mencionada, el terraplén que sirve de muro de contención en la ciénaga El Uvero se fue desbordando, pero de una manera lenta e imperceptible , según palabras del gobernador encargado del Atlántico, Jaime Amín. Allí 250 hectáreas de tierra quedaron bajo agua, perdiéndose muchos cultivos.

10 de agosto 1999 , 12:00 a. m.

En la segunda población, se rebozaron los canales de drenaje en tres barrios debido a la alta sedimentación y a que la comunidad los utilizaba como botaderos de basura.

Nos preocupa mucho que estas dos emergencias hubiesen sido prevenibles porque los comités locales no le prestaron atención. Hace cuatro meses se declaró la alerta naranja y sin embargo no se tomaron acciones concretas con la consabidas consecuencias, afortunadamente sin víctimas , dijo el funcionario.

Para evitar que se vuelva a presentar situaciones similares, se acordó replantear el trabajo. Así el comité integró las comisiones técnica, operativa y educativa, que se reunirán periódicamente para evaluar el trabajo y los avances de los comités locales. Las comisiones la integran funcionarios de diversas entidades departamentales.

El gobernador (e) fue enfático en señalar que la administración departamental subsidia y complementa la labor de las autoridades locales, pero que son los alcaldes los que deben liderar los procesos con el apoyo de los dirigentes comunales.

Amín reclamó a los alcaldes asignar más recursos al rubro de prevención y atención de emergencias, pues Planeación Departamental estableció que estos son ínfimos en comparación con los presupuestos municipales.

De otra parte, el Comité tuvo la buena noticia que los niveles del río Magdalena han disminuido en 50 centímetros debido a que ha dejado de llover en el centro del país y que en los próximos días comenzará un veranillo en la región.

El problema no es de recursos ni de normas, pues hay suficiente reglamentación sobre el tema que establece que el alcalde debe presupuestar recursos para prevención sobre todo si es un municipio de alto riesgo. Tampoco el problema es la falta de conocimiento pues los mandatarios municipales saben como deben operar los comités, lo que ocurre es que estos sencillamente no funcionan , concluyó Jaime Amín.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.