MÁS VALE COMPRAR CASA AHORA

MÁS VALE COMPRAR CASA AHORA

En un escenario donde los créditos están en sus niveles más bajos, en el que los inventarios de inmuebles para la venta son altos, y en el que los precios son los mismos de hace años y medio, están dadas las condiciones más favorables para aquel que quiera comprar vivienda.

10 de septiembre 1999 , 12:00 a. m.

Tal es el mensaje que la Cámara Colombiana de la Construcción (Camacol) está divulgando en todo el país para darles a los constructores una mano en las actuales circunstancias.

Sabemos que hay un inventario de proyectos que no han podido colocarse, y somos conscientes de que los proyectos que se inician a partir de este momento van a tener unos mayores valores de los que están en oferta , dijo el gerente de Camacol Barranquilla, Rafael Martínez Aparicio.

Aunque hay una realidad que no se puede desconocer, y es que la Corte Constitucional está pendiente de producir un fallo para definir las reglas de juego futuras en materia el crédito hipotecario.

Este fallo dará claridad en la fórmula para la amortización de los préstamos hipotecarios, porque la demanda de que parte el análisis decía es que las corporaciones o las entidades financieras cobraban intereses sobre intereses, esa es una figura que, en economía, se llama anatocismo.

La Corte va a decidir si se capitalizan los intereses o no. Eso no quiere decir que haya una relación directa con la viabilidad de la amortización del crédito. . Lo que hace el sector financiero es que suma el valor el capital y la proyección de los intereses en el tiempo que va a durar el pago y lo divide por el número de cuotas. Allí no hay pago de intereses sobre intereses , comentó Martínez Aparicio.

Pero mientras se define este asunto, los créditos están paralizados, y de seguro van a seguir así hasta cuando la Corte se pronuncie. De todos modos, algunos constructores iniciaron unas gestiones tendientes a que las Corporaciones y Bancos liberen créditos. Precisamente ayer, un grupo de constructores se reunieron en la Sala de Eventos de la agremiación para analizar el tema.

Lo importante, para Martínez Aparicio, es que sea lo que fuere, lo ideal es que las cuotas hipotecarias sean factibles de pagar. Es imprescindible ampliar el plazo para amortizar la deuda con tal que la cuota sea factible de pagar. Es preferible que a la persona se le aumente el plazo a 20 años, y no que pierda el inmueble que tanto trabajo le ha costado , comentó Martínez.

Dijo que una las propuestas de Camacol es que se establezca una especie de contrato de arrendamiento en que la persona paga con el propósito de que no pierda el bien, y cuando las circunstancias cambien, las personas seguirán pagando las cuotas hipotecarias, y así no pierde el inmueble. Se trata de una solución a la problemática de la dación en pago.

El inventario no sobrepasa las cien soluciones, sin embargo hemos oficiado a las CAV para que haciendo ayudándonos en la gestión nos digan cuántos son esos inmuebles y saber cuál es el tamaño del problema.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.