EL PRÍNCIPE FELIZ

EL PRÍNCIPE FELIZ

Oscar Wilde, escribió una hermosa fábula El príncipe feliz, es una historia maravillosa...

02 de octubre 1999 , 12:00 a. m.

Allá en la parte más alta de la ciudad y sobre una elevada columna se erguía la estatua del Príncipe feliz. Estaba recubierta de pies a cabeza por delgadas láminas de oro; por ojos tenía dos zafiros y un gran rubí rojo relucía en la punta de su espada.

Un día llegó una golondrina que había retrasado su vuelo de invierno hacia Egipto y en su apresurado camino acertó a pasar la noche a los pies de la estatua. La golondrina descubrió que el Príncipe lloraba; lloraba al ver la pobreza y la desdicha de los pobres habitantes de su ciudad. La golondrina fue persuadida para que permaneciera el tiempo suficiente, ya muy avanzado el invierno, a fin de ayudar al príncipe a entregarse literalmente a si mismo al distribuir sus riquezas entre los pobres.

Primero la golondrina le llevó el rubí a una madre que velaba a su hijo enfermo, para que con ella le comprara las medicinas que necesitaba. Después la golondrina le llevó un ojo de zafiro a un escritor que moría de inanición para que consiguiera abundantes alimentos. Después, una por una, la golondrina se llevó todas las hojas de oro que cubrían el cuerpo del príncipe para ayudar a los niños desnutridos que deambulan por las frías calles.

Ahora el príncipe se había dado así mismo. En el frío del invierno, se agrietó su corazón de plomo y también la golondrina falleció en el frío.

Un día Dios le dijo a uno de sus ángeles: -Tráeme las dos cosas más valiosas que encuentres en la ciudad . Y el ángel le llevó el corazón de plomo y la avecilla muerta.

Termino diciendo: Aquel que no sabe dar puede aprender; y quizá aprenda más fácilmente si no tiene dinero en exceso. Y si carece de dinero puede darse a sí mismo con su trabajo, con su ternura, con su tiempo quitado a los simples placeres y así transformando en felicidad, porque es su tiempo que se emplea para dar.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.