PROHIBIDO METER LA PATA

PROHIBIDO METER LA PATA

JUEGO DE MANOS Los arqueros son la contradicción de los futbolistas. Se contentan con ver el juego de lejos. Mientras los demás corren, ellos están parados debajo de la puerta o recostados en uno de los palos. Ni siquiera pueden llevar en su uniforme los colores del equipo y en un deporte en el que la felicidad es el gol, están para evitarlos. Pero por sobre todas las contradicciones, en un deporte que se llama balompié, los porteros juegan con las manos.

12 de noviembre 1998 , 12:00 a.m.

Científicos del juego, (científicos de verdad como semiólogos y sicoanalistas) dicen que un equipo lo integran diez futbolistas y un especialista. Y Millonarios tiene un especialista en ser especialista en el arco: el uruguayo Héctor Walter Burgues.

No hay duda posible: Burgues es el mejor jugador de la sufrida campaña de Millonarios. Por él, por sus atajadas, por su voladas de palo a palo, por sus zambullidas en los desempates por penaltis, Millos sobrevive.

Por él, porque le ha metido la mano a la campaña, Millos juega esta noche un partido crucial en su intento por clasificar a los cuadrangulares semifinales. Se medirá con Deportes Quindío, que también suman 70 puntos en la tabla, pero que le gana la séptima posición a los bogotanos por gol diferencia.

Burgues salió del gimnasio de la sede de Millonarios, al borde oriental del kilómetro 15 de la Autopista Central del Norte. En su mano derecha, la misma con que se afeita, cargaba su ropa de entrenar. Venía de que le dieran un masaje a la altura de la nalga izquierda. Tengo como una pequeña contractura , dice mientras se pasa la mano y se toca. Siente un dolorcito.

Millos necesitará una manito de otro equipo para clasificar? No, porque todo está en nuestras manos. dependemos de nosotros mismos...

Cuál debe ser la mano de Millos para clasificar? Una terna compuesta por trabajo, sacrificio y humildad.

La mano contra Quindío está dura...

Sí. Será un partido difícil, cerrado, porque los dos tenemos necesidad.

En un juego que es con los pies, qué siente al ser importante con las manos? Responsabilidad por el puesto. Si uno se equivoca, lo matan. Las manos son el 80 por ciento del trabajo.

Cuando tiene la pelota entre las manos, qué siente? Un cariño muy especial. Hay balones que son muy difíciles de agarrar y cuando los tengo entre las manos les doy un beso.

Cuál es el mano a mano más difícil que ha tenido en el fútbol colombiano? El que más recuerdo fue en el último partido con Cali, en Bogotá. Venía Max Torres de frente y por suerte mis manos funcionaron bien.

Un mano a mano que haya perdido? Uno que me ganó Víctor Bonilla, acá en Bogotá, que me eludió y fue penal...

Por meter dos veces mal la mano Santa Fe y Junior le marcaron goles...

Con Santa Fe no debí tratar de agarrar la pelota, sino puñetearla; y con Junior, creo que salí muy lejos, muy al borde del área.

Alguien le ha metido la mano? Cuando tenía como 11 años, me peleé con un amigo (Daniel Rubí), por una pavada: estábamos jugando un picado , nos pegamos unas patadas y terminamos a las manos. Claro que ahora nos encontramos, nos estrechamos la mano, y nos reímos.

Sería capaz de tapar a mano limpia? No creo. El guante es bueno porque si la pelota está mojada da mayor agarre y porque ayuda a amortiguar el golpe. A los quemonazos uno se acostumbra. Con el paso de los años, la pelota no quema tanto.

Como los magos: es más rápida la mano que la vista? A veces uno también le hace vista a la pelota y se tiene la fortuna de que va para afuera.

Lo han manoseado en el fútbol? Sí. En México me trataron muy mal y eso me ha dolido muchísimo. En el Morelia me tuvieron casi ocho meses sin jugar y sin preguntarme nada...

Fuera del arco para qué es bueno con las manos? Para el control de televisor y para manejar.

Fuera de balones, qué le gusta coger? A mi señora (Graciela Barbosa) A quién le ha dado una mano en la vida? Una mano se le tiende a un amigo en un momento de adversidad. No he hecho nada muy especial, pero tengo muchos amigos que cuando han precisado que esté a su lado, he estado ahí.

Perder esta noche es meter la pata? No se me pasa por la cabeza perder...

COJEA, PERO LLEGA El Deportes Quindío, equipo revelación de las últimas fechas de la Copa Mustang, y que esta noche visita a Millonarios, tiene una manera muy particular de celebrar los goles: los jugadores se van cojeando.

También cojeando, Eulalio Arriaga Blandón se convirtió en menos de cuatro meses en una de las figuras del equipo. En su paso por el Quindío ya lleva cinco goles y muchos aplausos de la tribuna.

No es un chiste. Arriaga tiene la pierna izquierda más larga que la derecha. No recuerda cuál es la diferencia. Ese es un problema que no se nota en la cancha , dice.

Y nunca lo afectó. En ninguno de los equipos en los que ha estado le han puesto inconvenientes para jugar.

Arriaga se inició en las selecciones infantiles de Turbo, el pueblo en el que nació el 21 de septiembre de 1975. Los técnicos que tuvo, José de la Cruz Moya y El Mara ( no recuerdo su nombre, todos lo conocen así , explica) le dieron el apoyo para viajar a Medellín. Y no le fue mal: lo declararon el mejor jugador del torneo de Pony Fútbol en 1989.

De ahí llegó a las inferiores de Nacional. César Maturana, Pedro Pablo Alvarez y Juan José Peláez le vieron condiciones, pero se fue cinco meses después. No había las comodidades de darnos estudio y vivienda. Mallorca, otro equipo de la liga de Antioquia, me dio esas facilidades y entonces me fui para allá .

Allá estuvo un año, dirigido por Ramiro Monsalve, delantero de Nacional a finales de los 60. Luego pasó al Industrial de Itagí, un equipo que jugaba en la B, pero que descendió en 1993. Arriaga entrenaba con el primer equipo, pero jugaba los torneos departamentales. Al año siguiente, Luis Fernando González, un jugador que estuvo en selecciones menores de Colombia y que ya falleció, lo llevó a Envigado.

El 25 de marzo de 1995, Gabriel Jaime Gómez, que dirigía en esa época al Envigado, lo puso a debutar en primera división. Jugó 10 minutos contra Cali.

El propio Barrabás fue el primero que en algún momento mencionó lo de su pierna en el fútbol. Ningún técnico me puso problemas por eso. El único era Barrabás , que me decía cojo y Garrincha . Pero a él le gustaba hablarme así, solo lo tomaba como charla . El homenaje de Eulalio fue dedicarle su primer gol como profesional. Se lo marcó al América el 11 de marzo de 1996.

Arriaga se considera un jugador normal físicamente. Tener una pierna más corta no me impide correr. Puedo enganchar, driblar. No sé si eso me ayude, pero si hay beneficios, estoy agradecido .

Algunos periodistas de Armenia lo apodan Garrincha, comparándolo con el astro brasileño de la década del 60, ya fallecido. El no sabe si se parece. Nunca he visto un partido completo de él. Apenas he visto algunas imágenes y sé que fue un gran jugador. Mucha gente lo compara con Pelé y es algo importante. Hay gente que dice que sí me parezco, pero yo no lo he visto .

No tiene ningún apodo fijo. Cuando llegué, me decían Dólar , porque subía y bajaba , recuerda.

Su entrenamiento es normal. Lo único que le ha recomendado el médico del Quindío es usar una plantilla especial. No la utilizo para jugar, solo para ponérselas a los tenis y a los zapatos de calle .

El presente Después del Mundial de Francia, Arriaga dejó atrás cuatro años y medio en el Envigado y se fue a probar suerte con Quindío. Ahora es titular y ya comienza a responder con goles.

En Armenia está a préstamo, con una opción de compra que se vence el 31 de diciembre. Allá se encontró con un equipo con aspiraciones, que está en la pelea por un cupo entre los ocho semifinalistas. Aunque en Envigado tuvo la oportunidad de jugar varios partidos como titular, hasta ahora comienza a tener continuidad, gracias a su potencia y a sus goles.

Ya lleva cinco tantos con el Quindío. En su paso por Envigado anotó seis y el año pasado, cuando fue tres meses a préstamo al Deportivo Antioquia, alcanzó a anotar cinco. Ahora está a las puertas de jugar su primera semifinal del torneo. Cojeando, pero está a punto de llegar.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.