Secciones
Síguenos en:
JENNIFER BATE:

JENNIFER BATE:

Por: REDACCIÓN EL TIEMPO
23 de marzo 1993 , 12:00 a. m.

EL3] Muchas veces hemos escrito el nombre de la prestigiosa organista inglesa Jennifer Bate, asociado al órgano de la Sala Luis Angel Arango a lo largo de varios años. Ahora volvió para ofrecernos un recital formado en su primera parte por cuatro grandes figuras del pasado, Buxtehude, Walther, Bach y Mozart, y en su segunda por César Franck y Olivier Messiaen. La obra culimante en la primera sección fue la famosa Toccata, Adagio y Fuga, más difundida entre nosotros por la versión para piano de Busoni. En la sección final tuvimos el tercero y último de los corales de Franck y Tres meditaciones sobre la natividad del Señor, de Messiaen, el famoso compositor francés muerto el año pasado, que en Jennifer Bate tuvo una intérprete de su predilección. El vasto programa fue, como era de esperarse, una nueva feliz oportunidad para escuchar el órgano de la sala en las manos (y en los pies) de su más fiel intérprete. Ello fue el 10 del presente.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.