HUELGA DE GENERAL MOTORS HACE TEMBLAR EL PIB DE E.U.

HUELGA DE GENERAL MOTORS HACE TEMBLAR EL PIB DE E.U.

La huelga en la compañía General Motors (GM), el fabricantes de automóviles más grande del mundo, tiene tantas implicaciones que será percibida como un temblor en el PIB de los Estados Unidos y más que eso en el desempeño productivo del estado de Michigan, donde están ubicadas las dos plantas paralizadas.

20 de julio 1998 , 12:00 a. m.

La huelga de 9.200 trabajadores empezó hace más de 40 días y afecta a las plantas de componentes de Flint Metal Center y Delphi East. El cese de actividades, que ya dobla en tiempo el paro llevado a cabo en estas mismas plantas en 1996, empezó en protesta por supuestas violaciones a sus derechos de seguridad laboral y subcontrataciones en regiones donde la mano de obra es más barata, como en México.

GM desestimó estas razones y acusó a los trabajadores de adelantar un paro ilegal, puesto que en el acuerdo de 1996 entre GM y United Auto Workers (UAW) ellos se comprometieron a no realizar ningún cese de actividades, excepto cuando se trate de problemas de salud, seguridad y estándares de la producción, como por ejemplo, la velocidad del ensamble.

La empresa alega además que los trabajadores siguen aferrados a prácticas laborales anticuadas e ineficientes que han hecho que la GM tenga los mayores gastos de los tres fabricantes de automóviles de los Estados Unidos, y advirtió que podrá aguantar el elevado costo del paro a cambio de lograr ahorros en el largo plazo.

La compañía anunció la semana pasada que demandaría a UAW ante las cortes federales, para obligar al sindicato a aceptar un arbitraje inmediato, que permita poner fin a la huelga que comenzó el cinco de junio en Flint y el 12 en Delphi.

Sin embargo, al finalizar la semana el UAW aceptó un mediador independiente, el cual deberá escuchar las partes y decidir si la huelga es legal. Un vocero de GM, Gerry Holmes, dijo que las dos partes aceptaron pedir la mediador Thomas Roberts organizar una primera reunión para el próximo jueves. Robert ya había jugado un papel similar durante la huelga de 1996.

Pero mientras los negociadores de las partes no llegan a un acuerdo, las consecuencias del paro continúan expresándose en las cifras alarmantes divulgadas por economistas y autoridades.

El precio de la huelga La trascendencia de la huelga tiene un costo sobre la economía de los Estados Unidos y mucho más sobre el desempeño de la actividad productiva de Michigan.

Veintiséis de las 29 plantas de GM se vieron obligadas a cerrar sus puertas debido a la falta de repuestos para proseguir con su trabajo. Eso implica que más de 184.000 trabajadores permanecen parados. Debe destacarse que GM entrega un beneficio a los trabajadores que no apoyan la huelga.

Los proveedores de GM también se vieron perjudicados y eso derivó en recortes de empleo. Las pérdidas de GM por la huelga ascienden a 1.200 dólares hasta junio 30, sus ingresos disminuyeron un 81 por ciento y el ensamble de vehículos se redujo a 227.000 unidades.

A nivel nacional las consecuencias no pueden ser catastróficas, pero es suficiente para ser percibido. (Pero), si uno mira la región del medio oeste, el impacto va a ser bastante mayor , dijo Willian Wilson del banco Comerica Bank de Detroit.

Agregó que las dos huelgas pueden llevar a que la economía de Michigan se contraiga durante un trimestre.

Economistas dijeron que el cese de actividades podría costarle cerca de medio punto porcentual del Producto Interno Bruto (PIB), durante el segundo trimestre y esa cifra podría aumentar en el tercer semestre si GM no resuelve el problema con sus trabajadores.

En suma, las consecuencias de la huelga serán percibidas como un pequeño temblor en la economía de los Estados Unidos, pero más que un temblor para la economía de Michigan, agregó el economista.

A los costos de la huelga en GM, deberá sumarse el actual freno económico debido a la caída de las exportaciones a Asia. Los economistas opinan que tomados estos dos hechos, la economía de los Estados Unidos apenas crecerá un poco más del dos por ciento en el segundo trimestre, considerada grave si se tiene encuenta que la economía creció un 5,4 por ciento en el primer trimestre.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.