Secciones
Síguenos en:
ESMERALDAS, OTRO PRODUCTO DE EXPORTACIÓN EN DESCENSO

ESMERALDAS, OTRO PRODUCTO DE EXPORTACIÓN EN DESCENSO

Colombia exportó esmeraldas por 452 millones de dólares en 1995, cuando las técnicas de embellecimiento artificial y los productos sintéticos, aún no representaban una amenaza real para un mercado que el país abastecía con piedras preciosas originales.

Dos años después, en 1997, las exportaciones apenas llegaron a 141 millones de dólares, en un mundo más competido y lleno de desconfianza.

Primero fueron las piedras sintéticas, piedras casi perfectas, que se vendían en el mercado nueve veces más baratas que las originales y que los joyeros después colocaban en el mercado a precio de las naturales.

Luego, dijo el presidente de la Asociación Colombiana de Exportadores de Esmeraldas (Acodes), Gonzalo Perilla, surgió un procedimiento de embellecimiento de las piedras, que lamentablemente terminan por deteriorarlas en el mediano plazo.

Las piedras las tratan con aceite de palma u otras recinas sintéticas en laboratorios de los Estados Unidos o Francia, principalmente. Les quitan los defectos, las limpias y purifican, pero ese es un tratamiento nocivo que las cristaliza en el mediano plazo , explicó Perilla.

Agregó que con el tiempo se petrifican, les salen manchas o líneas blancas, se desmejoran y el que las haya comprado pierde buena parte de su inversión.

Crisis asiática Las esmeraldas, igual como todas las demás piedras preciosas, son un bien que pueden utilizarce a manera de inversión para ganar un rendimiento. Las esmeraldas, en su época más floreciente, se compraban como una inversión y curiosamente eran los países del Asia donde la demanda tenía ese fin.

Hong Kong, Tailandia, Singapur, incluso en Japón, teníamos un buen mercado para nuestras esmeraldas, pero como consecuencia de la crisis, la demanda se redujo drásticamente. Es lamentable, por que en esa región de colocaba buena parte de las esmeraldas de alta calidad , agregó el presidente de Acodes.

Método artesanal El procedimiento para la explotación de las esmeraldas influye en su calidad y desafortunadamente en el país, en las minas de Muzu, Coscuez, Chivor y Gachala, no ha cambiado significativamente desde que se encontró la primera piedra.

No hay control en la cantidad de dinamita que se utiliza en las mimas y la onda expansiva las fractura, de manera que las piedras pierden calidad y por tanto valor en el mercado , agregó el dirigente gremial. Esto, agregó, es algo que debemos modificar y en lo que debe haber más control por parte de las autoridades.

En el procedimiento de talle de las esmeraldas tampoco se ha avanzado. Los métodos obsoletos hacer perder en promedio el 75 por ciento de las piedras, eso es una pérdida importante que podría reducirse importando tecnología nueva , dijo Perilla.

Y mientras el dirigente gremial atiende esta entrevista, abajo, en las calles próximas a la avenida Jiménez de Bogotá, miles de hombres, casi todos con la misma indumentaria, compran y venden esmeraldas entre ellos. Transeúntes desprevenidos sospechan de ellos y de la calidad de las esmeraldas que transan.

Es muy riesgoso comprar esmeraldas sin conocer. Usted puede perder su dinero en un minuto , dijo Perilla, mientras recuerda que el gobierno no tiene una ley marco para la explotación y comercialización de las esmeraldas; que este es uno de los pocos productos de exportación al cual se le cobra un impuestos y donde, pese a la riqueza que se mueve alrededor, no tiene 60 millones de dólares para echar a andar una bolsa de piedras preciosas.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.