NO TODO LO PINTADO ES GRAFITI

NO TODO LO PINTADO ES GRAFITI

Un medio día de un lunes cualquiera, un mendigo duerme en un andén sobre la carrera séptima de Bogotá. Para él solo es un espacio donde descansar. Pero, a su espalda, pintado en la pared, una enorme inscripción en aerosol guarda su sueño. A él no le importa; quien lo escribió no imaginó la escena, sólo fue una coincidencia que se dio porque cualquier pared es buena para el grafitismo.

02 de agosto 1998 , 12:00 a. m.

El término graffiti (plural) viene de una voz italiana que significa pintar con grafito. En la aplicación del italianismo al español lo correcto es grafiti, cuando nos referimos a varios letreros y grafito si es uno solo.

La tesis de grado El grafiti como medio de comunicación , realizada por estudiantes de comunicación de la Universidad Jorge Tadeo Lozano, comprobó que a pesar de que el grafiti como medio de expresión en Bogotá es masivo y volátil, es un medio de expresión urbana que cumple con las características de los medios masivos de comunicación, lo que demuestra que la comunicación de masas evoluciona fuera del contexto tecnológico y al margen de las restricciones económicas.

Daniel Samper anota sobre el tema que es el juego de palabras, sofisticación, cultismo, repentismo...y una actitud filosófico-existencial , según anotó en su libro Humor Regional en Colombia: Prototipos, características y vertientes. Es así como este fenómeno es puramente social: sucede como una forma más de satisfacer la necesidad de expresión innata en sí mismo. No tendría ningún sentido hacer grafiti en medio de la selva o en las montañas, pues no tendría público. No en vano el investigador de cultura urbana Armando Silva logró explicar por qué el grafitismo se había asentado especialmente en Bogotá. Este es un fenómeno que ocurre necesariamente en las grandes urbes.

Arte, lengua y grafiti Pero no todo lo pintado en las paredes es grafiti. Para que algo escrito o dibujado en los muros de la ciudad sea denominado grafiti deben ocurrir ciertas constantes: el anonimato, la marginalidad -quien lo realiza no tiene acceso a medios de comunicación para mostrar su idea-, la espontaneidad, la fugacidad, -puede aparecer en cualquier momento y desaparecer con la misma rapidez- y la escenicidad -sólo utiliza soportes urbanos-. La significación, a partir de signos, pictogramas o palabras, representa un sentir colectivo.

Estas características generales permiten hacer una clasificación académica de los grafitis bogotanos en cinco grandes áreas: poéticos, políticos, segregacionales, religiosos e informativos. En cada uno, la evolución de su propia semántica es natural.

En la tesis de grado, a la expresión se le otorga un carácter comunicativo completo, como un lenguaje completo. En Bogotá, el grafiti se ha desarrollado desde que comenzó a finales de los sesenta como voz protestante y revolucionaria de los estudiantes. Hoy en día, los estudiantes continúan dándole forma a los textos que reflejarán la actualidad del país. Hoy es mucho más estético, mucho más adornado, aunque ha perdido contenido político revolucionario, se ha vuelto más reactivo y ha ganado en lo afectivo.

Producción de símbolos El grafiti es un medio de expresión donde se detecta un sistema de valencias que permiten, a partir del estudio de sus partes -como el contenido-, realizar hipótesis sobre cómo funciona una sociedad. La imagen como signo es el medio de comunicación más efectivo e impactante para hacer llegar su mensaje, que es reforzado por palabras.

Por eso, para entender el mensaje hecho grafiti es necesario comprender la esencia del habitante de Bogotá. Hay que entender la ciudad, la que construyen sus residentes en la medida que la van habitando. De esta forma podemos encontrar ciudades dentro de la ciudad: la de los rumberos, la de los izquierdistas, la de los políticos, la de los que la padecen.

El grafiti es una intromisión de lo privado en lo público. Es una contravención a la normatividad social. Por eso es castigado, según el coronel Pedreros, comandante de Policía Bogotá Solidaria. En Colombia puede representar una detención de 24 horas y la DDE_LINK1obligación a que el infractor restituya lo dañadoDDE_LINK1.

En otros lados la cosa es diferente. En 1995 un juez de California impuso una multa de 34 mil dólares, más de 35 millones de pesos, -además de nueve meses de cárcel- a un muchacho de 19 años al que encontró culpable de pintar 28 grafiti.

Hoy, en su evolución, el grafiti ha salido de los muros para internarse en el ciberespacio, pero sigue cumpliendo las constantes: es social, marginal, espontaneo y fugaz. Armando Silva dice que el primer cibergrafiti fue el virus Miguel Angelo de 1993. Algunas compañías se han topado con cibergrafiteros que pintan axiomas en sus páginas, alterándolas.

Ahora su evolución lo expande dentro de la tecnología, pero sigue teniendo el mismo principio que lo inspiró.DDE_LINK2 EL MIEDO HACE PARTE DE ESTE ARTE A sus 19 años Terranova, un joven bogotano, alto, delgado, trigueño, muy serio, de hablar pausado y suave, vestido siempre con ropa ancha y saco con capucha, divide su tiempo entre el trabajo que consiste en hacer lo que salga ; los ensayos con el grupo Estilo Bajo, donde interpreta rap/hip-hop, y las ventas del disco compacto que grabaron y el descanso.

Pero por las noches sus afanes cambian de motivación y sale a pintar grafiti por toda la ciudad. Es la mejor hora porque nadie lo ve a uno, es más seguro, aunque siempre hay miedo. Claro que el miedo hace parte de este arte , asegura Terranova que no estudió mucho pero desde niño le gustó el dibujo. Jairo, el ingeniero de sonido del grupo, dice que maneja el aerosol con una destreza impresionante. Si alguien puede hablar de grafiti es él , dice.

Los raperos de la localidad quinta, en Santa Librada, también están interesados en el grafiti. El Centro de Educación Cultural de Fe Y Alegría está trabajando con ellos en talleres para obtener claridad sobre el tema.

Para Terranova el grafiti es una forma de expresar sus propias inquietudes: Mis grafiti preferidos son la imagen del grupo y uno que dice Cuando la vida vale mierda . Qué significa?, para mí mucho, pero yo se lo dejo a la gente para que piense...

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.