PORNOGRAFÍA SON LAS MATANZAS Y EL HAMBRE EN LOS NOTICIEROS

PORNOGRAFÍA SON LAS MATANZAS Y EL HAMBRE EN LOS NOTICIEROS

Enrique del Pozo, quien por varios meses presentó La noche prohibida junto a Yvonne Reyes, considera que el programa no tiene por qué levantar tantas ampollas, siempre y cuando se transmita en un horario no apto para niños o en el que sus padres puedan acompañarlos y guiarlos . Tras advertir que respeta la moral y las religiones ajenas, Del Pozo declara que la única pornografía que rechaza es la del hambre, la de la falta de igualdad y la de la gente que se mata , que aparece a diario en los noticieros de televisión.

09 de enero 1998 , 12:00 a. m.

El ex presentador de La noche prohibida reconoce que las imágenes de homosexualismo puede conmocionar a quienes no reconocen que esa tendencia es natural para muchos, y cree que las tomas que revelan el placer femenino causan revuelo en sociedades machistas. En diversos países se sigue castrando el sexo de las mujeres. Hay miles de ellas que todavía ignoran lo que es un orgasmo , manifestó ayer a este corresponsal.

Por su parte, Yvonne Reyes le dijo ayer a EL TIEMPO que no ve razón para que el programa haga estallar un escándalo, cuando hay tanto asesinato y tanta noticia de políticos corruptos . Aclara que se trata de un espacio para tarde en la noche y admite que crea polémica porque, frente a televidentes acostumbrados a cosas más light , habla sin tapujos de sexo.

Reyes, rubia de 33 años nacida en Valencia (Venezuela) y que ha trabajado en Estados Unidos y España, confiesa que hubo escenas que la impresionaron en La noche prohibida, como las captadas en una discoteca de la isla española de Ibiza, a la que llegaban hombres y mujeres homosexuales que no se conocían, y terminaban teniendo sexo. En nuestros países ese es clandestino aún . Y a su mamá , le preguntó EL TIEMPO, le gustaba el programa? . No! , contestó Reyes. No lo podía ver. Pero le cuento que había señoras de cierta edad que iban al estudio y se reían cantidades .

La noche prohibida se emitió en España una, y a veces dos veces a la semana a partir de las 12.30 de la noche o de la una de la madrugada. En principio, se planeó que su duración iba a ser de tres meses, pero el éxito de audiencia amplió a ocho su permanencia al aire: del 19 de abril al 21 de diciembre de 1996. No se prolongó más porque la cadena de televisión que lo lanzó, Antena 3, consideró que el tema se había agotado, según lo indicó ayer Francoise Sabbah, responsable de medios internacionales de ese canal, el primero entre los privados a nivel nacional.

Antena 3 describía el programa como atrevido, transgresor y dedicado a contar la vida de la noche . De ese mismo corte ha habido más espacios, como los desaparecidos Esta noche cruzamos el Mississippi, de la cadena Tele 5, y La sonrisa del pelícano, de Antena 3, presentados ambos por Pepe Navarro. Hoy se transmite un espacio semejante en Tele 5: Crónicas marcianas. Todos conforman lo que, según una redactora de la sección de Televisión del diario madrileño El País que no quiso ser identificada, se llama telebasura .

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.