22.000 BARRILES DE CRUDO AL MAGDALENA

22.000 BARRILES DE CRUDO AL MAGDALENA

Las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) no solo intentaron tomarse el lunes a esta poblacion, sino que destruyeron una importante planta de almacenamiento de petróleo y provocaron tal derramamiento de crudo que una amplia zona del río Magdalena está al borde de una catástrofe ecológica. Un balance militar indica que durante las acciones murieron 23 guerrilleros y tres policías, y resultaron heridos siete agentes y tres suboficiales de la Armada Nacional.

08 de mayo 1991 , 12:00 a.m.

Los guerrilleros volaron los sistemas de almacenamiento de crudos de Cantagallo y Yariguíes, en donde más de 22 mil barriles se derramaron y buena parte del crudo comenzó a escurrir hacia el río Magdalena.

La Empresa Colombiana de Petróleos (Ecopetrol) dijo que en esos campos quedó paralizada la exploración y explotación de crudos.

En el campo Yariquíes dinamitaron los tanques de almacenamiento de 40 y 20 mil barriles de capacidad, los tanques de la planta de deshidratación y una bomba de transferencia de crudo. Además, abrieron las válvulas de almacenamiento, registrándose el derramamiento de más de 15 mil barriles.

Simultáneamente, en Cantagallo fue volada, por segunda vez en dos meses, la planta de recolección de crudos y los tanques de almacenamiento, provocando el reguero de siete mil barriles más.

Las pérdidas económicas calculadas por Ecopetrol son superiores a los 400 millones de pesos.

Las autoridades militares en Barrancabermeja dijeron que en San Pablo, extrañamente el alcalde de la Unión Patriótica, Simón Moreno Rodríguez, quien presidió el fin de semana pasado un foro, no se encontraba presente, a pesar de conocer que su población iba a ser objeto de una nueva toma guerrillera .

El alcalde dijo en Cartagena, sin embargo, que no tenía conocimiento de amenazas de asaltos y ayer regresó a la población.

El puesto de Policía fue defendido durante más de cinco horas por 22 agentes, que luego recibieron refuerzos de la flotilla Fluvial del Magdalena Medio.

Los combates se extendieron desde las 5:30 de la tarde del lunes hasta las 3:00 de la madrugada del martes.

Los guerrilleros dispararon morteros, y rockets, destruyeron parte de las instalaciones del Palacio Municipal, la subestación de la Policía, y el edificio de Telecom. Las antenas transmisoras fueron derribadas para dificultar la comunicación.

Según algunos testigos, las detonaciones eran tan fuertes que muchos de los vecinos buscaron refugio en la iglesia y otros centros de mayor seguridad.

Según Pablo Emilio Cáceres, una de las personas que presenció el episodio, aquello parecía el juicio final. De lado y lado se gritaban groserías y muchos de ellos caían tendidos en el suelo .

Los agentes muertos fueron identificados como Jesús Alberto Ayala Jaimes, de 27 años, natural de Cúcuta; Uriel Muñoz Montañez, 26, de Tona, y Mario de Jesús Arteaga Lugo, 24, de Lorica. Los dos primeros estaban casados.

Los agentes heridos son Orlando Martínez Salguero, Víctor Julio García Moreno, Jorge Enrique Reyes Pulido, James Calderón Espinosa, Wilmar de Jesús Alvarez Valencia, Orlando Arias Gallego y Gabriel Delgado Ramos.

También resultaron heridos los suboficiales de la Marina Héctor Moreno y Franky Castro y el infante Mario Díaz, cuando uno de los rockets estalló contra la barcaza en la cual se movilizaban.

Ninguno de los guerrilleros muertos fue identificado, aunque muchos de los cuerpos se encuentran en el anfiteatro de la localidad. La Policía dijo que otros fueron rescatados por sus compañeros. Varios de ellos resultaron también heridos, aseguró la fuente militar.

En otros hechos, cerca de Barrancabermeja tropas del Ejército dieron muerte a tres presuntos guerrilleros. Uno de ellos fue identificado como Humberto Higuera Tolosa. ELN secuestró a siete periodistas Cartagena y Montería En un comunicado enviado a los medios periodísticos de Cartagena, la Unión Camilista del Ejército de Liberación Nacional (UCELN) se atribuyó la retención de siete periodistas costeños.

Señala que los periodistas, quienes trabajan como corresponsales de medios nacionales en prensa, radio y televisión, permanecerán varios días en su poder y serán devueltos con un mensaje.

Queremos dicen que el pueblo colombiano se entere de importantes iniciativas y revelaciones sobre el proceso de paz. Asimismo denunciaremos casos concretos de violación de los Derechos Humanos de parte de las Fuerzas Armadas del Gobierno .

Los periodistas retenidos en Cartagena son Rafael Puello Montero, director de noticias de Caracol Cartagena y corresponsal del Noticiero Cinevisión, y Carlos Carrillo López, subdirector de Toledar y corresponsal del Diario La Libertad de Barranquilla. En Montería fueron retenidos Ramiro Guzmán Arteaga, de El Espectador; Meira Pitalúa, de TV Hoy; Luis Carlos Otero, del Telenoticiero del Mediodía; Rafael Chica, de Cinevisión, y el camarógrafo José Ruiz.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.