$ 2 BILLONES LE ADEUDAN DEPARTAMENTOS A LA BANCA

$ 2 BILLONES LE ADEUDAN DEPARTAMENTOS A LA BANCA

Una deuda de dos billones de pesos a la banca tiene en jaque a los 33 departamentos del país.

23 de julio 1998 , 12:00 a. m.

Por la falta de dinero, las administraciones no han podido emprender este año obras de inversión con recursos propios y lo peor es que esta situación podría constituirse en un grave escollo para la paz.

Por lo menos eso opina el director ejecutivo de la Conferencia de Gobernadores, José Manuel Arias Carrizosa, para quien la solución a la violencia debe tener en cuenta el problema fiscal de los departamentos. De no mejorar sus condiciones, no serán capaces de ser interlocutores firmes en el proceso de paz que pueda iniciarse con las fuerzas en conflicto , advierte.

Preocupados por esta situación, desde ayer los 33 secretarios de hacienda departamentales se reúnen en Bucaramanga y esperan hoy redactar un documento con posibles soluciones para entregárselo al presidente Andrés Pastrana.

Buscan, con el nuevo gobierno, iniciar la renegociación de sus acreencias con el sector financiero y garantizar la gobernabilidad en sus regiones.

Los departamentos se están muriendo por falta de instrumentos para subsistir , dijo Arias al explicar que el proyecto de ley 225 que hace tránsito en el Congreso para reordenar los tributos en favor de los territorios no es suficiente para superar la crisis.

El secretario anfitrión, José Vicente Villamizar, cree que si no se concerta una salida entre los departamentos, el Gobierno Nacional y el sector financiero, las administraciones seccionales se paralizarán. Estamos llegando a nuestro máximo límite de resistencia y solo podremos dedicarnos, en los próximos diez años, a pagar los intereses de los préstamos , vaticinó.

Para el secretario de Hacienda de Antioquia, Jaime Hidalgo Ballesteros, la crisis refleja una falla estructural derivada de la Constitución, que ordena a los gobernadores convertir sus promesas de campaña en planes de desarrollo, so pena de que se les revoque el mandato, y cree que no es suficiente refinanciar la deuda pública porque solo alarga los plazos de amortización, pero nunca disminuye la tasa de interés a través del DTF, que sigue aumentando en contraste con el débil comportamiento de los ingresos.

Carlos Andrés Jaramillo, del Valle, cree necesario un ajuste fiscal de los departamentos porque los ingresos propios no son suficientes para enfrentar el endeudamiento y los altos costos financieros.

ENCRUCIJADA DE LAS REGIONES Problemas - Arauca, Vichada, Vaupés, Amazonas, Casanare, Putumayo, San Andrés y Providencia, Guainía y Guaviare no tienen cómo pagar sus nóminas ni los costos de las asambleas.

- Ninguno de ellos, excepto Arauca, tiene rentas propias que les generen ingresos como licoreras, rifas, juegos y espectáculos y el poco parque automotor les impide tener buenos recaudos por este concepto lo mismo que por construcción.

- La alta presencia de narcotráfico en la mayoría de estos territorios generó una economía falsa, en muchos casos sostenida por el auge de los cultivos ilícitos.

- La presencia guerrillera ahuyentó a ganaderos y cultivadores por lo que los tributos que se pagaban por degello de ganado y transporte de semovientes les quitó también los tributos a estos departamentos.

- Por falta de capacitación, se está desaprovechando la enorme riqueza natural y la biodiversidad que abunda en estas regiones. Por ello, se propuso que estos departamentos inicien gestiones nacionales e internacionales para captar recursos por mantener su medio ambiente sano.

Soluciones - Que el Banco de la República subvencione la tasa de interés sobre los préstamos que tienen municipios y departamentos.

Si la tasa de interés el Banco la aumentó para disminuir la presión de los especuladores con el dólar, los municipios y departamentos no tienen por qué pagar una tasa de interés tan elevada , cree el secretario de Hacienda de Antioquia.

Se busca que se les garantice la estabilidad de la tasa con la que se contrató el crédito y que los aumentos que se presenten los asuma el Emisor.

- Que el impuesto al IVA sobre las gaseosas y las bebidas no embriagantes se cambie por impuesto al consumo, que sería departamental. Ello le generaría este año a los departamentos unos 250 mil millones de pesos.

- Se debe racionalizar la planta de personal, especialmente en los sectores de salud y educación.

- Adelantar planes de reestructuración de la deuda y un esfuerzo en las rentas departamentales para hacerlas más eficientes y ampliar su cobertura, propuso el secretario de Hacienda de Cundinamarca, Raúl Castro.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.