Secciones
Síguenos en:
BRASIL, AHOGADO POR EL RELOJ

BRASIL, AHOGADO POR EL RELOJ

La falta de racionalidad en el calendario del fútbol brasileño es uno de los numerosos problemas enfrentados por la selección auriverde que entre junio y septiembre disputará tres competencias internacionales, entre las que destacan las eliminatorias del Campeonato Mundial de 1994 de Estados Unidos, admitió ayer Carlos Parreira. Entrenador del seleccionado desde fines de 1991, Parreira viene librando una lucha sin tregua contra la crónica falta de organización del fútbol brasileño, que es un obstáculo para el desarrollo de su labor al frente del equipo que debe jugar la Copa EE.UU. (6 al 13 de junio), la Copa América (15 de junio al 4 de julio) y las eliminatorias del Mundial-94 (18 de julio al 19 de septiembre).

Por: REDACCIÓN EL TIEMPO
19 de marzo 1993 , 12:00 a. m.

El partido amistoso contra Polonia, que acabó con un empate 2-2 antenoche, fue el último que el equipo auriverde disputó antes del torneo estadounidense y de la copa continental de selecciones.

Parreira quería dos amistosos más, pero desistió por falta de fechas disponibles. Parreira no contará con los jugadores que actúan en el exterior porque sus clubes ya anunciaron que no los liberarán para estos torneos.

De todas maneras, el presidente de la Confederación Brasileña de Fútbol (CBF), Ricardo Teixeira, estuvo recientemente en Europa y convenció a las entidades de liberar sus jugadores para las eliminatorias del mundial-94.

Parreira sabe que dispondrá de muy poco tiempo para preparar el seleccionado brasileño para la Copa EE.UU. y la Copa América. Los brasileños serán convocados en la segunda quincena de mayo, pero solo empezarán sus preparativos el 24.

Si se clasifica para la final de la Copa América-93, una vez concluido ese torneo la selección brasileña dispondrá de apenas 14 días para prepararse para las eliminatorias de la Copa del Mundo-94, donde compartirá el grupo con Bolivia, Ecuador, Uruguay y Venzuela.

Brasil jugará su primer partido por las eliminatorias precisamente contra Ecuador el 18 de julio, en Quito.

Parreira ya tiene la base de la selección brasileña que intervendrá en las eliminatorias formada por cuatro jugadores expatriados. Esa nómina incluye dos enrolados en el Deportivo La Coruña, revelación de la liga española 1992-93: Mauro Silva y José Roberto Gama de Oliveira Bebeto , goleador de la actual temporada española de fútbol.

El equipo base se completa con Luis Henrique dos Santos, del Mónaco (Francia) y Raí Vieira de Oliveira, actualmente en el Sao Paulo, pero ya contratado por el Paris Saint Germain.

El coordinador de la selección brasileña, el tricampeón Mario Jorge Lobo Zagalo , advirtió que los resultados de la Copa América sin los expatriados podrán alterar los planes para las eliminatorias . Al formular esa advertencia, Zagalo quiso decir que no existirán privilegios en las convocatorias.

Todos, locales o expatriados, tendrán las mismas oportunidades. Parreira corroboró la advertencia del coordinador y resaltó que el factor determinante para la convotoria es el rendimiento de cada jugador .

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.