MIJO ES UN GRAN CAMPEÓN

MIJO ES UN GRAN CAMPEÓN

Salustiano y María del Carmen salieron de Umbita (Boyacá) a las 6:00 de la mañana. Se vinieron con lo justo. Los 11 mil pesos del pasaje a Bogotá 5.500 cada uno y los 11 mil para el regreso a Umbita, después de ver a José Joaquín, uno de sus nueve hijos, reclamar de una vez por todas el título de campeón de la Vuelta a Colombia-Pony Malta.

11 de mayo 1998 , 12:00 a.m.

El sábado abandonaron los cultivos de maíz y de papa y se fueron para Tunja a ver la llegada de la etapa, la contrarreloj individual, en donde José volvió a ganar. Lo saludaron, le dieron la bendición y regresaron a su casa, porque ayer tenían que madrugar.

Aparecieron justo a tiempo, El, de pantalón negro, brillante, camisa blanca, y saco gris con solapas negras. Ella, en falda negra, blusa blanca, de marinera, sueter caqui, zapatos negros y el cabello largo recogido con una hebilla en tonos blanco y azul, que le hacía juego con la blusa, y un par de pinzas que agarraban los mechones más cortos; medias color piel y zapatos negros, planos.

Los pitos de los carros y de las motos que traían a los ciclistas eran enloquecedores. Los micrófonos, flashes y cámaras rodeaban a los Castelblanco. La Policía intentaba abrirle paso al grupo que estaba a punto de terminar. Salustiano, que es un hombre alto, 1,75 metros, lograba ver todo. María del Carmen, que está por los 1,60, no veía nada.

Mírelo, mírelo, ahí entró , le dijo Salustiano a María del Carmen, que a pesar de esforzarse al máximo no pudo ver pasar a José.

El año pasado cuando se ganó la Vuelta, pensé que había sido de chiripa pensó Salustiano, en voz alta, pero hoy me doy cuenta que mijo es un gran campeón.

Cuando la Vuelta apenas ajustaba una semana, en la etapa que subió a Santa Elena, Salustiano se dio cuanta qué clase de corredor era.

Nosotros estábamos pendientes del radio. Parecía que no iba a pasar nada, pero mijo subió muy bien y sacó una cantidad de tiempo que había perdido. Ahí dije que se la iba a ganar , contó Salustiano.

El tenía sus dudas, pero José estaba tan seguro y se sentía tan bien, que unas semanas antes de marcharse a la Vuelta, en una reunión de amigos, les dijo a Luis y José Aguirre, y a Evangelista Valbuena, sus primeros patrocinadores, que se pensaba ganar la carrera.

Le enseñó a Johan, su hijo de 20 meses, cómo celebrar cada que él ganara. Primero la bendición, luego los brazos arriba y, enseguida, los pulgares en alto. Cada vez que lo veía en televisión, levantaba los brazos como el papá. Cuando veía los periódicos decía que ese era papá , contó María Amparo Ramírez, la esposa de Castelblanco.

La monotonía José llegó en el 97 al Telecom-Kelme, de Raúl Meza, para reforzar el equipo en donde Julio César Aguirre, Juan Diego Ramírez y Héctor Iván Palacio iban a ser los hombres más importantes. El iba a ser un buen gregario. Bueno para traer caramañolas y bueno para ayudarles a ellos a conectar con el grupo principal en caso de perder la rueda.

Castelblanco venía de hacer eso en el Kelme-Pony Malta, cuando el equipo era de españoles y colombianos. Cuidar el capo, responder en la montaña y después, no importaba si terminaba o no la carrera.

El entró en un marasmo. Estuvo perdido en la monotonía de ser gregario , decía ayer el médico Alberto Beltrán, a quien Castelblanco le da buena parte del porcentaje de haber logrado su segunda Vuelta a Colombia.

Raúl Meza reunió a los corredores y dejó todo claro desde el comienzo. El que esté andando mejor, es el líder. José ganó el prólogo de la Vuelta, el año pasado, y se fue dando cuenta de que era bueno. Ni él mismo sabía qué tan bueno era. Fue entonces cuando se dio cuenta de que no debía trabajar para nadie.

Se acordó de lo que había hecho antes, cuando no era profesional . Ha sido campeón en Guadalupe y Guatemala, en el 92, y del Circuito Montañés, en el 94.

La preparación física, a cargo de Beltrán, comenzó en noviembre, en dos fases. La general: gimnasio, pesas, trote, natación y bicicleta, una vez a la semana. Después vino la específica: bicicleta. Ir al velódromo una o dos veces por semana, y trabajar en todoterreno. Luego, los kilómetros.

El lleva apenas 28 días de carrera y es por eso que hace una semana cuando rodaba muy bien y ganaba, dije que estaba en un 90 por ciento. La Vuelta la terminó en un 95. Si hubiese alcanzado a hacer 35 días de competencia estaría en el cien por ciento. El es como Lucho , Fabio, Oliverio o Mejía. Los resultados son producto de su talento, ese talento que no se había explotado , afirmó Beltrán.

Adiós a la monotonía He llegado a la madurez y por eso estoy andando así de bien , dijo Castelblanco ayer, antes de la última etapa.

El sábado durmió tranquilo. Sabe por qué? Nunca me puse a pensar que era el líder y que al otro día me tocaba salir a cuidar la camisa. No me dolía nada. No tenía miedo de caerme o de enfermarme. Por eso me fue bien.

Me subía a la bicicleta por la mañana y no hacía cuentas de cuántos minutos iba a sacar ni nada de eso. En Bucaramanga cuando les cogí como cinco, hasta me sorprendí. El esfuerzo fue duro, tanto, que pensé que iba a levantarme cansado, pero nada. Bien, siempre bien .

Castelblanco, Castel... Ayer, parecía un día normal, el de la celebración, pero normal. Cuando Fredy Moncada, el de Néctar, ganó la etapa en el embalaje, Castelblanco no tuvo que hacer nada. Ni siquiera bajarse de la bicicleta.

La gente se le vino encima y entre los gritos de Castelblanco, Castelblanco , resultó arriba del transmóvil de Caracol, saludando y sonriendo, como siempre, con ese gesto tímido que lo caracteriza.

Abajo, confundidos entre sus hinchas, estaban Salustiano y María del Carmen. El con un par de whiskys puros, encima. Ella contando que José le acababa de dar el regalo prometido.

No habrá tiempo de celebrar en Umbita. Salustiano y María del Carmen tendrán que regresar solos. José se va el viernes para Europa con el Telecom-Kelme a correr en Francia, en el Midi Libre.

Ellos, en Umbita, van a estar pendientes de lo que pase, de que José regrese para poder celebrarle el Día de la Madre a María del Carmen.

ASI GANO LA VUELTA EtapaPuestoDiferencia o tiempo Prólogo6A 20s de Víctor Hugo Peña, el ganador.

Primera27A 4m 31s de Jairo Pérez.

Segunda9 A 35s de Josept Lontscharist Tercera26Con el tiempo de Fredy González: 2h 35m 54s.

Cuarta39A 27s de Eduardo Hernández.

Quinta16A 3m 59s de Javier Pascual Sexta5A 5s de Víctor Hugo Peña Séptima16h 05m 28s-El segundo, a 1m 07s Octava16m 25s 05s-El segundo, a 32s Novena12A 5s de Víctor Becerra Décima24Con el mismo tiempo de Raúl Montaña Decimaprimera13h 08m 43s-El segundo, a 4m 50s Decimasegunda11A 12s de Héctor Iván Palacio Decimatercera6Con el mismo tiempo de Jairo Hernández Decimacuarta11h 01m 40s-El segundo, a 44s.

Decimaquinta51Con el tiempo de Freddy González: 2h 08m 20s POSICIONES Etapa: 1. Freddy González, Aguardiente Néctar, 2h 08m 20s; 2. Libardo Niño, Aguardiente Néctar, m.t.; 3. Javier Anaya, Lotería de Santander, m.t.; 4. Víctor Hugo Peña, Telecom-Kelme, m.t.; 5. Raúl Montaña, m.t.

Clasificación general final: 1. José Castelblanco, Telecom-Kelme, 61h 43m 42s; 2. Iván Parra, Petróleo de Colombia-Energía Pura, a 8m 13s; 3. Libardo Niño, Aguardiente Néctar, a 10m 25s; 4. Israel Ochoa, Lotería de Boyacá, a 10m 44s; 5. Juan Diego Ramírez, Aguardiente Antioqueño-Lotería de Medellín-EEPPMM, a 11m 06s; 6. Miguel Sanabria, Lotería de Boyacá, a 11m 34s; 7. Héctor Iván Palacio, Aguardiente Antioqueño-Lotería de Medellín-EEPPMM, a 11m 39s; 8. Víctor Hugo Peña, Telecom-Kelme, a 12m 40s; 8. Argiro Zapata, Aguardiente Antioqueño-Lotería de Medellín-EEPPMM, a 12m 53s; 9. Alexis Rojas, Petróleo de Colombia-Energía Pura, a 12m 54s.

Campeón de montaña: Juan Diego Ramírez, Aguardiente Antioqueño-Lotería de Medellín-EEPPMM. Metas volantes: Javier Anaya, Lotería de Santander. Regularidad: Víctor Hugo Peña, Telecom-Kelme. Equipos: Kelme-Telecom.\ CASTELBLANCO EN LAS VUELTAS\ 1992: Puesto 30.\ 1993: Puesto 22.\ 1994: Puesto 30\ 1995: Puesto 35\ 1996: No la corrió.\ 1997: Campeón.\ 1998: Campeón

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.