HISTORIA DE TIGRES:

HISTORIA DE TIGRES:

11 de julio 1998 , 12:00 a. m.

En zonas rurales de San Vicente de Chucurí, en Santander, no solo han proliferado grupos de guerrilla sino tigres de verdad, no como los tres tristes del cuento. El relato no es de ahora sino de hace más de un año, cuando los tigres empezaron a devorar camuros un híbrido de cordero y cabro, gallinas, terneros, vacas y toros. Ya los campesinos han logrado dar muerte a tres de esos tigres, pero la amenaza sigue porque se reproducen, y las parejas andan con sus cachorros.

Los campesinos saben que se trata de una especie en vía de extinción, y no desean eliminarlos. Por eso mismo han puesto el caso en conocimiento de las autoridades, pero ninguna ni siquiera del ramo ambiental ha tomado nota del asunto ni ha hecho nada, cuando lo normal sería realizar una búsqueda organizada para capturarlos y conservarlos adecuadamente. Y, como es también natural, los campesinos no pueden resignarse a contar cada día varios semovientes menos.

Ya es hora de que el Ministerio del Medio Ambiente, tan pródigo al parecer en burocracia especializada , se notifique de este caso singular, y proceda en consecuencia. Pero antes de que desaparezcan los corrales de los campesinos de San Vicente de Chucurí.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.