FINAL TIPO EXPORTACIÓN

FINAL TIPO EXPORTACIÓN

A los cuatro mejores equipos del Mundial los separan muchas diferencias de orden táctico. Pero una característica común hermana a Brasil, Francia, Croacia y Holanda. Son países exportadores de futbolistas.

11 de julio 1998 , 12:00 a. m.

Como contraste, varios de los equipos que fracasaron y decepcionaron en Francia 98 basan su prestigio en la capacidad de compra de sus clubes. En orden de desaparición estos son España, Inglaterra, Italia y, en menor grado, Alemania.

En los juegos de hoy y mañana estarán representadas cuatro naciones, pero también los colores de España, Italia, Inglaterra, Alemania, Portugal y Japón, a través de los clubes donde juegan casi todos los titulares de las selecciones semifinalistas y finalistas.

Un tonto consuelo para italianos, españoles e ingleses, que seguramente le harán algo de fuerza al equipo donde juega la estrella del club que llevan en su corazón. Así, por ejemplo, los hinchas del Real Madrid le harán fuerza a Croacia por Suker o de pronto a Holanda por Seedorf aunque también a Francia por Karembeu pero quien quita que a Brasil por Roberto Carlos.

La apertura de fronteras ha sido de gran beneficio para el espectáculo, pero los países importadores han pagado un alto precio. Italia logró su último título mundial en 1982, cuando tenía cerradas sus fronteras. España, un eterno importador de estrellas, ha sido un tradicional fracasado en Copas del Mundo.

Los países exportadores por lo general llegan más lejos. Alemania fue campeón del Mundo por última vez en 1990 con la columna vertebral del Inter de Milán: Matthus, Brehme y Klinsmann. Estas selecciones exportadoras se benefician de la experiencia que adquieren sus jugadores en el fútbol competitivo de Italia y España.

Pero eso también es un problema, pues a los técnicos se les complica bastante convocar a los integrantes de la selección para los partidos de preparación y muchas veces deben reeducar a los jugadores para que olviden el estilo de su club. Los que lograron superar ese obstáculo están entre los cuatro primeros del mundo. Pero no todos los exportadores tuvieron éxito. Yugoslavia, a pesar de su constelación de estrellas, quedó debiendo bastante. Argentina olvidó las raíces del fútbol gaucho y cayó en un esquema muy europeo que la sacó del mundial en cuartos de final.

No es una verdad absoluta. Pero en Francia 98 los exportadores se llevaron todo y los importadores tuvieron que ver por televisión el desenlace de la Copa Mundo.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.