NOEMÍ SANÍN RECHAZA CONTACTOS CON PASTRANA

NOEMÍ SANÍN RECHAZA CONTACTOS CON PASTRANA

La candidata presidencial del movimiento Sí Colombia , Noemí Sanín de Rubio, rechazó rotundamente que existan contactos de su campaña con la del precandidato conservador Andrés Pastrana para que ella sea su fórmula a la vicepresidencia.

31 de enero 1998 , 12:00 a. m.

La aspirante presidencial hizo sus precisiones en carta al director de EL TIEMPO, Hernando Santos Castillo. El siguiente es el texto de su misiva: Señor don HERNANDO SANTOS Director de EL TIEMPO Ciudad Muy apreciado don Hernando En la edición de EL TIEMPO del viernes 30 de enero, bajo el título Hoy empieza la carrera por la convención de los conservadores , se da cabida en forma malintencionada a una información que me concierne y que carece de todo fundamento. Allí se afirma que amigos de la campaña de Pastrana y la candidata Noemí Sanín adelantan contactos para que esta se convierta en la fórmula de Pastrana a la vicepresidencia .

No es esta una simple ligereza informativa de su cronista político. Hay algo más grave que usted, señor Director, debe considerar muy seriamente. Se trata de una evidente manipulación al servicio de una candidatura distinta a la mía. Al mismo tiempo, tal vez sin que usted lo advierta, responde al propósito reiterado de hacerme aparecer como no viable mi candidatura, trastocando la información y tergiversando el resultado de las encuestas.

No, señor director, no he pensado en ser candidata a la vicepresidencia ni mucho menos prestarme a los juegos indecorosos de la política tradicional dando apoyos a cambio de prebendas burocráticas, como lo sugiere la información.

Lo que no es admisible es que a esta maniobra se preste un órgano de prensa tan influyente como EL TIEMPO. Acepto lo que se diga en las columnas editoriales o de opinión, porque todo ello entra en el libre juego democrático. Pero no creo lícito que la información sea utilizada para buscar efectos políticos en favor o en contra de los aspirantes a la presidencia. La crisis ética que estamos viviendo no es solo la que se deriva de los dineros del narcotráfico o de la expoliación de los recursos del Estado. También ella está relacionada con las deformaciones sufridas por la restricción de las libertades democráticas y la manera como se condiciona a la opinión pública a través de informaciones sesgadas.

Atentamente Noemí Sanín de Rubio

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.