INGENIERÍA MILITAR PARA EL PROGRESO

INGENIERÍA MILITAR PARA EL PROGRESO

Por ser la de ingeniero, el arma más deseada entre los militares, también es un honor que se tiene que ganar con mucho esfuerzo, disciplina, constancia y de ser siempre el primero y el mejor. Así lo entienden todos aquellos que parte del curso para oficial o suboficial del Ejército Nacional. Los que ingresan a la escuela, antes de tomar el arma escogida o asignada, están decididos a ocupar los primeros puestos. Esto les garantiza que a la hora de la definición, el rendimiento logrado, la disciplina, la preparación alcanzada le permitan ser elegido ingeniero militar, quizás porque son conscientes de que en esta arma salen técnicamente más preparados para forjar una Colombia mejor.

07 de agosto 1998 , 12:00 a. m.

Los que allí prestan sus servicios a la patria son capacitados en programas propios de ingeniería, perforación de pozos, topografía, manejo de explosivos, construcción de obras civiles como puentes, vías, edificaciones y pistas de aterrizaje. Por la capacitación, el profesionalismo, el trato recibido y la formación, son muchos los cadetes que aspiran a ser ingenieros militares, pero todo está supeditado a lo que ellos mismos puedan lograr.

La misión La misión general de las unidades de ingenieros es construir, rehabilitar y mantener las instalaciones y las rutas de comunicación militar. Además llevar a cabo tareas relativas de ingenieros en apoyo a las unidades de maniobra como infantería y caballería, de apoyo como la artillería y las de apoyo logístico. Las unidades de ingenieros que operan en una guerra regular proporcionan apoyo de ingenieros de combate a los elementos de maniobra.

Este trabajo incluye trabajos de construcción, destrucción y de otras operaciones de ingenieros que facilitan el esfuerzo de la ofensiva y aumentan los efectos defensivos de los elementos combatientes. Las tareas típicas que se llevan a cabo en la zona de combate donde son requeridas incluyen la construcción y mantenimiento de vías de comunicación, apoyo de las operaciones de obstáculos y de negación, de cobertura y de engaño.

El Comandante El teniente coronel en servicio activo del Ejército Jairo Aponte, es administrador de empresas de la Universidad Cooperativa de Colombia, magister en relaciones internacionales de la Pontificia Universidad Javeriana, diplomado en liderazgo, dirección y cultura organizacional del Instituto Latinoamericano de Liderazgo.

Fue observador militar de las Naciones Unidas en la antigua República Federal de Yugoslavia en 1993.

Al frente de la guarnición militar ha desempeñado obras de interés y beneficio comunitario que han contribuido a mejorar las condiciones de vida y progreso en apartadas regiones de la Orinoquia, donde el mal estado de las vías se ha convertido en el principal dolor de cabeza para quienes allí residen y están dedicados a hacer producir la tierra, los que ven con buenos ojos la decidida tarea que desarrollan en apartadas regiones del país.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.