LA NOVELA DE BIBIANA NAVAS

LA NOVELA DE BIBIANA NAVAS

A simple vista la actriz Bibiana Navas parece una mujer sin mayores pretensiones. Pero no es así. Es cierto. Es una mujer sencilla, sin arandelas. Pero sus aspiraciones rompen los límites de la fantasía y la realidad.

07 de noviembre 2001 , 12:00 a.m.

A simple vista la actriz Bibiana Navas parece una mujer sin mayores pretensiones. Pero no es así. Es cierto. Es una mujer sencilla, sin arandelas. Pero sus aspiraciones rompen los límites de la fantasía y la realidad.

Así como disfruta plenamente de las noches estrelladas de Mariquita, tierra en la que se crió, se prepara día a día para convertirse en una actriz integral. Quiere ser la mejor, y tiene todo lo que necesita para lograrlo.

Sí. La detestable Libia, secretaria de César Luis Freidel, en la telenovela Pedro el Escamoso, es tolimense. Bibiana Marcela Navas Molano nació en Honda y hasta sus 11 años de edad vivió en Mariquita. Allí está radicada toda su familia. Y también en esa población transcurren sus navidades, puentes festivos y vacaciones. Asegura que, además de su familia, lo que más extraña de Mariquita es la intensidad del sol, la majestuosidad de la naturaleza y la calma de las noches.

Desde pequeña dejó ver sus aptitudes artísticas. Bailaba, cantaba y le decía a su familia y amigas del colegio Santa Ana que cuando grande iba a ser famosa. Y lo logró. Así como afirma que su pasión es la actuación, asegura que nunca olvidará sus raíces, sus primeros pasos en tierras tolimenses.

Bibiana terminó el bachillerato en Bogotá a los 14 años de edad. Recuerda que ella y su familia decidieron que debía radicarse en esa ciudad, después de los sustos que soportaron los tolimenses luego de la avalancha que sepultó a Armero. De inmediato inició clases de arte dramático y teatro.

A los pocos meses participó en un casting y fue escogida para actuar en la serie Romeo y Buseta. Transcurrió algún tiempo y logró su primer protagónico en la serie Super Lupe. Luego ingresó al elenco de Padres e Hijos, serie en la que representa a Patricia desde hace casi 10 años. Con el mismo éxito también ha participado en las telenovelas Café, Perfume de Agonía, Corazón Prohibido, Castillo de Naipes, Brujeres, El Fiscal y ahora, en Pedro el Escamoso, donde representa a una mujer venenosa que nada tiene que ver con su personalidad.

Además de la actuación, Bibiana tiene otras dos pasiones: su hijo Sebastián, de cinco años de edad, y la lectura. Es una lectora compulsiva. Dice que esa es la mejor terapia para el alma. Y no descarta la posibilidad de escribir, de dedicarse algún día a la literatura.

Por ahora, su energía está centrada en la televisión. Escucha y estudia propuestas. Sabe que la televisión colombiana está exportando excelentes producciones. Por eso, aspira en poco tiempo explorar mercados internacionales, traspasar fronteras.

Respira profundo y habla pausado. Pero su voz permite apreciar la dulzura de su alma, la alegría que respira por los poros. Bibiana termina la entrevista con una frase contundente:mi máximo sueño es terminar de descubrirmei .

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.