Secciones
Síguenos en:
CON LA PIEL DE GALLINA

CON LA PIEL DE GALLINA

La desactualización de normas y reglas de juego claras para el procesamiento de aves en Colombia mediante el uso de tecnología de punta, tiene temblando y con la piel de gallina a los industriales del pollo. (VER GRAFICA: PRODUCCION DE POLLO EN COLOMBIA)

Por: REDACCIÓN EL TIEMPO
06 de diciembre 2001 , 12:00 a. m.

La desactualización de normas y reglas de juego claras para el procesamiento de aves en Colombia mediante el uso de tecnología de punta, tiene temblando y con la piel de gallina a los industriales del pollo.

(VER GRAFICA: PRODUCCION DE POLLO EN COLOMBIA).

Desde hace dos meses el Invima, encargado de la vigilancia de medicamentos y alimentos, pidió a las empresas del sector suspender la aplicación de la técnica denominada del marinado, en la que por lo menos 17 de ellas, habían invertido cuantiosos recursos y la cual es usada ampliamente Latinoamérica, Europa y Estados Unidos.

El marinado incorpora al pollo mediante un proceso de inyección, agua, sal, fosfatos y especias, para lograr más sabor y suavidad a la carne.

El marinado es un proceso que, guardadas las proporciones, es similar al de adobar anticipadamente la carne, o al de inyectarle manualmente sustancias a los pavos navideños antes de su cocción.

Como diría el refrán, la entidad estatal tomó la decisión porque aquí se ensilló antes de traer las bestias , pues en el país no había una reglamentación para esta técnica, la cual se ha perfeccionado en los últimos 5 años.

La determinación también se adoptó luego de recibir las quejas de algunos empresarios, que alegaron que como no había condiciones sobre los niveles máximos de hidratación permitidos por cada unidad, la técnica podría ser aprovechada para vender un productoinfladoi a punta de sustancias.

El vacío normativo ha propiciado que la industria nacional se encuentre en desventaja con la de otros países como Ecuador, que están haciendo su agosto con la venta de pollo importado marinado, ya que en ese país la técnica está debidamente reglamentada por parte de las autoridades sanitarias.

La preocupación es grande, pues el país es un gran consumidor del alimento, del cual se producen anualmente 527 mil toneladas. Se calcula que un colombiano consume 13 kilos de carne de pollo al año y según las proyecciones, la cifra podría subir a los 34 kilos en los próximos 10 años.

Una de las empresas que ha sufrido en carne propia esta prohibición es Avidesa Mac Pollo, cuya tecnología para el marinado, que puede costar entre 350 y 400 millones de pesos, quedó inactiva por la decisión del Invima.

Hay normatizaciones que se quedaron muy viejas, lo que hemos encontrado es increíble , dijo Jaime Liévano Camargo, gerente de Avidesa, quien reconoce que ha sido mucho más rápido el avance tecnológico.

El directivo dijo que por fortuna el Invima está trabajando en la reglamentación, ya que la industria es la más interesada en tener unas reglas de juego claras.

Para EL TIEMPO no fue posible obtener un comentario por parte del director del instituto, Camilo Uribe, pero una fuente en la entidad dijo que ya se estaba trabajando en el tema.

La verdad es que uno no puede exigirle al Estado que sea el experto en estas tecnologías, también ha sido una falta de un acompañamiento mayor a las entidades por parte de la industria avícola , reconoció el empresario.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.