INSPECTOR DESTITUIDO POR SEGUNDA VEZ

INSPECTOR DESTITUIDO POR SEGUNDA VEZ

Ayer, la Personería Delegada para la Vigilancia Administrativa IV, solicitó la destitución del cargo de José Domingo Jiménez, inspector de Zona de Puente Aranda.

12 de diciembre 1997 , 12:00 a. m.

El fallo en primera instancia se da después de una investigación que se adelantaba, desde hace un año, contra el inspector de la localidad por recibir dinero del propietario de una obra que venía adelantando una construcción sin licencia y a quien se le había declarado contraventor al régimen, lo que le acarreó la suspensión de los trabajos de edificación.

Jiménez, además de cometer cohecho, prometió hacer desaparecer el expediente que cursaba en su dependencia y permitir que la construcción se adelantara sin ningún tropiezo explicó Jhon Jairo Morales encargado de la investigación.

El funcionario recibió 250.000 pesos durante el típico cierre de tejado que se hace cuando se termina el primer nivel de las viviendas. Jiménez no contaba con que dos de los asistentes al piquete atestiguarían en su contra, corroborando que sí recibió dinero de particulares a cambio de no dejar huellas de la ilegalidad de las obras , dijo Morales.

Jiménez en declaración libre y espontánea negó haber participado en estos hechos.

Además de la destitución, el fallo también contempla la inhabilidad para desempeñar cualquier cargo público durante tres años y la imposibilidad de postularse a cargos de elección popular.

Segunda investigación Pero éste no es el único proceso que se ha adelantado contra el ex inspector. La resolución 1058 del 21 de mayo de 1996 ordenó, en segunda instancia, su destitución y lo inhabilitó durante dos años para ejercer cargos públicos. Este fallo corresponde a una investigación contra el funcionario por exigir 150.000 pesos al propietario de un camión transportador de carnes inmovilizado, para devolverle el vehículo.

Según el funcionario de la Personería, los dos fallos son totalmente independientes y, aunque el de ayer es en primera instancia, los tiempos de las inhabilidades se suman, lo que le representaría al señor Jiménez un total de cinco años fuera de las actividades públicas.

EL TIEMPO intentó comunicarse con Jiménez, pero en la Alcaldía Local y en la oficina del Inspector de Zona desconocían su paradero.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.