ENTUTELADA LA ÚLTIMA TENTACIÓN

ENTUTELADA LA ÚLTIMA TENTACIÓN

Aunque 13 años después La última tentación de Cristo, obra maestra del director Martin Scorsese, parecía haber terminado su calvario de prohibición en Colombia, de nuevo es puesta en la picota pública, esta vez, por una acción de tutela.

28 de octubre 2001 , 12:00 a. m.

Aunque 13 años después La última tentación de Cristo, obra maestra del director Martin Scorsese, parecía haber terminado su calvario de prohibición en Colombia, de nuevo es puesta en la picota pública, esta vez, por una acción de tutela.

El Juzgado 18 Penal de Bogotá admitió y ordenó el trámite de la tutela contra los representantes legales de los teatros Radio City y Libertador, los únicos que se atrevieron a exhibirla.

Según la tutela, de Enelia Grajales López, ya se había prohibido su exhibición en todo el territorio nacional el 16 de diciembre de 1988. La demandante alega que la cinta lesiona los sentimientos religiosos de los creyentes e incluso la Constitución Nacional que le hace reconocimiento público a Dios, a quien le pide protección .

Incluso, Grajales afirma que la película comete los delitos de injuria y calumnia contra Jesucristo. No es posible que a la segunda persona de la Santísima Trinidad, el hijo, quien con su muerte -dice textualmente- nos ha redimido y nos ha comprado con su sangre preciosa, se venga a tratar como un vulgar pecador, lesionando sus derechos divinos .

Además, afirma que el filme irrespeta hasta el Himno Nacional, que venera la imagen de Jesucristo en una de sus estrofas.

A pesar de la tutela, el filme ha sido exhibido con éxito en Bogotá en donde lleva ya tres semanas en cartelera en los teatros mencionados, logrando una taquilla cercana a los 300 espectadores diarios.

Omar Rojas, administrador del teatro Radio City, uno de los demandados, dice que han sido más las reacciones a favor de la cinta, que las contrarias y que incluso ha visto religiosos y religiosas entrando a verla.

Nosotros la exhibimos porque tenemos el acta del Comité de Censura del Ministerio de Comunicaciones -comenta- que autoriza su presentación, desde marzo pasado. Vamos a llevar al juzgado incluso el expediente que la United International Pictures (UIP) tiene, de las veces que ha intentado presentar la película en Colombia .

Para Rojas, la demandante está muy equivocada porque en su opinión la cinta no ataca las creencias religiosas.

Así lo afirmó en una nota anterior en este diario el padre Gabriel Jaime Pérez, actual decano de la facultad de Comunicación Social de la Universidad Javeriana, quien opinó que no había lugar a escándalo porque la película solo parte de la hipótesis de qué pasaría si a Jesús, como verdadero hombre, se le presentara el dilema de seguir con su misión o de tener una familia. Obviamente, acepta lo primero.

Vale la pena recordar que hace 13 años, cuando llegó La última tentación de Cristo a Colombia, se oyeron amenazas que iban desde regar con agua bendita las taquillas de los teatros, hasta tirarles piedras a los que se atrevieran a proyectarla.

Afortunadamente hasta el momento no ha pasado ni lo uno ni lo otro. Nosotros la seguiremos exhibiendo porque la gente se ha sentido conforme con ella -comenta Rojas- al comienzo recibimos algunas llamadas protestando, pero después se calmaron. Sin embargo ya alertamos a la Policía .

Colombia y Chile (durante la dictadura de Pinochet) son los únicos países del mundo en los que se ha prohibido el filme.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.