LADY D: LA VERDADERA PRINCESA DEL POP

LADY D: LA VERDADERA PRINCESA DEL POP

Una de las razones que más contribuyeron a convertir a Lady D en uno de los personajes más importantes de las últimas dos décadas fue su capacidad de sacar a la realeza inglesa de su castillo y ponerla en contacto con el pueblo y la cultura popular.

07 de diciembre 1997 , 12:00 a. m.

Lady D fue una princesa a la que le gustaban las mismas cosas que al pueblo inglés y eso, por supuesto, incluye el rock. Tal vez por eso, Lady D fue tan amiga de los rockero ingleses, iba a sus conciertos y los visitaba en sus camerinos. Era una princesita rockera.

Su muerte permitió que la industria musical y los rockeros de todas las pelambres hicieran un alto en su carrera y cedieran algunas de sus canciones, y por ende sus regalías, para sacar un par de discos en homenaje a la linda princesa bajo el título: Diana, princess of wales. Tribute.

La magia de Lady D se puede sentir en la selección de los músicos, pues casi todas las grandes estrellas del rock inglés y estadounidense acudieron a este llamado, incluyendo los más rebeldes e irreverentes.

El tributo a Lady D es, además de una obra de beneficencia, una excelente selección de algunos de los mejores músicos del momento y una buena colección de curiosidades musicales.

De las 30 canciones que componen el disco, son muy pocas las grabaciones originales para este disco. Una de ellas es Every nation la cual fue interpretada por un grupo de artistas de rap y rhytm and blues que se autodenominó Red Hot y R&B All Stars. La canción es una composición de R. Kelly y cuenta con la participación de Monica, Tony Rich, Faith Evans, Montel Jordan y Curtis Mayfiel, entre otros.

Otra grabación original es una canción de un autor desconocido que canta Peter Gabriel y que se titula In the sun.

Entre las curiosidades de este trabajo vale la pena destacar la canción Evergreen, de Barbra Streisand, la primera que dona esta artista, célebre por su escasa generosidad.

Las canciones I ll be missing you, de Puff Daddy; Who wants to live forever, de Queen; You have been loved, de George Michael y Everybody hurts, de REM fueron incluidas porque fueron las que más pedía la gente en las radios británicas en los homenajes a Lady D.

Otros grandes nombres que se unieron a este homenaje musical son: U2, Annie Lennox, Sinead O Connor, Brian Ferry, Paul McCartney, Eric Clapton, Bruce Springsteen, Neil Finn, The Pretenders, Rod Stewart, Enya, Celine Dion, Michael Jackson, Whitney Houston, Des ree, Mariah Carey, Seal, Dianna Ross, Bee Gees, Toni Braxton, Tina Turner, Cliff Richard y Spice Girls.

Los beneficios de este disco irán a dar la fundación que tenía la princesa. Como los artistas pertenecen a varias casas de discos, se hizo un acuerdo entre las distintas multinacionales para suprimir sus créditos. La distribución para todo el mundo la está haciendo Sony Music.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.