Secciones
Síguenos en:
DISCUTA, PERO SOLUCIONE

DISCUTA, PERO SOLUCIONE

El 80 por ciento de los problemas consultados en terapia de pareja tienen que ver con una comunicación deficiente.

Por: REDACCIÓN EL TIEMPO
11 de febrero 2001 , 12:00 a. m.

El 80 por ciento de los problemas consultados en terapia de pareja tienen que ver con una comunicación deficiente.

Están las parejas que saben hablar y escuchar, las que no hablan, las que hablan pero no se escuchan, las que gritan y las que se golpean.

La mayoría tiene más o menos las mismas dificultades, excepto las que tienen problemas de alcohol, drogas, enfermedades mentales. Por qué entonces hay parejas que funcionan y otras no? Por la forma como resuelven los conflictos.

Las parejas con una mala comunicación son aquellas en las que cada miembro está seguro de tener la razón y trata de imponerla, aunque para ello recurra al silencio prolongado, a la violencia o al chantaje.

Aun en las uniones más satisfactorias hay fuertes peleas que deben confrontarse y superarse. Lo importante para saber comunicar no es "cómo se hace el amor", es "cómo se hace la guerra".

Pelear y reconciliarse, compartir y disentir implica, todo un aprendizaje de la convivencia que significa ceder o tolerar que el compañero(a) tenga otra perspectiva. Nadie es dueño de la verdad única. Hay formas de ver el mundo, maneras de hacer el amor, de darse afecto, de comunicarse con los hijos, de manejar las finanzas, de divertirse, de trabajar. A veces se encuentra la verdad en el consenso, otras es imposible estar de acuerdo pero es necesario expresar los sentimientos y validarlos.

Validar no es estar de acuerdo, es aceptar con palabras o actitudes corporales lo que la otra persona expresa, es reconocer la diferencia. Pero muchas veces, cuando no nos gusta la otra opinión, la descalificamos, no escuchamos el mensaje, lo evadimos o cambiamos el tema para salir del paso.

Qué entorpece la comunicación.

No escuchar: es invalidar la posición del otro(a): sus pensamientos, sentimientos y acciones. Reconocer es expresar: "Yo entiendo cómo piensas y sientes, aunque no lo vea así".

Interpretar: darle un significado personal y no de consenso a la opinión del otro (a) mediante un juicio de valor que lo hace sentir culpable. Ejemplo: "la histérica", "el sádico", "la bruta", "el perezoso". Estos diagnósticos son ofensivos y alejan a la pareja. Es mejor describir los hechos y no interpretarlos. Ejemplo: "Cuando tú haces X (mala cara), en situación Y (delante de mis amigos), yo siento Z (angustia).

El doble mensaje: al mismo tiempo que se dice algo, se lo contradice. Ejemplo: "Ya voy por ti" y nunca llega o como "te amo" y la (o) golpea. La solución es enviar un solo mensaje y cumplirlo.

Agenda oculta: no se ventila el problema real que permanece escondido. Es el caso de la esposa que finge durante diez años llegar al orgasmo, cuando en realidad nunca lo ha sentido. En vez de acabar con el secreto y enfrentarlo.

Leer la mente: asumir y expresar por la otra persona lo que piensa o siente sin preguntarle. Ejemplo: "Como tú no me amas..." Es mejor preguntar por cerciorarse y confirmar lo que se piensa.

Cruzar quejas: el esposo contesta con otra queja a la queja de su compañera. "Es que usted no me ayuda en la casa", a lo que él responde: " Será que usted me ayuda mucho en la oficina?".

El silencio prolongado: es una forma de castigar y culpabilizar a la pareja. A veces dura meses y destruye el vínculo.

Cuando discuta un tema no se remonte al pasado, el quejarse es destructivo y no resuelve el problema. Sea preciso y conciso en el envío del mensaje, utilice lápiz y papel y saque un tiempo para usted y su pareja.

Cuando tenga en cuenta estos puntos y haya aprendido a cambiar las quejas negativas en recomendaciones positivas específicas, estará listo (a) para negociar acuerdos.

(*) Sicóloga clínica especializada en pareja y autora de varios libros.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.