Secciones
Síguenos en:
EL SANTO DEL AMOR

EL SANTO DEL AMOR

San Valentín es famoso. Buena parte del mundo celebra hoy su día, en una jornada dedicada al amor. A pesar de que tiene toda una maquinaria publicitaria a su alrededor, poco se sabe de su vida.

Por: REDACCIÓN EL TIEMPO
14 de febrero 2001 , 12:00 a. m.

San Valentín es famoso. Buena parte del mundo celebra hoy su día, en una jornada dedicada al amor. A pesar de que tiene toda una maquinaria publicitaria a su alrededor, poco se sabe de su vida.

Alguien sabe, por ejemplo, si Valentín era un Romeo enamorado, un novio despechado o un alcahueta de parejas imposibles? Hay quien se lo imagine de una manera diferente a la del joven con un arco, dispuesto a dejar flechado al primer corazón que suspire levemente?.

Lejos están esas imágenes de la realidad. Valentín fue un sacerdote romano, puesto en prisión bajo el gobierno de Claudio II, en el siglo III. Su delito fue ayudar a los cristianos durante la persecución de la que fueron objeto. Como se negó a renunciar a su fe religiosa, fue golpeado y decapitado en el año 269. Luego fue enterrado en la Vía Flaminia, al norte de Roma.

Valentín era un nombre común en aquella época, lo que se presta a algunas confusiones. Hay quienes creen que el verdadero san Valentín fue un obispo de Terni, Umbría, también ejecutado en Roma. Sin embargo las autoridades religiosas del siglo XVII señalaron que se trata de la misma persona, y, más adelante, se zanjó la cuestión al asegurar que el santo genuino es el sacerdote martirizado.

Hay menos certeza respecto a la celebración de la fiesta religiosa y su relación con el día del amor. Se cree que viene de una vieja creencia, según la cual el 14 de febrero es cuando las aves eligen su pareja. La coincidencia de la fecha hace de Valentín el santo de los enamorados. También existe la versión de que es un vestigio de las Lupercales, unas fiestas romanas que se celebraban por la misma época del año, en busca de la fertilidad.

No sólo para el amor.

No sólo los enamorados tienen su santo. Los hay para favores especificos: san Antonio ayuda a encontrar objetos perdidos, santa Rita da esperanzas para las causas desesperadas y resuelve problemas matrimoniales, san Juan de Dios protege a los enfermos, san Francisco de Asís aboga por los animales y el medio ambiente en general.

Pero así como hay santos para las dolencias del alma, los hay para las del cuerpo. Para un dolor de muela hay que invocar a Kea.

Se dice que era un monje y obispo- al parecer del siglo VI- que peregrinó por Inglaterra y Bretaña, donde fundó iglesias. Cuentan que el príncipe Teodorico, al ver que usaba ciervos para el arado, le pegó una patada y le arrancó un diente. Kea se lavó la boca en una fuente, cuyas aguas, desde entonces, han curado dolores y problemas de dentadura. Su festividad es el 5 de noviembre.

San Pancracio es invocado contra los calambres. Hijo de una familia noble de Turquía, fue llevado a Roma por su tío Dionisio a la muerte de su padre. Fue bautizado por el Papa y decapitado cuando sólo tenía 14 años. Se dice que es enemigo de los falsos juramentos. De hecho, la idea de que ayuda contra los calambres viene de la historia de un hombre que quiso jurar en vano sobre la tumba de Pancracio. En castigo se le congeló el brazo y cayó muerto. Murió en el año 304 y su día es el 12 de mayo.

Para el dolor de cabeza basta una oración a san Esteban. Designado por los apóstoles para que les ayudara a predicar, se destacaba por su facilidad verbal. Sus enseñanzas lo pusieron en problemas ante el Sanedrín en el año 35. Se defendió con elocuencia, pero fue condenado: lo sacaron de la ciudad y lo lapidaron. El se arrodilló y pidió, a gritos, perdón para el pecado de la gente. Luego murió. Se le invoca contra los dolores de cabeza por lo que padeció durante su apedreamiento. Su fiesta se celebra el 26 de diciembre.

La festividad de ninguno de estos santos es tan celebrada como la de Valentín.

Los enamorados lo invocan desde la Edad Media, pero las tarjetas aparecieron mucho después, a mediados del siglo XIX, y fueron idea de los gringos. Miles de ella circulan por estos días; sirven de campaña publicitaria para san Valentín, quien, de paso, hace el milagro de enriquecer a las personas involucradas en esta industria.

Matrimonio nudista.

Un centro turístico de Jamaica celebrará hoy una boda colectiva. Se trata de un matrimonio bastante particular. No necesitan alquilar esmoquin ni comprar trajes caros; lo único que tienen que usar es un buen bloqueador de sol , dice el anuncio a los contrayentes. Y no le hace falta razón: el evento será nudista.

Ocho parejas se apuntaron al plan. Otros cuantos más van como invitados, aunque tienen que pagar casi millón y medio de pesos por pareja, cada noche, para ser testigos de lo que han denominado como la boda nudista colectiva más grande del mundo . Muchos otros han levantado sus protestas por un acto que consideran inmoral.

La oficina de turismo oficial de Jamaica fue contundente: dicha ceremonia es contraria a la imagen que consideramos apropiada , dijo. La junta no fomenta actividad alguna o descripción de este país que sea ofensiva para el pueblo jamaiquino . Sin embargo aclaró que no puede intervenir en el asunto .

Portia Simon Miller, ministro de trabajo, habló con la prensa: este tipo de actividad no se atiene a nuestra estrategia de mercadeo de Jamaica , señaló.

El problema se ha aireado en la radio, a donde llaman personas indignadas. Los mismos locutores han expresado sus opiniones. El turismo debería reflejar la cultura y, en cierta forma, esto es parte de una cultura extranjera , denunció en su programa Barbara Gloudon.

Antoinette Horton, conductora de un programa radial, puso el dedo en la llaga: Nos estamos vendiendo por dinero , dijo. Hasta dónde llegaremos? .

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.