Secciones
Síguenos en:
PLAN AMÉRICA PARA COMBATIR NARCOTRÁFICO EN EL CONTINENTE

PLAN AMÉRICA PARA COMBATIR NARCOTRÁFICO EN EL CONTINENTE

El denominado Plan América , una iniciativa de Estados Unidos para combatir el narcotráfico en el continente, busca sumar apoyo entre las naciones americanas que aún ven con expectación un programa similar aplicado en Colombia. Una misión de senadores estadounidenses formada por los republicanos John McCaine, Fred Thompson, Charles Hagel y el demócrata Christopher Dodd visitó Ecuador para solicitar apoyo a ese plan.

Por: REDACCIÓN EL TIEMPO
22 de febrero 2001 , 12:00 a. m.

El denominado "Plan América", una iniciativa de Estados Unidos para combatir el narcotráfico en el continente, busca sumar apoyo entre las naciones americanas que aún ven con expectación un programa similar aplicado en Colombia.

Una misión de senadores estadounidenses formada por los republicanos John McCaine, Fred Thompson, Charles Hagel y el demócrata Christopher Dodd visitó Ecuador para solicitar apoyo a ese plan.

La visita de los congresistas se produce a los pocos días de las conversaciones que mantuvieron sobre el mismo asunto los presidentes de EEUU, George W. Bush, y de México, Vicente Fox.

El senador Dodd aseguró en Quito que el problema del narcotráfico afecta, además de Colombia, a sus países vecinos, pero también a los países de tránsito centroamericanos y a su propio país, el mayor consumidor de drogas en el mundo.

"No es solamente un problema de Colombia, no es sólo un problema de Estados Unidos, a pesar que nosotros somos el país más grande del mundo que consume drogas, el problema del narcotráfico es un problema transnacional", subrayó.

El circuito del narcotráfico, según Dodd, afecta directamente a Ecuador, Perú, Venezuela, Brasil, Bolivia, los vecinos de Colombia, a todos los países centroamericanos, especialmente a México, a EEUU como gran consumidor, pero su influencia ha traspasado América para convertirse en un asunto mundial.

Ante ello, Dodd insistió en que el combate al narcotráfico debe ser entendido como un problema global, que afecta también a Europa y otros continentes, pero que en el contexto americano debe ser atacado de forma regional.

"Comprendemos muy claro que si la demanda no fuera tan fuerte, como es en Estados Unidos, el problema del narcotráfico no sería tan grande en el mundo" y es por ello que EEUU está dispuesto a asumir gran parte del reto que supondrá el combate a las drogas, agregó.

Los senadores están seguros de que el "Plan América" supone "trabajar juntos" contra el narcotráfico, con respuestas contundentes a los productores y traficantes, así como a los consumidores.

El senador John McCaine aclaró que la estrategia en Colombia ha generado una reacción positiva para acabar con los circuitos de las drogas, pero subrayó que EEUU necesita "trabajar con todas las otras naciones que se encuentran en esta región" de la cuenca amazónica.

El "Plan América", para McCaine, supone un desafío para cada una de las naciones del continente, pero asegura que una cooperación "más fuerte" entre los países, arrojará mejores resultados. Efe.

El plan Colombia.

No obstante, los senadores admiten que una especie de "foco" del narcotráfico se ha situado en Colombia, y por ello que en esa nación se haya aplicado un programa particular.

Dodd asegura que el interés de EEUU en el "Plan Colombia" es combatir al narcotráfico y no intervenir en los problemas civiles internos de ese país, aunque anotó que es un verdadero problema que los grupos insurgentes colombianos tengan vínculos con las mafias.

El congresista reclamó el apoyo de las naciones vecinas al "Plan Colombia", pues insistió en que la estrategia en ese país, si no es regional y cuenta con el apoyo financiero de Europa, podría fracasar.

Dodd agradeció el apoyo de Ecuador a la estrategia contra el narcotráfico desarrollada por su país, sobre todo por el convenio para el uso de la base aérea y naval de Manta, al oeste del país andino, en el Pacífico, desde donde un contingente militar estadounidense vigila y controla los movimientos de narcotraficantes.

El convenio entre Ecuador y EEUU sobre la base de Manta tiene una duración de diez años y se mantiene en vigor desde 1999, aunque grupos de derechos humanos han criticado el acuerdo por temor a que la base pueda convertirse en un puesto de avanzada para intervenir en el conflicto interno de Colombia.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.