Secciones
Síguenos en:
RUEDA CABEZA EN LA SUPERSERVICIOS

RUEDA CABEZA EN LA SUPERSERVICIOS

Marlén Valderrama, intendente de entidades intervenidas y en liquidación de la Superintendencia de Servicios Públicos, renunció el pasado miércoles a ese cargo, al cual había llegado en enero de 1999 por nombramiento directo del superintendente Enrique Ramírez Yáñez.

Por: REDACCIÓN EL TIEMPO
02 de febrero 2001 , 12:00 a. m.

Marlén Valderrama, intendente de entidades intervenidas y en liquidación de la Superintendencia de Servicios Públicos, renunció el pasado miércoles a ese cargo, al cual había llegado en enero de 1999 por nombramiento directo del superintendente Enrique Ramírez Yáñez.

Su dimisión se produjo tres días después de que este diario reveló sus vínculos con Marino Zuluaga, amigo personal del superintendente Ramírez y quien defendió los intereses de la Nación en el caso TermoRío, un litigio que hace algo más de un mes dejó al Estado ad portas de pagar 61 millones de dólares.

Un alto funcionario de la Superintendencia le confirmó a este diario la salida de Valderrama, quien desde marzo del año pasado había sido suspendida por orden de la Contraloría General, para que no interfiriera en las investigaciones que se adelantan por el desgreño del patrimonio de las electrificadoras de la Costa Atlántica.

El pasado domingo, EL TIEMPO reveló que Valderrama trabajó durante 14 años en la oficina de abogados de Zuluaga y que fue ella quien envió la hoja de vida de éste a la Electrificadora del Atlántico (Electranta) cuando se estaba buscando un abogado para que le hiciera frente a la demanda que TermoRío presentó ante un tribunal de arbitramento internacional, para que se le reconocieran daños e indemnizaciones por la no ejecución de un contrato que firmó con Electranta para la generación de energía por 20 años.

Zuluaga, compañero de estudios del Superintendente, no solo obtuvo este contrato por el que se pactó pagarle 2.596 millones de pesos, de los cuales ya se le entregaron más de 700 millones. Además, Ramírez ya le había dado seis contratos más de asesoría directa a su despacho por 58 millones de pesos y, luego de la entrada de su ex colaboradora a la Superintendencia, obtuvo otros que suman más de 3 mil 200 millones de pesos.

Este diario intentó conocer los términos de la renuncia de Valderrama, pero el superintendente Ramírez no respondió a las llamadas de los reporteros.

A principios de esta semana Ramírez ofreció su renuncia si los organismos de control encontraban irregularidades en la defensa que hizo su amigo Zuluaga en el caso TermoRío.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.