Secciones
Síguenos en:
QUÉ RESPONSABILIDAD LA DE LA CRT

QUÉ RESPONSABILIDAD LA DE LA CRT

Los grandes negocios del futuro se están montando alrededor de las telecomunicaciones y la informática. Esto es un hecho que se ha estado demostrando en todo el mundo desde hace algunos años, impulsado además por la desmonopolización del Estado en el sector de las comunicaciones.

Por: REDACCIÓN EL TIEMPO
26 de febrero 2001 , 12:00 a. m.

Los grandes negocios del futuro se están montando alrededor de las telecomunicaciones y la informática. Esto es un hecho que se ha estado demostrando en todo el mundo desde hace algunos años, impulsado además por la desmonopolización del Estado en el sector de las comunicaciones.

En Colombia se inició este proceso con la adjudicación de las licencias para telefonía celular y para larga distancia. Muchos millones de dólares se pagaron por la autorización para prestar estos servicios.

Sin embargo, la vertiginosa dinámica de la tecnología ha permitido la generación de nuevas modalidades de comunicación, nuevos negocios y adelantos que obligan a que el sector sea reglamentado en forma oportuna, eficiente y con visión de futuro.

Es aquí donde juegan un papel muy importante los entes reguladores. En Colombia, esta responsabilidad la tiene la Comisión de Regulación de las Telecomunicaciones o CRT.

Esta entidad es la que debe establecer el equilibrio necesario para que exista una competencia sana y para que el sector se fortalezca. La última intervención, la de la tarifa plana, ha sido criticada por algunos analistas, pero hay que reconocer que sí baja la barrera de entrada de Internet al país. Había podido ser mejor, sin duda, pero el castigo al negocio de los operadores era grande y gigantescas las presiones debieron recibir.

Ahora están trabajando en la reglamentación de cargos de acceso e interconexión. Estos puntos son absolutamente necesarios para que en las llamadas de celulares, trunking y, en un futuro, PCS, se tengan tarifas competitivas, la competencia sea sana y para que lo que deban pagar los usuarios por sus llamadas, sin importar si son por celular o cualquier otro medio, se reduzca sustancialmente.

Es increíble que en Colombia el cargo de acceso o de terminación fija sea el más alto del mundo, compartido solo con Luxemburgo, un 30 por ciento más que el promedio mundial. Adivinen quién termina pagando la altísima tarifa: el usuario. Por otro lado, la interconexión es la que permite que las llamadas se puedan terminar. Si las empresas telefónicas locales no quieren interconectar las llamadas de celular o de trunking, sencillamente no lo hacen, creando así una competencia malsana e injusta.

La CRT tiene la obligación de reglamentar los cargos de acceso y la interconexión para que los usuarios paguen menos y para que cualquier tecnología que venga al país pueda ofrecer servicios de comunicación de voz sin que los intereses de una u otra empresa operadora se conviertan en el palo en la rueda del nuevo servicio.

guisan@eltiempo.com.co

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.