LA ÚLTIMA JUGADA DE SAULO ARBOLEDA

LA ÚLTIMA JUGADA DE SAULO ARBOLEDA

El ex ministro de Comunicaciones Saulo Arboleda Gómez ha librado desde el 25 de octubre del 2000, fecha en que fue condenado por la Corte Suprema de Justicia, una batalla legal para anular su sentencia por considerarla irregular.

22 de abril 2001 , 12:00 a.m.

El ex ministro de Comunicaciones Saulo Arboleda Gómez ha librado desde el 25 de octubre del 2000, fecha en que fue condenado por la Corte Suprema de Justicia, una batalla legal para anular su sentencia por considerarla irregular.

Sin embargo, cuando parecía haber agotado todos los recursos jurídicos, su caso tuvo eco el pasado viernes en la Defensoría del Pueblo, que mediante un oficio le pidió a la Corte Constitucional seleccionar y revisar una tutela que interpuso Arboleda.

El ex ministro entabló la acción argumentando la violación de los derechos al debido proceso, la igualdad, y la intimidad, dentro de la investigación del caso conocido como del miti-miti , que le valió la condena de la Corte Suprema.

Arboleda pagó cuatro años y medio de prisión por el delito de interés ilícito en la celebración de contratos, al atender una recomendación del entonces ministro de Minas, Rodrigo Villamizar, para que entregara una emisora en FM al periodista de Cali Mario Alfonso Escobar.

La prueba principal en su contra fue una grabación telefónica en la que Arboleda hablaba con Villamizar sobre las emisoras y se habló de repartir "miti-miti".

Hace quince días, los magistrados de la Corte Constitucional, Manuel José Cepeda y Jaime Córdoba Triviño, responsables de la sala de revisión de tutelas, durante el presente mes, descartaron la tutela de Arboleda.

Sin embargo la Defensoría, al intervenir en el caso, le dice en su solicitud a la Corte que la tutela debe ser seleccionada y revisada porque el proceso de Arboleda amerita un pronunciamiento de fondo, en procura de la garantía de sus derechos al debido proceso y la contradicción .

Uno de los argumentos principales de la Defensoría es que el ex ministro fue condenado con una prueba tomada en forma ilícita como son las grabaciones telefónicas.

Para ello, se basa en un salvamento de voto que hizo Rubén Darío Henao, magistrado de la Sala Disciplinaria del Consejo Superior de la Judicatura, donde la tutela de Arboleda fue negada por 4 votos contra 3. Henao estimó que la prueba recaudada con relación a las grabaciones era nula, como también las que se derivan de ella.

Por lo cual- dice la Defensoría- cabe interrogarse sobre el alcance de las pruebas cuestionadas, que devienen de una nula .

Según la Defensoría, los temas planteados imponen la conveniencia de que el más alto juez constitucional precise sobre el alcance de los derechos al debido proceso, la controversia de la sentencia condenatoria, sobre las limitaciones que puede tener este último, y las pruebas que provienen de una nula, con lo cual se clarificaría la compresión de dichas garantías en la acción de tutela que se solicita en revisión por insistencia .

Es la primera vez que la Defensoría, dirigida por el ex magistrado Eduardo Cifuentes Muñoz, un ex presidente de la Corte Constitucional, se pronuncia sobre un caso como este.

Consideraciones.

La Defensoría también sostiene que Arboleda fue condenado por la Corte Suprema en única instancia, por tener fuero de ministro, y que no se le ha dado la oportunidad de recurrir a una instancia superior.

Pero, según la ley, toda persona que sea condenada tiene derecho a apelar ante otra instancia, según lo establece el Pacto de Derechos Civiles y Políticos y el Pacto de Costa Rica.

Además, esta es la primera vez que se condena a un ministro en el país por el delito de interés ilícito en la celebración de contratos (por escuchar una recomendación a un particular), por lo cual no existe jurisprudencia alguna sobre el caso y a juicio de la Defensoría debe ser necesario que los magistrados de la Corte Constitucional la establezcan.

Si la Corte revisó las tutelas del ex parlamentario Pablo Ardila, del ex ministro Hugo Escobar Sierra y del ex congresista Rodrigo Garavito, que tenían otras instancias para defenderse, porque no revisa el caso de Arboleda que es único en Colombia , aseguró el ex magistrado de la Corte Constitucional Antonio Barrera, abogado de Arboleda.

Arboleda pagó la totalidad de su condena en la Estación Segunda de Policía de Bogotá y en su residencia, tras recibir la casa por cárcel. Quedó en libertad el pasado 16 de marzo. Ahora, está a la espera del resultado de su última jugada jurídica. En próximos días la Corte se pronunciará.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.